Por qué Francia tiene tantos jugadores ‘africanos’

El resto del mundo está sorprendido sobre la cantidad de jugadores negros en el equipo de futbol de Francia. ¡No son franceses!, protestan los racistas. ¡Son africanos!, reivindican algunos anti-racistas. Pero el asunto es más complejo. Una investigación de Vox y algunos puntos de contexto pueden ayudar. (La traducción del video está más abajo.)

11 Pasos Actualidad P369 texto

En primer lugar, recordemos que así como España y Portugal colonizaron lo que hoy conocemos como América Latina, Francia colonizó en el siglo XIX buena parte de África (Costa de Marfil, Senegal o Madagascar), del Magreb (Argelia o Túnez) y el mundo árabe (Líbano), Vietnam o en América varias islas del Caribe (Martinica, que sigue colonizada) o durante un tiempo Luisiana y Quebec en Norteamérica.

Así, en el siglo XX, cuando Francia y Alemania necesitaban mano de obra barata para reconstruir sus países después de la segunda guerra mundial desde finales de los años cuarenta, empezaron a llamar a trabajadores del Sur de Europa (España, Portugal, Grecia), de Turquía (en Alemania) y de sus excolonias africanas.

Como explica Vox, así empezaron a llegar muchos migrantes del Norte de África y África Occidental a reconstruir las grandes ciudades, en especial París. Por eso es que también hay muchos portugueses en Francia, Alemania o Inglaterra.

Llegaron a los suburbios de las grandes ciudades, en donde fueron integrados a medias.

Y aquí hay un punto que le falta a Vox. El futbol es tan popular en el planeta, en especial en América Latina, África y Europa, porque el deporte y el baile son las dos actividades en las que no hace falta tener acceso a educación y a dinero para sobresalir.

La reflexión no es mía sino de Catalina Ruiz-Navarro.

Muchos de los grandes futbolistas de la historia vienen de orígenes muy humildes. Por eso, porque es un ascensor social con más posibilidades que la educación y el trabajo, es que hay tantos afroamericanos en la liga profesional de basquetbol o en la liga de futbol americano.

O por eso es que tantos franceses de los suburbios, hijos de migrantes, depositan todas sus esperanzas en el futbol para sobresalir en la vida.

Si jugar bien a un deporte fuera la única posibilidad de salir de la pobreza y la estigmatización social, vaya si no le pondríamos toda la energía todos al deporte.

Pero la energía no es suficiente. No se trata, como diría mi papá, de soplar y hacer botellas.

La investigación de Vox explica cómo después de una crisis futbolística de Francia en los sesentas y setentas, invirtieron mucho dinero y energía para hacer escuelas de futbol que han sido un semillero para talentos.

Tanto que es el país que más nutre al Mundial. No sólo están sus 23 seleccionados, sino además otros 21 mundialistas que prefirieron jugar para los equipos de los países de los que vienen sus papás.

Como el francés de origen argelino que iba a ser seleccionado francés junto a Fontaine y que desertó para luchar por la independencia del país de sus padres, en una historia maravillosa de 1958 que contó el periodista Gabriel Woltke en este blog de 11 pasos.

Lea Francia: El futbolista que desertó y que podría haberles dado su primera copa

Cuarenta años después, otro francés de papás argelinos, Zidane, les dio su primera copa en 1998.

Desde entonces ya se decía que la campeona del mundo era una selección muy francesa: blanca, negra y árabe. Muy parisina, digamos. Muy del imperio francés.

Mbappé, la nueva estrella, nació en los suburbios parisinos, hijo de camerunés y argelina. Y es francés. Tan francés como el expresidente hijo de húngaros Nicolás Sarkozy. Tan francés como mi amiga de apellido alemán Meyer, o como Simone de Beauvoir o Jean Paul Sartre.

Porque estamos en el año 2018, y la etnicidad y la nacionalidad ya no son sinónimos. Como nunca lo han sido.

Como demostró el también francés Ernest Renan desensamblando el mapa europeo, las naciones no están definidas ni por la raza ni por la lengua ni por la religión ni la comunidad de intereses ni la tierra ni las necesidades militares. La nación es “un alma” constituida por la posesión común de un rico legado de recuerdos (y de olvidos) y el consentimiento actual. “Es una gran solidaridad (..) el deseo claramente expresado de continuar la vida común. La existencia de una nación es un plebiscito cotidiano, como la existencia del individuo es una afirmación perpetua de vida”.

***

(Para quienes no son angloparlantes, aquí hay una traducción del video de Vox, por Pía Flores.)

¿Por qué Francia produce la mayor cantidad de jugadores para la Copa Mundial?

La imagen es de Portugal jugando contra Marruecos en la Copa Mundial 2018. Portugal era el favorito y ganó el partido 1 a 0. El resultado no fue tan interesante, pero esa foto sí lo es. Este jugador de la selección portuguesa no nació en Portugal. Y estos dos jugadores de Marruecos no nacieron en Marruecos.

El ente regulador del fútbol, FIFA, permite que atletas jueguen por cualquier nación con la que tienen una conexión clara. Eso incluye el país de origen de los papás o abuelos de un jugador.

Este Mundial, 82 jugadores están jugando en países en los que no nacieron. Entonces, ¿de dónde vienen?

Si lo marcamosm en un mapa un país sobresale. La mayoría de jugadores del mundial provienen de Francia. Más de 50. Brasil está en segundo lugar pero ni se acerca.

Francia ha tenido la mayoría de jugadores y entrenadores en los últimos cuatro mundiales y su preponderancia ha estado aumentando.

¿Qué hay de especial de Francia?

Al final de la Segunda Guerra Mundial gran parte de Francia estaba en ruinas. El gobierno comenzó a reclutar mano de obra de Europa del Sur y del Este y también de sus colonias en el norte de África para reconstruir el país durante finales de los años cuarenta y cincuenta. Durante esa época Francia trajo a más migrantes que cualquier otro país europeo.

En los sesenta y a principios de los setenta la economía de Francia creció rápidamente y la falta de trabajadores generó otra ola de migrantes con aún más prevalencia de colonias francesas en África y el Caribe.

Muchos de ellos se instalaron en grandes proyectos de vivienda justo afuera de las ciudades grandes.

Al mismo tiempo Francia estaba viviendo una crisis deportiva, especialmente la selección nacional.

Entre 1960 y 1974 Francia no logró calificar para tres mundiales y tres campeonatos europeos. La federación francesa de fútbol decidió que la manera de mejorar era crear una estructura nacional para desarrollar talento y estableció uno de los primeros sistemas de academias en Europa.

En 1972 el Instituto Nacional de Fútbol (INF) abrió en Vichy y cuatro años después la federación estaba trabajando con los mejores clubes de fútbol para establecer una red amplia de academias para reclutar y entrenar la juventud local.

En 1988 el INF movió a un suburbio boscoso al sur de París, llamada Clairefontaine. Al principios de los noventa este sistema francés de fútbol era uno de los mejores en el mundo, desarrollando jugadores talentosos en toda Francia.

Y el sistema dio resultados.

En 1998, la selección nacional, llamada Le Bleus, ganó la Copa Mundial. Un momento que fue celebrado en todo el país. Parecía representar un avance para el multiculturalismo francés también, ya que varios jugadores eran migrantes o hijos de migrantes que llegaron a Francia durante el siglo 20.

El equipo se llamaba Black (negro) Blanc (blanco) Beur (árabe). Una interpretación de los tres colores de la bandera francesa.

Pero no todos apoyaban la diversidad, especialmente políticos nacionalistas como Jean Marie Le Pen. “Yo lo encuentro un poco artificial hacer que estos jugadores lleguen desde el extranjero y bautizarlos como el equipo francés. Noto que jugadores de otros equipos cantan su himno nacional con gran corazón y en voz fuerte, mientras me doy cuenta que la mayoría de los jugadores en el equipo francés no lo cantan; obviamente, no lo conocen.”

A pesar de críticas racistas, jugadores de familias migrantes continúan representando más y más del mejor talento de Francia. Muchos provienen de un lugar en particular. 38% de migrantes en Francia se instalan en los suburbios de París. La mayoría vienen de estas áreas, llamadas Banlieues, la traducción literal de la palabra francesa es suburbio, pero muchos son guetos con prevalencia de migrantes. En el transcurso de los años estos áreas han vivido disturbios frecuentes. Tienen altas tasas de desempleo, delincuencia y pobreza y están en crisis.

El Banlieue continúa produciendo algunos de los jugadores de fútbol más talentosos. Eso es porque aquí es donde historia migratoria de Francia se entrecruza con su sistema de fútbol y es la razón por la cual esa ciudad es el pozo de talento número uno del mundo para el fútbol.

Desde 2002 la cantidad de jugadores de la Copa Mundial que nacieron en París ha aumentado contínuamente. De todos los jugadores franceses en la Copa Mundial de 2018, 16 nacieron o crecieron en el área de París. La selección nacional tiene 8 jugadores de los Banlieues, todos hijos de migrantes. Eso incluye Kylian Mbappé, la súper estrella de Francia de 19 años, quien nació de una mamá argelina y papá camerunés en el suburbio parisino Bondy y fue entrenado en el sistema francés en Clairefontaine.

Pero los jugadores parisinos no solo juegan por Francia. Durante los años las reglas de elegibilidad de FIFA les han permitido jugar por países como Costa de Marfil, Marruecos, Argelia, Portugal, Camerún y Togo. Cuatros jugadores del equipo senegalés de este año son del área de París, al igual que este jugador del equipo de Túnez.

¿Recuerda esta foto del Portugal vs. Marruecos?

Ambos de estos jugadores nacieron en París. Eso es lo que es especial del fútbol francés, la combinación de un sistema establecido de academia y su historia migratoria única está produciendo talento increíble. Para Francia y el resto del mundo.

Martín Rodríguez Pellecer
/

Es el director y CEO de Nómada. Es guatemalteco, perseverante y alegre. Empezó en el periodismo en 2001 en cartas de lectores. En 2011 fundó Plaza Pública para la URL, y en 2014, Nómada. Estudió una licenciatura en la UFM y una maestría en Estudios Latinoamericanos en la UAM. Fue finalista del premio FNPI en 2013 y 2017. Ganó el premio nacional de periodismo en 2004 y 2017. Es políglota y feminista. @Revolufashion


Pia Flores
/

Buscadora de las historias invisibles y experiencias con sentido. Antropóloga irreverente y amante de la diversidad, la noche, las auroras coloridas y los cuentos que tardan.


Anuncio

Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

¡Gracias!


Anuncio

2

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    Luis Paraiso. /

    13/07/2018 6:39 PM

    Veo mal y complicado migrantes del Magreb venir a Guatemala a instalarse para reconstruir las ciudades despues del pacto de paz, de la misma manera africanos venir a Guate a conocer lo mismo que conocen en sus paices. Hago la observacion de la emigracion africana en Sud-America es poca se ven algunos africanos en Argentina y algunos en Uruguay otros pocos pocos en Chile y siempre es lo mismo vendiendo productos de origen chino en las calles. En Francia son raras las academias du futbol. Pero el futbol funciona de forma piramidal todo a nivel de clubes afiliados a la federacion (F.F.F.) Esto va desde el mas pequeño club de cualquier aldea, pueblito, caserio hasta llegar a la cima pasando por las selecciones eepartamentales, regionales ect. Lo que usted describe es una tentativa de privatizar las selecciones nacionales lo que corresponde al aire del tiempo sabiendo que el futbol produce una inmenza riqueza a la que ya lu pusieron las manos los estafadores, sobornadores y mercaderes. Señalo que los "ghetos' en Francia no tienen nada que ver con las limonadas y casas de carton de Guatemala, aunque en los años 60 si pudo haber existido en su gran mayoria obreros en la fabricacion automovil. Señalo que estafadores y vendedores de esclavos futbolistas surgieron en los años 2000 lo que dio por consecuencia que ningun menor de origen extranjero podria obtener una licencia en la F.F.F. prohibicion ordenada por la FIFA. Todos los seleccionados franceses vienen de un club F.F.F. y no de academias. Señalo que los seleccionados francese estan en buena salud hantenido una alimentacion verdaderos atletas lejos de los habitantes de las casas de carton y limonadas donde lo mas importante es comer el dia de hoy yver fut ala tele.

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    Walter Pimentel /

    12/07/2018 4:18 PM

    Gracias por la información. Definitivamente tenemos que crear academias nacionales de futbol.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!



Notas más leídas




Secciones