Las iglesias me hacían llorar

Recuerdo tener pocos años, estar en brazos de mi mamá en la iglesia católica y estar llorando. Sentía miedo y tristeza de ver imágenes de un hombre clavado a una cruz, la sangre, la otra imagen del hombre cargando una cruz. Tantas imágenes rodeándome que me perturbaban. Es un sentimiento que no olvido a pesar de haber estado muy pequeña. Sí, las iglesias me hacían llorar (qué niña tan rara ¿verdad?).

Cotidianidad Coyuntura / Blogs Opinión
Esta es una opinión

Valla de la campaña #NoEstásSolo. Foto: página de FaceBook de Humanistas Guatemala.

Hice la primera comunión, en ese momento de mi vida simplemente era algo que “había que hacer” y recuerdo que no hay una sola foto en la que sonría durante la ceremonia en la iglesia (sí disfruté y sonreí mucho en la posterior piñata y comiendo pastel. Eso sí es algo para niños). Digamos que desde pequeña no era muy amiga de las iglesias. Luego llegó el “turno” de la confirmación y ahí fue cuando las cosas en mi cabeza empezaron a cambiar. No entendía por qué tenía que “confirmar” algo que nunca me habían preguntado si aceptaba o si quería para mí, ya cuestioné, ya intenté buscar respuestas a mis preguntas, pero no las encontré y sí, también hice la confirmación.

Pero esas preguntas y esa incomodidad que ya tenía por haber “tenido” que hacer algo que no quería, ya no me dejaron en paz. ¿Por qué había que ir a misa? ¿Por qué “sacrificar” ese tiempo para estar en una ceremonia monótona? ¿Por qué no usar mejor ese tiempo en algo más? ¿Por qué no mejor ayudar a alguien, por ejemplo? ¿Por qué no hacer otras cosas buenas en ese tiempo? Y así sólo iba teniendo más interrogantes, cuestionando lo que veía y con lo que había crecido. Un fin de año decidí que no tenía por qué seguirme sintiendo culpable de no “mejorar mi relación con Dios” porque me di cuenta que cada vez que me proponía eso no lo lograba y no lo lograba porque no me sentía bien haciéndolo, y el no cumplirlo sólo me hacía creer que estaba mal. Decidí liberarme de imposiciones que seguían manteniéndome amarrada en algunos sentidos y así, ese año nuevo en el que tal vez tendría unos 20 años, empecé a enfocarme en cumplir metas tangibles, en involucrarme más a proyectos e iniciativas y apoyar causas con las que me identificaba y eso me permitió abrir mi mente y darme cuenta que la religión muchas veces lo que hace es imponerte, atarte, forzarte y no dejarte ver que hay muchas otras formas de hacer las cosas. He conocido a muchas personas que por religión se privan de experiencias, se mantienen dentro de una burbuja y les da miedo cuestionarse las cosas y lo entiendo. Lo que no entiendo y no me parece, es que se juzgue a quienes hemos decidido liberarnos de esto y hacer las cosas diferentes a lo que parte de la sociedad ha establecido como normal.

En muchos momentos sentí que no encajaba por estar en desacuerdo con muchas cosas normalizadas por la sociedad. Me indigna la discriminación y me encanta cuestionar todo, lo cual son tan sólo dos ejemplos de por qué muchas veces no sentí que encajara o pudiera conversar con muchas personas ¿Se imaginan a una chava que, en vez de querer ir a bailar, quiera sentarse a conversar con las personas y preguntarles por qué hacen, piensan o dicen algo? (sí, seguía siendo rara).

Hace un par de años descubrí a la organización Humanistas Guatemala  y me sentí identificada con sus causas y con los principios del humanismo.  Actualmente Humanistas Guatemala, tiene la campaña #NoEstásSolo, la cual es precisamente para que las personas que se han atrevido a cuestionarse, a pensar diferente y a querer vivir su vida sin imposiciones religiosas ni dogmas, sepan que no son las únicas. Es para que las personas que también creen que no se necesita un dios ni una religión para ser una buena persona, sepan que no están solas y que más personas pensamos así. Aunque una de las vallas publicitarias de la campaña durara sólo tres días antes que los seminaristas exigieran su retiro (sí, aunque no lo crean), eso no borra el hecho de que existimos personas que pensamos así.

Me gustaría compartir algunos de los aspectos del humanismo con los que me siento identificada y mis porqués. Las leyes de la naturaleza nos permiten comprender lo que sucede a nuestro alrededor, no necesitamos recurrir a entes o poderes sobrenaturales para explicar lo que sucede en el mundo. Como bióloga, me encanta explorar la naturaleza y tratar de buscar explicaciones a lo que observo en ella. Podemos comprender mejor el mundo y el universo a través de la razón y la investigación científica. Se vale cuestionarse, se vale argumentar y no está mal que siempre busquemos un por qué.  A mí me gusta discutir (que no es lo mismo que pelear) y conocer los porqués. Además, me identifico con este aspecto ya que me apasiona la ciencia y creo que es una herramienta fascinante e indispensable para el desarrollo de la sociedad. La vida que importa es aquí y ahora. No es necesario tener una religión o un dios para encontrar significado y propósito a nuestra vida. Podemos construir una mejor sociedad sin vivir pensando en el “castigo” o “paraíso” que nos espera si hacemos las cosas de una u otra manera. He conocido personas viviendo una vida con limitantes ficticias por las imposiciones de sus creencias y me parece triste e injusto para ellas, porque creo que siendo felices y libres es cómo podemos proyectar y colaborar para transmitirlo a los demás. La moralidad surge de dinámicas sociales y culturales. Los seres humanos somos una especie social y esto nos ha dado la capacidad de empatizar con los demás y establecer que lo moralmente bueno es aquello que promueve el bien común. Y para hacer el bien y tener empatía no necesitamos un dios o una religión, necesitamos convicciones personales.

Yo quiero un mundo con más tolerancia y menos discriminación, me gusta pensar en un mundo donde cabemos todos junto con nuestro derecho a ser felices, a amar sin temor a que nos juzguen, nos golpeen o nos maten por ello, me gusta pensar en un mundo donde somos más empáticos, donde no sólo juzguemos desde nuestra burbuja de privilegios, sino que aprendamos a ponernos en los zapatos de los demás y a respetar las diferencias. El humanismo busca esto, a través de diversas vías, y es por lo que yo me siento identificada con esta filosofía.

Yo quiero un mundo así, un mundo más humano, más humanista. Y creo que hay muchas más personas que lo quieren… ¿O seguiré siendo rara?

 

Bárbara I. Escobar Anleu
/

Bióloga guatemalteca. Enamorada de la vida, la música, la cerveza, la naturaleza y el amor (no en orden de prioridad). Loca soñadora en un mundo de cuerdos despiertos, soy un bicho raro y se siente muy bien.


Decinos cómo te gusta

Enterarte de nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

¡Gracias!


Te podés suscribir por ambas vías ;)

Anuncio

Anuncio

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

OPINIÓN / Política

Supongamos que los tres dicen la verdad (Arenas, Agüero y Mayorga)

Paola Hurtado

OPINIÓN

Hablar en griego para cocinar en inglés y comer en chapín

Fresita La Hada

Política

Los 5 goles en el borrador de las reformas a la Ley Electoral

Jody García

OPINIÓN

“No estás solo”: un mensaje de libertad   

Ricardo Marroquín

Política

Recuento: 3 empresas usaron a MCN para lavar dinero de Sinibaldi

Gladys Olmstead

OPINIÓN

Acoso sexual callejero en el transporte público

Observatorio Contra el Acoso Callejero Guatemala

OPINIÓN / Política

Por qué es importante frenar a los políticos y proteger al TSE (en 6 puntos)

Martín Rodríguez Pellecer

OPINIÓN

Por qué necesitamos de salud mental para poder vivir en Guatemala

Mercedes Bautista

Política

Esta es una propuesta para evitar más tragedias en los hogares seguros

Gabriel Woltke

OPINIÓN

Gracias por estos tres años de viaje nómada

Martín Rodríguez Pellecer

Política

La (increíble/previsible) respuesta de Taracena a los audios

Jody García

Así respondió el MP cuando les mostré al asesino de mi hijo

Pia Flores

Política

El plan de Mario Taracena (UNE) para controlar al TSE

Jody García

OPINIÓN

Mestizo: M’zungu en África, un ladino en Guatemala y un maya en Escandinavia

Gustavo García

Política

Los ocho puntos que explican por qué ganó Carlos Vielmann

Asier Andrés

OPINIÓN

La situación de la ciencia en Guatemala, con datos

Enrique Pazos

Política

El presidente de la Corte tiene a Líder en la sombra

Jody García

OPINIÓN

Nuestra cultura se basa en el racismo y así la podemos deconstruir

Ricardo Marroquín

OPINIÓN / Política

Esto hice cuando la CICIG nos mencionó en la conferencia

Harris Whitbeck

OPINIÓN

¡Renoir apesta! Pero todas las opiniones son válidas

Juan Pablo Hernández Paredes

Política

Los hallazgos de la MACCIH sobre Berta Cáceres irritan al empresariado hondureño

El Faro

OPINIÓN

Si tengo 30 y él tiene 20, ¿deberíamos tener sexo?

Belén Marco

Política

La historia de mi padre, Pablo Escobar, “se repetirá” si no se despenalizan las drogas

Gabriel Woltke

OPINIÓN

Cómo enfrentar el pasado y ser mejores hijos de nuestros tiempos

Itziar Sagone

89

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    Jorge Gabriel /

    16/08/2017 3:01 PM

    Creo que el principio del albedrío es claro, aun los mas expertos en teología lo saben; uno tiene la libertad de creer o no creer, la libertad de hacer o no hacer, de decir o no decir, en fin para eso esta el albedrío, nosotros como seres humanos decidimos porque tenemos esa libertad de decisión y tenemos el control de nuestras decisiones, de lo que no tenemos el control es de las consecuencias.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Joe /

    16/08/2017 7:51 AM

    Lo que me parece mal de este movimiento es que colocaron la palabra dios en Minúscula y la Real Academia establece que debe ser mayúscula de allí si ya crearon malestar en algunas personas porque es como un insulto y lo hicieron de adrede y eso está mal, es decir siempre se disfrazan en dizque movimientos progresistas tolerantes honrados y demás pero se ven sus acciones y son contrarias a lo que predican en su demagogia

    Otra pregunta es, quien paga esas vallas? Cuánto cuestan? Quien financia esa organización? De dónde viene el dinero? Que ideología tienen socialista comunismo ateo? Los financian los grupos del pensamiento bolivariano????

    Muchas preguntas y Dios se escribe con mayúscula no era necesario insultar a los creyentes

    Analizando a fondo estuvo muy mal y no hay que aplaudir esto estuvo mal...

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

      Karen /

      16/08/2017 10:30 AM

      A mí lo que me parece mal, aparte de lo mencionado por usted, es que quieren decir que el humanismo es ateo. El humanismo es una filosofía de vida que puede ser tomada por ateos, agnósticos, cristianos, budistas, judíos... Eso es lo que pienso que confunde, y hace pensar que este movimiento no es enteramente claro. Atacar a las personas del seminario porque hicieron quitar lo escrito en la valla que está en SU propiedad, también me parece incorrecto.

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

        Joe /

        16/08/2017 12:00 PM

        Fue de adrede planificado hacerlo en ese lugar específico poner Dios en minúsculas

        Toda creencia humanista radica en el hecho de la existencia física y espiritual por lo tanto el humanismo es una religión, cuál es el objetivo de todo? Quien paga eso? Que interés tienen con el Ateismo? De dónde viene el dinero? Porque las vallas? Porque tomarse la molestia de pagar vallas aquí hay algo raro y puede ser que hasta corrupto ONU grupo político interesado en hacer un acondicionamiento psicológico a la población al ateismo comunismo se ha visto gente extranjera inyectando dinero para estos temas quienes son? Que objetivos tienen?

        Muchas de esas vallas son empresas de Sinibaldi y testaferros

        ¡Ay no!

        ¡Nítido!

    Edwin /

    15/08/2017 9:21 PM

    Tiene solo 20 y cree saberlo todo, Bióloga? A los 20? Rara? Si por ello tiene miedo a la discriminacion. Humanista? Habría que conocerla para ver si comparte liberalmente. Mmmm. Muchas cosas no pegan aquí.

    ¡Ay no!

    2

    ¡Nítido!

    Jorge Barrios /

    15/08/2017 1:32 PM

    Me encanto, me parece que tienes toda la razon Barbara. La vida debe ser asi. La misma filosofia transcendental asi lo dicta si lo sabemos entender. Lo malo son todo este cumulo de escuelas y religiones que no ayudan a crecer al ser humano,..

    ¡Ay no!

    2

    ¡Nítido!

    M. Rosales /

    14/08/2017 11:55 AM

    También se puede ser humanista sin ser parte de la organización Humanistas de Guatemala. Yo soy agnóstico y he ido a un par de actividades de ese grupo y la verdad preferiría ir a misa que volver a ir a uno de sus eventos. No solo son dogmáticos a su manera sino que dan HUEVA.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

      Karen /

      16/08/2017 11:34 AM

      De acuerdo con usted, también se puede ser humanista siendo cristiano, o budista, o judío... pienso que este movimiento es oscuro, como comentó Edwin, hay algo que no pega... cuál es el objetivo y agenda de este grupo?

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Jose Contreras /

    14/08/2017 11:45 AM

    Deje de victimizarse, ud es libre de creer en tutan camón, en alá, en maximon o en Nadie.

    Simplemente dejenos a nosotros, quienes creemos en un Dios, profesar nuestra religión tranquilos. Uds se victimizan de que se les juzga pero la realidad es q son los ateos quienes nos viven juzgando a nosotros los creyentes de ilusos. Tienen razon? No lo sé....según mi fé NO, pero yo (personalmente) no los juzgo por no creer ni los insto a que crean. Son libres de hacer lo que quieran, pero también deben dejar a las personas que seamos libres de creer en Dios.

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

      ernesto garay /

      14/08/2017 1:33 PM

      para nada lo de victima, solo escribía y/o pienso que no hace falta ser tan listo para darse cuenta de como vivimos en los países donde la gente la mayoría cree en un dios sea cual sea, y como se vive en los países donde no creen, sera tan complejo darse cuanta de eso, de la doble moral con la que se actúa a diario.

      ¡Ay no!

      2

      ¡Nítido!

        Moises Avila /

        14/08/2017 2:59 PM

        dale con la misma canción Garay! vos demostras una terquedad de político equivocado, y nada más!

        ¡Ay no!

        ¡Nítido!

        Jose Contreras /

        14/08/2017 1:59 PM

        Es todavía mas ridiculo creer que el nivel de vida de las personas es consecuencia de las religiones....
        Un cursito de economía para empezar mejor.

        ¡Ay no!

        ¡Nítido!

    ernesto garay /

    13/08/2017 10:39 AM

    ala pensé que la mara que leía este medio era diferente pensaba diferente ahora por los comentarios veo que nel, los mismos
    saludos cristiano no les ofendo mas con lo que pienso y escribo saludos a dios

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

      Mariano Dìaz /

      13/08/2017 10:28 PM

      A dios!

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Nono /

    12/08/2017 5:10 PM

    Que montón de fanaticos pro y en contra

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

      alejandro rivera /

      13/08/2017 9:49 PM

      Y vos, huevos tibios.

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    TonyJaa /

    11/08/2017 9:37 PM

    Interesante que cuando llegaste a la edad de cuestionar, usaste la habilidad de cuestionar como base para concluir que no.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    alejandro rivera /

    11/08/2017 9:02 PM

    Barbara, no estas sola. Ya hay much@s como tu, saliendo de la cuadratura religiosa dogmatica, que siempre juega el juego de: lo mio es mejor que lo tuyo.

    ¡Ay no!

    3

    ¡Nítido!







Notas más leídas




Nuevas secciones