¡Hola!

Necesitás saber que...

Queremos ofrecerte una mejor experiencia de navegación, por eso utilizamos cookies y otros datos para analítica. Conocé aquí nuestra política de privacidad.

Sí, entiendo y acepto

“Denuncié a mi ginecólogo y no sabía lo que estaba destapando. Ahora tengo miedo, pero lo volvería a hacer”

Alejandra Campollo es una ‘influencer’ desde Instagram. Feminista, esta guatemalteca de 24 años decidió dejar de callar el trato abusivo que recibió de un ginecólogo. Sus seguidoras respondieron con tal cantidad de denuncias sobre sus propias experiencias con ginecólogos guatemaltecos, que la discusión llegó al debate general en medios, a amenazas de demandas en su contra y a otros doctores burlándose de ella.

Somos todas Abusos sexuales Alejandra Campollo Ginecólogos P369

Alejandra Campollo.

Foto: Instagram

El problema de la violencia contra las mujeres desde la ginecología tiene otras ramas. En diciembre, Nómada publicó una investigación sobre violaciones en serie en Panajachel, Atitlán, en la que los testigos más cercanos –o cómplices– han sido precisamente ginecólogos. Aquí, la investigación; aquí, el resumen. Y aquí, la entrevista con Alejandra Campollo, quien se encuentra de viaje en la Ciudad de México.

—Para quienes no te siguen en Instagram, ¿qué fue lo que publicaste y qué pasó después?
—Bueno, esto me pasó hace como seis meses con un ginecólogo. A mí no me venía la regla y yo pensaba que estaba embarazada, y bueno, necesitaba saber qué pasaba porque yo estoy super conectada con mi regla. Y dije, bueno, voy a llamar al seguro del Banco Industrial y ellos me recomendaron a este doctor. Pregunté cuáles eran los mejores y me dijeron que pues con él habían tenido buenas referencias. La cosa es que voy y bueno, afuera bien nada del otro mundo, mi novio me acompaña y se queda afuera. Y luego entro con el doctor y me pregunta con cuántas parejas había estado en mi vida, y eso más o menos normal, pero luego empieza a preguntarme si yo había estado con mujeres o con hombres.

La clínica estaba llena de estatuas de la Virgen, como que era muy católico. Y olía raro, como sucio, y ví que el basurero estaba lleno de espéculos (los aparatos para hacer papanicolaus), así tirados como que no había sacado la basura. Pero me dije, todo bien, ni modo. Me quito la ropa y me acuesto en la camilla. Me acuesto en la camilla y me dice, bueno abrí tus piernas porque me iba a hacer un chequeo, y después me dice ¡ay qué linda se ve tu vulva! Y me voltea a ver y me dice, igual que la dueña. Y me paralicé.

—¿Y pudiste decirle algo?
—No dije nada. Y después abrió un condón para hacerme un ultrasonido vaginal y cuando abrió el condón lo sopló. Asqueroso el tipo, de verdad desagradable. Después del comentario sobre mi vulva y luego esto del condón, pero yo estaba paralizada. Y entonces me dijo: ¡ay sí, tenés ovarios poliquísticos!

Y no pude decir nada. Me quedé callada, me daba pena no hablar pero me daba miedo. Porque siempre estoy diciéndole a las mujeres que denunciemos cuando nos ocurren abusos, y no podía creer que a mí me estuviera pasando a mí ese tipo de comentarios y que yo no haya hecho nada, que yo no me haya enojado, que yo hubiera levantado la voz y le haya dicho ¿qué putas le pasa? Y que yo no hubiera cerrado las piernas y me hubiera ido y de ahí hubiera denunciado en ese momento.

[¿Aún no recibís La Jugada? Suscribite aquí y recibí en tu correo una explicación del día]

—Pero nadie puede exigirle a una víctima que solo tiene derecho a denunciar si le ocurre algo en ese mismo momento. Es legítimo denunciar después.
—Sí, mi principal preocupación era en ese momento lo de la regla y los ovarios poliquísticos y no fue hasta ahora que lo hablé con más amigas, hasta que una amiga argentina me dice: ‘Eso no es normal. Tenés que hablarlo, publicarlo y estoy segura que muchas otras mujeres guatemaltecas van a estar contigo, porque seguro que también han tenido experiencias así. Así es como nosotras las mujeres podemos denunciar. Cuando una habla, las otras se animan’. Esta amiga se llama Laura y le agradezco miles que me haya ayudado. A pesar de que he estado en el movimiento por los derechos de las mujeres, lo ví normal lo que me había ocurrido con el ginecólogo porque solo fue un comentario.

 

Alejandra Campollo recibió mensajes de apoyo de sus seguidoras y de otras mujeres que denunciaron haber sufrido de abusos similares.

Alejandra Campollo recibió mensajes de apoyo de sus seguidoras y de otras mujeres que denunciaron haber sufrido de abusos similares.

—¿Y tuvo razón tu amiga? ¿Muchas mujeres se sintieron identificadas?
—El impacto que creó en las redes sociales fue increíble. Lo escribí en una story de Instagram y centenares de mujeres guatemaltecas empezaron a decirme: ‘Ale, muchas gracias por compartir, a mí me paso esto”. Y esto y lo otro, y lo otro. Y empezaron a mencionar a muchísimos doctores y yo empecé a publicar sus mensajes, sin sus nombres cuando me lo pedían. Había muchos repetidos de historias similares. Hay una olla de presión sobre la violencia sexual de los ginecólogos en Guatemala y yo solo la destapé. Lo mío era solo la puntita del iceberg.

—Pero ahora tienes amenazas de demandas y hay médicos que publican fotos tuyas en sus redes sociales.
—Sí, por una parte estoy con miedo. Pero lo volvería a hacer. Estoy ya en contacto con ONUmujeres, la PDH y el MP. Y no pueden acusarme de difamar porque lo que hice fue contar mi historia, que yo viví. Y ver las referencias sobre sus consultorios de muchos médicos. Como si uno entra a AirBnb y mira las referencias de las casas. O si uno va a cualquier sitio de internet y mira referencias sobre empresas. Tenemos un problema serio sobre el que nadie está hablando.

Leé este blogYo sí te creo pero…

—Y también has tenido muchas muestras de apoyo.
—Sí, Instagram bajó las publicaciones porque usuarios las reportaron. Pero sé que no estoy sola y tengo mucha gente apoyándome. Ahorita se creó un Instagram una cuenta que se llama ‘Chapinas que hablan’. No sé quiénes son pero la gente está hablando. Y estoy súper agradecida con ellas. Hoy estaba en un restaurante y una chava se acercó y me dejó un papel en mi escritorio que decía: ‘yo sí te creo’.

—¿Qué consejo le darías a otras mujeres que tienen que ir al ginecólogo?
—Lo recomendable es siempre ir acompañada de alguien que a ti te dé mucha confianza. Que le puedes contar todo y sabes que no te juzga. Y no me refiero a novios o esposos controladores o abusadores que quieren escuchar todo lo que hablan con su médico para evitar que puedan tener planificación familiar como cada mujer decida.

—¿Y qué consejo le darías a las mujeres que quieren denunciar abusos?
—Que no tengan miedo, hay un mundo entero de chapinas que van a estar ahí para nosotras. Que aunque las mujeres están en su derecho de no denunciar, si decidimos denunciar, hagámoslo porque nadie merecemos que nos acosen o nos abusen. Hagámoslo por nosotras, por las mujeres que vendrán, por salvar vidas.

Leé esta investigaciónLas violaciones sexuales en serie siguen impunes en Panajachel

Martín Rodríguez Pellecer
/

Es el director y CEO de Nómada. Es guatemalteco, perseverante y alegre. Empezó en el periodismo en 2001 en cartas de lectores. En 2011 fundó Plaza Pública para la URL, y en 2014, Nómada. Estudió una licenciatura en la UFM y una maestría en Estudios Latinoamericanos en la UAM. Fue finalista del premio FNPI en 2013 y 2017. Ganó el premio nacional de periodismo en 2004 y 2017. Es políglota y feminista. @Revolufashion


Anuncio

Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

¡Gracias!


Anuncio

18

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    Mario Paredes /

    26/01/2019 9:04 PM

    Pues yo a la señorita no la conocia. Revisando su blog abundan las fotos donde se ve que se ama mucho a si misma siempre en poses sensuales y mas de alguna haciendo señales o portando carteles, playeras, etc que hacen mencion a su feminismo. Ella misma se autonombra feminazi asi de gratis. Por que creerle a ella y no al Dr? Perdonen pero el caso es tablas ni para uno ni para el otro.

    ¡Ay no!

    6

    ¡Nítido!

    Marlon Suarez /

    25/01/2019 2:00 PM

    Y no hubiera sido mejor hacerse primero una prueba de embarazo en sangre en algún laboratorio? Considero absurdo que una mujer que dice ser muy sofisticada cometa ese tipo de estupideces, primero una prueba en orina, en sangre, que se yo y luego se habla de un ginecólogo conocido.
    Eso es como llevar tu carro a cualquier mecánico......como que le falto a la chica....

    ¡Ay no!

    5

    ¡Nítido!

    Víctor López /

    23/01/2019 9:46 PM

    Guillermo : Cuando doña Alejandra habla de espososo y novios controladores , allí mezcla su ponzoña ...como bien hace referencia la señorita Simone, misógino yo? No ,ya que tengo esposa y me llevo bien con ella, con respecto al tratamiento no lo necesito... Que no quiere decir que no platique con un psiquiatra, es más pienso que TODOS deberíamos ir... Esta Navidad que pasó una amiga de mi hermano que es psiquiatra se asombró que entre mis libros se asombró que tuviera el DSM es un libro que ellos usan... Fue entretenida la plática , por un momento ella intento llevársela de pilas , pero no sabía a quien tenía enfrente... Total no pudo conmigo, pensó que era pan comido pero no... Poco a poco bajo la guardia ... Llegamos a un acuerdo y prácticamente TODA GUATEMALA, necesita ir al psiquiatra , yo incluido ... Que no quiere decir que necesité tratamiento ... Y vos te animarías a ir al psiquiatra?

    ¡Ay no!

    6

    ¡Nítido!

      Guillermo /

      25/01/2019 8:58 AM

      Totalmente de acuerdo, Este país está enfermo, carece de salud mental, la violencia institucional, la violencia social, el fanatismo y el fundamentalismo en todas sus formas, en todas, son un peligro para la tolerancia y la convivencia pacífica y en este caso, nos hacen faltan psicólogos.

      Cada quien sabrá en su momento si necesita un psiquiatra.

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Simone de beauvoir /

    23/01/2019 4:22 PM

    Super mal redactada la entrevista. Comprendo que era una entrevista a una "influencer" mínimo hubieran corregido la primer respuesta porque parece que es una niña pequeña hablando, no dan ganas de seguir leyendo con tanta redundancia.

    Leí el artículo porque quería saber que había sucedido después de la historia y porque yo también me realice dicho exámen. A lo que puedo decirles lo siguiente:

    1.- El ginecologo tira los especulos en el basudero porque ahora son de Plastico para seguridad de nuestra salud; si olía feo el lugar no nos consta pero es normal ver algo como eso frente a nosotros destapan uno nuevo y frente a nosotros tiran el otro a la basura. Pasa lo mismo cuando vas a tatuarte o entras a la peluquería y vez tirado el cabello en el piso o en el basudero.


    2.- Con el ultrasonido intrauterino eso que describes que "Meten un condón". Solo que a mi me atendio una mujer y la experiencia también fue desagradable. Había tenido solo una pareja y como dos relaciones sexuales; era nueva en el tema y mi primera ida al ginecologo ; el exámen era para chequear los quistes y no un embaraz, me pidió que me pusiera en posición de parto y pues por películas, documentales, etc sabía cual era la posición. Sacó el condón lo agito bruscamente para abrilo; lo coloco en el aparato y luego sin avisarme y de una forma violenta introdujo la camara; te juro que lloré del dolor que me produjó al notar mi reacción y ver que no tenía un embarazo me dijo ¿Entonces para que viene? Lo decia el reporte que nunca leyó. No me pidio disculpas pero con su mirada sabía que la había regado.

    El comentario o alago que te dijo si lo siento una broma de mal gusto supongo que trato de bromear con su profesión(como cualquiera hace con lo que se dedica.) al verte nerviosa pues uno tiende a contraerse y es más difícil así; aun que no lo justifico; tenías el derecho de elevar la voz y de irte como también de temer y quedarte callada tal vez yo hubiera reaccionado como tu.

    3.- Se me hace de mal gusto leer que tildas a los hombres, novios y esposos de controladores y manipuladores que quieren ver que hablas con el doctor; ese comentario esta demás y es retrograda, prueba de ello es que salgas publicada en este medio.

    ¡Ay no!

    2

    ¡Nítido!

      Víctor López /

      23/01/2019 9:16 PM

      Estimada señorita Simone , que expcicion tan clara, mi respeto y admiración a tan distinguida dama...

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Carlos /

    23/01/2019 12:07 PM

    ??? usted no fue con un doctor, fue con un carnicero alguna ves conocí a uno igual. Yo solo leí dos párrafos y me da la sensación de que usted no tuviera 24 si no 14 años. si pensaba que estaba embarazada el tratamiento era otro, 2do ERROR dejar al novio afuera; el entra porque entra, si no mejor se va. Hay muchos ginecólogos muy éticos que tienen asistentes mujeres que están en la consulta con ellos. Y mejor que la cambie de seguro, esos seguros de por poco me caigo son los que tiene ese tipo de médicos.

    ¡Ay no!

    2

    ¡Nítido!

    Flor Calderón /

    23/01/2019 11:54 AM

    Ha de existir un protocolo que siguen los médicos, es decir que incluye y que no incluye un exámen ginecólogo, por que para unas personas lo que puede ser normal para otras puede ser un abuso, en las clínicas deberían de haber trifoliares que indiquen como sera tu exámen ginecológico y/o que acciones no se deben permitir a la hora del exámen.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Víctor López /

    23/01/2019 10:11 AM

    Doña Ana : por tercera vez lo voy a repetir; si doña Alejandra dice la verdad, que el dr sea investigado , capturado y condenado .... Pero si no es cierto , pues que el dr se defienda , alguna duda?

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    Víctor López /

    22/01/2019 9:07 PM

    Si es cierto lo del ginecólogo todo el peso de la ley pero si no.... ALERTA MÉDICOS, ARQUITECTOS ,ABOGADOS, ALBAÑILES, VENDEDORES DE HELADOS, MENSAJEROS,CHOFERES etc todos con sus respectivas esposas e hijos... Todos unidos vamos a la batalla contra el movimiento feminista ...

    ¡Ay no!

    5

    ¡Nítido!

      Guillermo /

      23/01/2019 4:09 PM

      Victor, con todo respeto, pero tu comentario es un esperpento, sin un atisbo de sentido común o de racionalidad. Está plagado, eso sí, de muestras típicas de un desorden psicológico severo que se llama misoginia. La buena noticia en todo esto es que hay tratamiento.

      ¡Ay no!

      1

      ¡Nítido!

      Ana Lopez /

      23/01/2019 9:24 AM

      Qué tiene que ver el feminismo acá?. Una mujer debe ser resoetada en todo espacio punto.

      ¡Ay no!

      2

      ¡Nítido!

      Héctor García /

      23/01/2019 9:14 AM

      Mi gordo, qué mente tan reducida, qué pena da.

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

      Fifi /

      23/01/2019 3:47 AM

      Ojalá que sus hijas, mujer, hermanas y/o madre nunca tengan que pasar por un momento así.

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

        Víctor López /

        23/01/2019 8:16 AM

        Repito si es cierto lo que la doña Alejandra dice, todo el peso de la ley y si no ... Pues que el ginecólogo se defienda... Alguna duda?

        ¡Ay no!

        5

        ¡Nítido!

          Elsa /

          23/01/2019 11:15 PM

          No es doña es señora señorita o dama si no se sabe el estado civil de la persona. Se lee vulgar que diga doña o don

          ¡Ay no!

          1

          ¡Nítido!

          Ana López /

          23/01/2019 9:27 AM

          Está incitando al género masculini a la venganza a la violencia contra la mujer con sus palabras... qué no lo ve?. Nadie hará una denuncua así de no ser cierta. Hay que tener 3 dedis en la frente para saber que es serio.

          ¡Ay no!

          1

          ¡Nítido!

    Andrea /

    22/01/2019 5:42 PM

    Que super que Alejandra se haya animado a hacer esto y contar su historia, muy bien por comentarla en las redes, ojalá también así proceda tu denuncia legal.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!







Notas más leídas




Secciones