“Todos cometimos delitos, pero la CICIG no fue pareja y politizó todo”

El arquitecto Fernando Sáenz firmó el último contrato que busca desgastar la imagen de la CICIG en Washington, con financiamiento de grandes empresarios. Si no es garantizarse impunidad, ¿qué es lo que buscan con estos lobby? ¿Por qué odian a la CICIG? ¿Cuál es la relación con el vicepresidente Mike Pence? ¿Qué piensan de Consuelo Porras? ¿Cuál es su mayor temor? ¿Por qué entre la extrema derecha no están de acuerdo con apoyar una posible candidatura presidencial de Ricardo Méndez Ruiz?

Entender la política CICIG estados unidos Fernando Sáenz lobby P147

Fernando Sáenz, arquitecto y empresario. Es opositor a la CICIG y explica el objetivo del último lobby que se pagó en EEUU.

Fotos: Carlos Sebastián

Fernando Sáenz, de 55 años, no es un personaje público y recibió a estos periodistas en una oficina sencilla, que comparte con la empresa de un familiar en la zona 10 de la Ciudad de Guatemala. Nómada llegó a su nombre porque apareció en una investigación sobre quién financió el lobby (cabildeo) en Washington contra el exembajador estadounidense Todd Robinson y contra la CICIG en 2017.

Sáenz parecía marginal entonces pero ahora es quien firma y se hace responsable del actual cabildeo contra la CICIG, que empezó en septiembre de 2018. Sáenz se define a sí mismo como “libertario, conservador, de extrema derecha” y su palabras representan la Guatemala que una buena parte de la élite económica quisiera preservar.

  • 1. El origen del odio contra la CICIG
  • 2. Pence, Baldizón, Jimmy y los 4 idiotas
  • 3. La “justicia selectiva” de la CICIG
  • 4. Qué piensa del futuro, Jimmy, Consuelo, Thelma y ‘la ameba’

1. El origen del odio contra la CICIG

 —¿A partir de cuándo consideró necesario intervenir en la política de Estados Unidos hacia Guatemala? 

—En el 2015 asistí a las manifestaciones y vi los movimientos espontáneos que nacían, hasta que se hizo la mesa en el Paraninfo de la USAC. Allí vi que Todd Robinson había empezado una conspiración contra el Estado de Derecho. Empezó como una lucha contra la corrupción de Otto Pérez y Roxana Baldetti, pero muy pronto se transformó en un intento de suspender las elecciones y crear un gobierno de transición donde estaban los actores que Robinson había escogido. En ese momento yo me di cuenta de eso y con el apoyo de otras personas decidí trabajar en el lobby que me apareció como una opción para poder informar en Estados Unidos lo que estaba sucediendo.

—Pero eso no era así. Todd Robinson trabajó para que sí se mantuvieran las elecciones en 2015, para que no se investigara a Pérez Molina y aparecía en conferencias de prensa respaldando a Pérez Molina en público.

—La política pública de EEUU es mantener a sistemas democráticos. Pero off the record usaba fondos de AID contra el Estado de Derecho y para poner a Gloria Porras en la Corte de Constitucionalidad (se refiere a supuestos cabildeos de la Embajada en el Congreso para convencer a diputados para que eligieran a Gloria Porras, quien tiene una carrera como jueza independiente de los poderes fácticos del país).

—¿Cómo llegaron a decidir que un lobby era el mejor camino?

—Estaba el problema de (Barack) Obama (2008-2015), nosotros sabíamos que era demócrata (progresista) y tenía un interés en intervenir en el sistema republicano de Guatemala. Así surgió el Consejo del Atlántico, entre actores de la izquierda y la derecha, dirigidos por Eduardo Stein (vicepresidente entre 2004 y 2007, socialdemócrata). (El otro co-autor es John Negroponte, un exespía y exdiplomático estadounidense ultra-conservador.)

—¿Qué es lo que a usted más le desagrada de este plan del Consejo del Atlántico? ¿Dónde consideró que se descarriló el 2015?

—El tema son los intereses, donde la CICIG empieza a alterar el funcionamiento de la justicia y empieza a afectar el Estado de Derecho porque empiezan a ser selectivos en las capturas, se empieza a pasar sobre los procesos, empiezan a haber conferencias de prensa donde se establece un régimen de miedo para amenazar, jueves de CICIG.

(La exfiscal) Thelma Aldana e Iván Velásquez (jefe de la CICIG), que son parte de esto, se vuelven aliados del Plan del Consejo del Atlántico y la Alianza para la Prosperidad. Todd Robinson esperó que se dieran las condiciones con las manifestaciones para poder generar todo este plan.

En 2016 se da la transición (con Donald Trump) y nosotros teníamos que informar a las autoridades de los Estados Unidos de lo que estaba pasando.

Fernando Sáenz, arquitecto y empresario.

Fernando Sáenz, arquitecto y empresario.

—En el 2016 la diferencia fue que la CICIG ya no solo persiguió a los políticos, sino que también a los financistas de los políticos como el caso Cooptación del Estado, cuando empezaron las capturas de dueños de empresas. ¿Eso es lo que les molestó a ustedes? 

—No, para nada. La lucha contra la corrupción fue el detonante, se volvió en el tema que nos unió a todos porque todos estábamos enojados contra la corrupción y seguimos.

—¿Pero la división fue cuando en el 2016 se empezó a perseguir a empresarios relacionados con actos de corrupción?

—Eso no es importante porque el tema es que los empresarios que se estaban persiguiendo, era selectivo. Eso me molestó porque yo miraba que no era parejo con todos.

—¿En qué casos? 

—Por ejemplo, los casos que estaban relacionados con la corrupción del Estado con el gobierno de Pérez Molina, era obvio. Pero a través de la SAT (oficina de impuestos), con (Juan) Solórzano Foppa se empezó a atacar a las empresas que no estaban colaborando o los que no estaban de acuerdo. Por ejemplo, ponerse al día con los impuestos, había casos de defraudación tributaria que venían de mucho tiempo atrás. El caso emblemático fue el de Aceros de Guatemala.

—Pero incluso dentro del sector privado se miraba a Aceros de Guatemala como la empresa que tenía más problemas fiscales y que eso en algún momento iba a explotar. 

—Sí, eso está bien y que exploten todas. Lo único es que no era justo que solo explotara Aceros de Guatemala en ese momento, porque era como utilizar el problema para orientar la publicidad y la parte mediática de la lucha contra la corrupción.

—Pero no fue selectivo contra Aceros. Después la lista fue enorme: Big Cola, exportadores de café, tantos. 

—Sí, empezaron a salir casos emblemáticos del lado de la defraudación tributaria, del lado de la corrupción en el Estado, esa es otra cosa. Siempre fue orientados a ciertos empresarios en particular, fueron bien selectivos. Por ejemplo, Asazgua (Asociación de Azucareros de Guatemala) tiene doce ingenios y a uno fue el que atacaron (Magdalena, por un caso de sobornos en la SAT). No puedo decirte si hay problemas con todos, pero uno fue el que se volvió mediático.

—¿Usted encuentra un patrón en estos casos? ¿Cree que es porque los dueños son más conservadores? ¿Cuál era la agenda que usted interpreta de la SAT?

—Lo que yo interpreto es que al igual que Aceros de Guatemala había empresarios que tenían problemas financieros, otras situaciones ajenas a la corrupción porque los hacían presas fáciles. Iván Velásquez agarró esos casos, por ejemplo, el caso del Hotel Camino Real, que era una compra vil de facturas, burdas.

—¿Esta persecución es contra los empresarios en general o contra los empresarios que han cometido delitos?

—Los empresarios… todos hemos cometido delitos, la defraudación tributaria era una práctica común pues, digamos, eso es lo que trató de decir Jimmy (Morales) cuando dijo (en Univisión) que la corrupción era normal. Eso es una manera un poco burda de decir que eran cosas a las que estábamos acostumbrados, como el pago de coimas para hacer trabajos.

Todo eso lo sabemos todos y muchos hemos participado. El problema es que como esto fue asumiendo un carácter político, no fue parejo y entonces empezó a haber una ruptura entre los que creíamos en CICIG y los que no creíamos en CICIG, y los que no creíamos empezamos a ver una actitud que se fue volviendo cada vez peor y cuando se firmó el contrato (de lobby, a en 2017) estábamos en lo peor, el gobierno (de Jimmy Morales) estaba al borde la crisis mayor. No sabía él qué hacer (Jimmy Morales) porque también lo estaban perseguido, por Q90 mil habían metido preso a (su hijo) José Manuel y a Sammy también lo estaban persiguiendo y a él lo estaban tratando de antejuiciar (por financiamiento electoral ilícito).

2. La organización y el pago del lobby contra Robinson y la CICIG

—Con estos procesos y capturas, ¿en qué momento empiezan a reunirse los empresarios con los políticos para decidir el lobby?

—Yo no soy del grupo (original) de empresarios. Allí viene el tema de (Manuel) Baldizón. Resulta que su hijo (Jorge Baldizón) era compañero en la Universidad de Indiana del hijo de (Mike) Pence (antes gobernador de Indiana y ahora vicepresidente de Estados Unidos). Allí conocen a Diego Morales, (guatemalteco) que era asesor de Pence (en Indiana). Diego Morales viene a Guatemala a buscar oportunidades de trabajo y ver qué podía hacer por Guatemala teniendo esa conexión con Pence y lo reciben primero en la Escuela de Gobierno, pero después cae conmigo. Yo me entero de que él (Diego Morales) está aquí por el mismo grupo, porque él contactó a (Nicholas) Virzi (un académico estadounidense pro-Trump).

A todo eso (Diego Morales) ya conocía a Marvin Mérida (exrecaudador de fondos de campaña de FCN y exembajador presidencial de Jimmy Morales) y ya había cierta relación y allí empezamos a hablar de lo que podíamos hacer por esta situación, y Pence nos había recomendado a este grupo de abogados (la firma de lobby Barnes and Thornburg) que era muy fuerte y que nos podía ayudar a informar a las agencias y a las secretarías importantes de Estados Unidos lo que estaba ocurriendo en Guatemala.

PDF: Diego Morales niega haber cabildeado contra la CICIG. Aquí su comunicado

—¿La recomendación la hizo Pence a través de Diego Morales, del hijo de Baldizón o de Marvin Mérida?

– A Marvin Mérida no, nunca lo vi, no lo conozco. La recomendación la hizo a Diego Morales. Pence le dijo que hablara con Barnes & Thornburg, porque Bob Grand (fundador de la firma) es uno de los mejores amigos de Pence (además, otro de los abogados de Barnes & Thornburg —B&T— es cercano a Mike Pompeo, secretario de Estado desde 2018).

Lea: Un detalle del contrato de lobby da más pistas

—¿Cómo fueron estas primeras discusiones para decidir contratar el lobby?

—Simplemente estaban los abogados (de B&T) y había que mandar a alguien a hablar con ellos y a contarles qué es lo que está pasando y a contratarlos. Entonces hubo un par de viajes y reuniones, ellos vinieron a Guatemala y se reunieron con empresarios del sector del comercio, industria y agrícola, que eran los más afectados. La estrategia era buscar empresarios que pudieran aportar al lobby.

—Estas reuniones eran de empresarios, pero el lobby primero es firmado por Marvin Mérida y después por cuatro diputados del Congreso. 

—La razón de eso es que había una persecución de Foppa desde la SAT, de Thelma Aldana desde el MP y a veces hasta directamente desde Iván Velásquez en la CICIG. Entonces los empresarios querían y quieren todavía mantenerse en el anonimato porque se afectan sus intereses y pueden poner en riesgo a sus familias.

—¿Si el contrato lo podía firmar cualquier persona a título individual por qué decidieron que lo hiciera Marvin Mérida?

—La parte de Marvin Mérida yo no me la sé porque fue antes de que yo me involucrara. El presidente Jimmy Morales fue el que decidió que Mérida hiciera eso. Pero él (Jimmy) se tuvo que retractar, admitió que fue un error porque no era correcto que el Estado estuviera haciendo ese tipo de cosas. Esto es legal, lo único era que por la situación que estábamos viviendo era mejor que alguien externo (del gobierno) hiciéramos esto (sic). Por la recomendación de los abogados gringos (B&T), hicimos una coalición en el Congreso para que a título personal cuatro diputados firmaran.

—¿Cómo escogen a los cuatro diputados, que tienen una reputación pésima, incluso cercana al narcotráfico?

—El diputado más cercano era Skipy (apodo de Fernando Linares Beltranena), entonces se le pide que busque a ocho o diez diputados más, pero nadie quería firmar. Recuerden que en ese momento Mario Taracena (UNE) tenía la Junta Directiva del Congreso.

—Los tres diputados que encontró Linares Beltranena tenían mala reputación, relaciones con narcotráfico, con crimen, el papá de uno de ellos está preso por delitos duros. ¿No les provocó algún melindre, algún remordimiento tener que relacionarse con esos diputados?

—Aquí podemos decir eso, pero el objetivo de la coalición era poder informar a Estados Unidos de la situación, y contra esos diputados en realidad no hay nada probado. Contra algunos ahora sí se tiene pruebas, pero en ese momento no habían sido juzgados. Hasta donde yo sé contra (Jaime) Regalado hay rumores, igual con Julio Lainfiesta y con Quintanilla. Si los gringos no los hubieran querido recibir, no los reciben, le quitan la visa como se la quitaron a Skipy.

Lea: El pasado oscuro de los 4 diputados del lobby en EEUU

—¿Cómo fue esa reunión de lobby en la que estuvieron por un lado, empresarios formales, y por el otro, estos diputados?

—Es que nunca fuimos juntos.

—Hay registros de esas reuniones en los archivos del Senado y el Congreso de EEUU. (En una agenda de reuniones aparecen el diputado Regalado y los empresarios Juan Maegli Novella, Fernando Sáenz y José Carlos Paiz.)

—Hay una agenda donde aparece Regalado, pero nunca se dio. Las reuniones fueron distintas, a unas fueron los empresarios y a otras los diputados. En las reuniones de la agenda no fuimos juntos, fui yo solo. Ninguno de los dos terminó yendo (Maegli y Paiz).

—Si no fueron, al menos sí pagaron. Publicamos un documento que prueba que Juan Maegli financió una parte de ese lobby. 

—En eso tenés que tener cuidado… En fin. ¿Por qué pagaron? Porque yo conseguí que varios empresarios financiaran y Juan Maegli solo es uno de ellos.

—¿Qué motiva a un empresario como Juan Maegli, co-presidente de Cementos Progreso, a financiar esto?

—Él es un empresario fuerte por Cementos Progreso, pero su principal problema es lo que pasa en el Polochic, con Naturaceites (una empresa de palma africana). (Sufre) invasiones, ausencia total de Estado de Derecho, seis policías entre Mariscos y El Estor, que cuando hay invasión en un corte de palma africana no pude llamar a la policía, no los puede sacar. Ese es un lugar de alta conflictividad no solo por invasiones sino porque también es un punto de trasiego de droga que no lo controla nadie.

—Pero las organizaciones campesinas se quejan de que el MP nunca está de su lado, solo del lado de los finqueros.

—Ese es un conflicto que tiene que resolverse, pero tendría que resolverse con un Estado de Derecho correcto, siguiendo la ley y respetando los derechos de todos, pero lo que hacemos es que lo evadimos, se queda allí metido, el Estado no quiere porque tiene miedo, los de la ONU y las oenegés que están allí metidas. El ejército no puede llegar por los acuerdos de paz.

—¿Y la CICIG cómo afecta el tema de las invasiones a la propiedad de una empresa de palma africana?

—En ese sentido no, es que el objetivo no era solo la CICIG. La CICIG es el instrumento, pero lo que había que denunciar aquí era el Plan Alianza por la Prosperidad, donde uno de sus incisos era fortalecer el Estado de Derecho, pero el inciso principal que le atraía a los empresarios para estar allí era el plan económico.

—Pero el Plan Alianza para la Prosperidad no promueve las invasiones de tierra.

—Habla de fortalecer el Estado de Derecho y era lo que estaba haciendo la CICIG.

—Lo que sí menciona el TLC con Estados Unidos es una cláusula de respeto de derechos ambientales y laborales para evitar la competencia desleal. Y Naturaceites estuvo entre las 16 empresas a las que demandó Estados Unidos en 2014 por temas ambientales y laborales. 

—Sí, pero el problema es que no hay avances, cuando no hay invasiones (de tierra) ellos son la principal fuente de trabajo. El problema del sector justicia está allí, esa es una preocupación que tenemos todos, lo que tenemos que ver es que cuando no hay Estado de Derecho, pasa lo que pasa, hay invasiones ilegales, despidos ilegales y denuncias.

Fernando Sáenz, arquitecto y empresario, durante la entrevista con Nómada.

Fernando Sáenz, arquitecto y empresario, durante la entrevista con Nómada.

3. La “justicia selectiva” de la CICIG

—Vamos a los argumentos del lobby. Decían que Robinson lideraba un plan anti-democrático, pero cuando Estados Unidos lo envió a la dictadura comunista de Nicolás Maduro en Venezuela, Robinson fue declarado non grato. ¿Cómo explican ustedes eso? Que tampoco lo quieran en Venezuela.
—Vuelvo y te repito. Conveniencias e intereses. Eso es lo triste, lo verdaderamente triste. De que no es Guatemala la que está ahí. ¿Qué intereses? Por ejemplo, en Fundesa están (las empresas que tienen) las hidroeléctricas, que resolver temas de invasiones, que el 169 no se aplique, que puedan seguir trabajando con el Estado. Bueno, ¿Semilla qué quiere? Semilla no tiene nada. Lo que quería Semilla era joder. Y Semilla se acabó después de lo de Juan Alberto Fuentes Knight (acusado por la CICIG y la FECI de haber liderado la defraudación de Q35 millones durante el Gobierno de la UNE).

Lea: Movimiento Semilla: las raíces para un partido (con ideología) de centro izquierda

—Hablemos de la justicia selectiva de la que acusan a la CICIG. Al principio fue el PP y Líder, después FCN, pero después también la UNE, y después también fue un líder de Semilla, y después también fue Encuentro por Guatemala.
—Eso lo está haciendo, eso, eso, eso que vos ves tal vez o que la gente mira como que sí.

—Se mira como una evidencia de que no hay tal justicia selectiva.
—Es un esfuerzo desesperado (de la CICIG) porque… miren pues, cuando empezó la cosa de Guatemala Inmortal (a oponerse a la CICIG), lo primero que hicieron Iván Velásquez y Robbinson fue (montar en) la cólera de los cuatro idiotas, la cólera de reclamar al Cacif y a Fundesa por las de Guatemala Inmortal. Y nosotros estábamos aparte. El lobby era aparte.

—Perdón, regresemos a la justicia selectiva. ¿Cómo explican que la CICIG haya pedido que se cancelara el partido con el que iba a correr Thelma Aldana, que es Encuentro por Guatemala? ¿Qué explicación le dan a eso?
—Thelma se volvió central. Le apostaron a que a Thelma podía llegar. Pero otra vez equivocadamente, ¿sí? Cuando sale Thelma (del MP, en abril de 2018), con la popularidad que tenía Thelma. Si ves la popularidad se le ha venido abajo. Entonces ella, o sea sí se imaginaban, las cosas que le han venido saliendo poquito a poco es terrible, ¿verdad? Es terrible. Entonces ya Thelma se acabó.

—¿Cuál es la explicación que ustedes tienen que la CICIG haya pedido la cancelación del partido con el que iba a correr Thelma Aldana, Encuentro por Guatemala?
—Mira, pues, una vez la Thelma se… ya ahorita al final CICIG tuvo que tomar decisiones porque la CICIG ya estaba amenazada. El quiebre fue cuando los consultores (un caso de corrupción en construcción). Porque cuando apareció lo de FCN, mencionaron a los de MCN y ahí hubo un quiebre porque ahí se involucraron a los empresarios cercanos a Fundesa.

Lea: Encuentro, FCN y Unionista, ¿Qué partido cancelará primero el TSE?

—¿Pero no evidencia esto también que no hay justicia selectiva? La CICIG demandó a los empresarios más moderados de Fundesa cuando descubrió que habían cometido un delito; no solo perseguía a los “empresarios conservadores opositores” a la CICIG.

—Iván Velásquez no podía cubrirlos más porque había financiamiento ilícito. No se destapó otras cosas que pudieron haberse estado investigando porque se hicieron acuerdos, tras bambalinas, o sea por eso te digo, acuerdos si se hicieron como con los Paiz, con Cementos, con los mismos Gutierrez de pagar impuestos atrasados, que había defraudación. Lo hizo Foppa y muchos ni cuenta nos dimos, del pago, de los pagos que hicieron. Pero Aceros de Guatemala sí nos dimos cuenta.

—Pero más que acuerdos bajo la mesa son los procesos normales de la SAT en los que se intenta conciliar con las empresas. Cuéntenos qué lograron con contrato de lobby.

—Se logró quitar a (los subsecretarios de Estado) Shannon y Brownfiel, se logró evitar que Robinson se quedara (más tiempo de sus tres años de mandato), se logró detener el apoyo (financiero) de EEUU a la CICIG (durante seis meses); ahí Marco Rubio también apoyó, lo de los rusos (Bitkov) apoyó.

—¿Qué objetivos quedaron pendientes?

—El país hay que encarrilarlo, las preocupaciones del Plan de la Prosperidad son claras. Cómo pasamos de quitar a la CICIG a encarrillar al país y para mí, eso necesita tener una relación cercana y permanente con Estados Unidos y eso es lo que queremos construir, un camino que sea heredable para nuestros hijos y la gente que está en esto. Específicamente con el caso de la CICIG, es terminar el capítulo de la CICIG y que nos ayuden a fortalecer la Fiscalía del MP y que doña Consuelo pueda hacer su trabajo de una forma eficiente.

—¿La Fiscalía Transnacional?

—Fiscalía Transnacional creo que se llama, no sé si es allí o si es en general cómo podemos hacer para que el MP tenga algún tipo de ayuda de Estados Unidos para poder fortalecer sus investigaciones, para poder fortalecer su ejecución de procesos. Una de las grandes críticas a CICIG es que no ha habido los resultados esperados. Ese capítulo está cerrado. Ya no puede regresar Iván Velásquez al país. Para que se animara el presidente (Jimmy Morales) a declararlo non grato pasaron seis meses pues, entonces estamos hablando de casi dos años para que la situación llegara a este punto.

Lea: La estrategia del Pacto, Consuelo y EEUU para reemplazar a la CICIG y acabarla desde ahora (parte 2)

4. ¿Qué piensa del futuro, Consuelo, Jimmy, Thelma y ‘la ameba’?

—Con estas evidencias, parece que CICIG no hace justicia selectiva sino que lucha contra las estructuras que producen impunidad, pero el lobby dice que no está cumpliendo su papel.

—La CICIG se desvió de su propósito original porque lo que teníamos que hacer es fortalecer al MP. Si ven lo que hizo Consuelo Porras de sacar a doce personas (los fiscales regionales, de carrera), es un esfuerzo de ella por fortalecer el Estado de Derecho porque es un MP cooptado (por Thelma Aldana, según Sáenz). Pero por otro lado ves que doña Consuelo le da permiso a (Juan Francisco) Sandoval (jefe de la FECI) de viajar a El Salvador para que se reúna con Iván Velásquez, es como “yo me voy, aunque el presidente haya dicho que Velásquez no puede entrar al país, me voy de aquí y en tres horas allí estoy sentado porque es lo que me da la gana”. Y por cierto, ¿qué tiene que ver Norma Torres con el acuerdo de la CICIG y Guatemala? (Se trata de una senadora demócrata por California, de origen guatemalteco, que visitó la semana pasada a la CICIG para darle su respaldo.)

—La senadora estadounidense Norma Torres tienen tanto que ver con Guatemala como tiene que ver el senador estadounidense Marco Rubio al que ustedes contactaron por medio del lobby, ¿no?

—Sí, sí, pero los abogados (del lobby) están trabajando con denunciar una situación allá, pero ella viene aquí a afectar. Es como que los abogados vinieran a dar una conferencia al MP. Es diferente porque restaurar el Estado de Derecho requiere que nos pongamos de acuerdo en cosas como la CICIG. Todo esto empezó por la toma del Estado de Derecho por Robinson y la CICIG. Nosotros los del lobby y los de Guatemala Inmortal no empezamos este relajo.

—Parte del objetivo del lobby era proponer un nuevo embajador para Guatemala y hay registros de reuniones con Luis Arreaga. ¿Cómo pasó esto?

—Logramos convencer al Departamento de Estado que había problemas con Todd Robinson. Propusimos un par de nombres y los abogados lobistas lograron entrevistar a Luis Arreaga.

—¿Están contentos con el embajador Luis Arreaga?

– No, nosotros sabíamos que eran del grupo de William Brownfield (exsubsecretario para asuntos antinarcóticos). Para nosotros Luis Arreaga fue una liberación de presión. Se le dijo que había un problema de la CICIG. Con doña Consuelo (Porras) y (Luis) Arreaga nosotros queremos que se respete la ley y si se respeta esto va a ir por el camino correcto. Que si hay una lucha contra la corrupción, sea contra toda la corrupción. No podemos dejar a Sandra Torres aparte, tenemos que ver cómo hacemos. Imagínense, (el comisionado) Velásquez dijo que iba actuar contra Torres y al final hizo unas cosas, metió preso a (Álvaro) Colom, pero como Thelma Aldana le empezaron a salir sus colas, ahora Sandra ya volvió a ser favorita.

(De esto no hay evidencia. Ni que Iván Velásquez haya dicho que iba a actuar contra Sandra Torres, ni tampoco hay evidencia que Thelma Aldana esté por detrás de Sandra Torres en las encuestas presidenciales.)

—¿Lo ven como aliado, al embajador Arreaga?

– La Embajada no es prioridad porque Arreaga está haciendo su trabajo bastante bien. No es prioridad quitar a Arreaga. A Robinson (ahora jefe de Centroamérica en la diplomacia estadounidense) sí, es prioridad. (El embajador) Arreaga sabía primero que ustedes (Nómada) con quienes nos habíamos juntado (como parte del lobby) y con quienes habíamos ido y le contó al presidente. Sí, nos gustaría tener un embajador más amable, pero hay que definir otros objetivos antes de pedir otro embajador.

—¿Se sienten cómodos con Consuelo Porras?

—Con doña Consuelo es una de cal y una de arena. Hizo lo de los 12 (remover de sus puestos a los fiscales regionales del MP) y ahora deja ir a (Juan Francisco) Sandoval a juntarse con Iván Velásquez a El Salvador. El canal no es influenciar a Consuelo Porras, es influenciar a los gringos y ver qué podemos negociar. Si en algún momento alguien de Estados Unidos manda a alguien a hablar con doña Consuelo, ese es otro tema, pero viene de la iniciativa de ellos (…), pero primero tenemos que definir un camino y acercarnos al presidente que esté de turno para ver en qué lo podemos ayudar como coalición Batab.

Lea: Consuelo Porras dejó de estar vigilante (y son malas noticias)

—¿Con esta coincidencia de objetivos del lobby, puede decir que Jimmy Morales es su aliado?

—Sí, ahorita sí. A mucho costo para nosotros porque ha costado mucho. Es como con cualquier otro presidente, yo vi a una persona que estaba asediada, que no pudo gobernar, que no pudo hacer nada y él sus pecados tiene, al igual que todos, pero creo que deberíamos haber apoyado sea quien sea el presidente para que se puedan ejecutar cosas que ahorita no se están haciendo. Es un apoyo a la Presidencia más que a Jimmy Morales.

—¿Es decir que si Thelma Aldana llega a la Presidencia la apoyarían?

– No. Si ella llega a la Presidencia no la apoyaríamos porque si llega, algo tendría que pasar. Es como con el Tribunal Supremo Electoral, tenemos que ver quiénes son los actores, porque ya con las tres o cuatro denuncias que tiene Thelma Aldana, debería de caminar eso, no solo lo del edificio, yo soy un arquitecto y la regla número uno es no comprar un edificio triangular, pero, en fin. Yo pensaría que los procesos contra Aldana tienen que avanzar, si eso no avanza entonces hay un problema.

(Fernando Sáenz participó en la protesta del 16 de agosto en el TSE)

Lea: ¿Por qué los defensores de la impunidad hicieron un escándalo frente al nuevo acuerdo entre CICIG y el TSE?

—Desde la extrema derecha, usted es muy crítico de la alianza de centroderecha y centroizquierda que apoya a la CICIG, pero se siente cómodo conversando con la extrema izquierda, como Mario Roberto Morales, que cuestiona también a la alianza pro-CICIG y la tacha de una falsa revolución de colores.

—Con la izquierda dura coincidimos en la soberanía; en que estamos en contra de los privilegios, yo soy libertario; y ellos piensan más en el bien común y nosotros en el individuo; y ellos en un Estado más grande y nosotros en uno mínimo.

Fernando Sáenz, arquitecto y empresario.

Fernando Sáenz, arquitecto y empresario.

—Con el tema de soberanía, ¿no es ceder soberanía pagar un lobby en Washington para incidir en la política nacional?

—No podemos negar que Estados Unidos es un jugador importantísimo pero la manera en la que lo hemos manejado, de que nos hacemos los locos y después vamos a pedir limosna y ayuda diciendo que ya tenemos los comunistas hasta aquí (se señala el cuello). La idea es tener un programa a largo plazo donde podamos tener un poco de dignidad. Decirles: nuestros migrantes van a seguir llegando a Estados Unidos y pedir 50 mil visas al año, pero cuando no haya crisis como la de ahora (con la caravana de hondureños).

Afortunadamente el grupo (anti-CICIG) se ha vuelto grande, el grupo de Guatemala Inmortal, donde estoy. Hay un montón de actores. Por ejemplo, Ricardo Méndez Ruiz es un actor, no es jefe de nada pero él quiere ser presidente de Guatemala, es un megalómalo. (En el grupo anti-CICIG) está Zury (Ríos), Guatemala Inmortal, la Liga Pro Patria, los que estamos en el lobby. Hay un grupo que se ha consolidado.

—¿La Fundación contra el Terrorismo crea división en Guatemala Inmortal?

—Exactamente, esa es una cuestión. Ahorita hay división a partir de Ricardo Méndez Ruiz. En todos lados están divididos. Roberto Arzú que ahora está con Luis Hernández Azmitia y el MR le quita votos a Álvaro Arzú (hijo) y la alianza (que respalda al presidente Jimmy Morales), y hay que ver qué va a pasar ahora que la UNE quiere la presidencia del Congreso. El Cacif ahorita está partido; en el ENADE ahí estaban los de La Cantina (un grupo de empresarios) que son bien progresistas. Ahí está Salvador Biguria, que quiere implementar aquí sus ideas de Harvard.

—¿Qué viene ahora con el lobby?

– Me preocupa la actitud de la ameba, que no ceden (ameba es como Sáenz llama a la alianza pro-CICIG). Y ahora el tema serán las elecciones. El tema se volvió ahorita la elección y queremos ver cómo lo logramos concretar. El Tribunal Supremo Electoral está entre los objetivos del lobby, sí estamos sumamente preocupados que parte de la cooptación de Iván Velásquez y de la CICIG llegó allí. Vamos a estar vigilantes.

Jody García
/

Periodista. También lectora y pintora. Trabajó dos años en Diario La Hora cubriendo el sistema de justicia. Llegó a Nómada por el futuro. @Jody_Garcia_


Martín Rodríguez Pellecer
/

Es el director y CEO de Nómada. Es guatemalteco, perseverante y alegre. Empezó en el periodismo en 2001 en cartas de lectores. En 2011 fundó Plaza Pública para la URL, y en 2014, Nómada. Estudió una licenciatura en la UFM y una maestría en Estudios Latinoamericanos en la UAM. Fue finalista del premio FNPI en 2013 y 2017. Ganó el premio nacional de periodismo en 2004 y 2017. Es políglota y feminista. @Revolufashion


Anuncio

Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

¡Gracias!


Anuncio

27

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    Barto-lo-meo /

    08/11/2018 10:28 PM

    Expone la realidad de la élite oligarca de nuestro país. Los intocables por fin sintieron miedo y Saenz deja entrever como son los de su estirpe. Cínicos de una forma asquerosa, con la creencia que es suya la riqueza que adquirieron como criminales de cuello blanco.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Hugo /

    04/11/2018 8:01 AM

    Increíble el cinismo y el enredo de las respuestas del señor Saenz, lo bueno es que involucra en la cadena al señor vicepresidente Mike Pence. Ojala la prensa gringa ponga atencion a esto y exija las explicaciones correspondientes, por cierto Nomada podría ayudar a que se enteren.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Rodrigo Polo /

    03/11/2018 4:50 PM

    Los comentarios atribuidos a mí en esta nota, NO son de mi autoría:
    http://bit.ly/2Qio0NZ

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

      Nydia Fuentes
      Nydia Fuentes /
      05/11/2018 12:08 PM

      Hola Rodrigo, muchas gracias por tu comunicación. Estaremos tomando cartas en el asunto. Por un asunto de libertad de expresión, no eliminamos comentarios pero vamos a retirar el nombre falso y colocar el correo que fue utilizado. Saludos.

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Carlos Barrera /

    02/11/2018 10:30 AM

    Nos quieren fregar por todos lados. El gobierno de derecha con sus asquerosas prácticas como siempre, intimidación, negligencia. Y la CICIG con la manipulación de justicia para llevar a la izquierda progre al poder. Los diputados comiéndose nuestros impuestos, aprobando leyes para favorecerse, los empresarios creando fortunas monopólicas. Agarran nuestro país como papel higiénico, manipulando por todos lados a la gente. Siempre todos quieren su propio interés, es difícil tener personas que realmente quieran luchar por su país y crean que en sus manos está el cambio. Admiro mucho la cultura noruega, sean de derecha o de izquierda, las decisiones que toman siempre van en pro de mejorar la vida de sus ciudadanos, no de vivir como parásitos a expensas de su dinero..

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    Raúl Zelaya /

    31/10/2018 8:04 AM

    No doy guatemalteco, y dese fuera de nota como un grupo de empresarios pretender seguir con la impunidad y evasión de impuestos . Suerte a los guatemaltecos de bien en su lucha contra los corruptos. Lo único positivo que saco de esta entrevista es que la derecha ya comete asesinatos como firma de resolver los conflictos ni asegurar sus oscuros intereses .

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    julian Orteman /

    30/10/2018 2:41 PM

    Señores esa actitud, prepotente, desafiante e intimidadores por parte del cacif no es nueva, siempre ellos han sido quienes antes ciertos cambios en el pais, pegan el golpe en la mesa y salen a hostigar al que ven como su adversario o quien los pueda afectar en cuanto al mandar en esa finca bananera llamada Guatemala. La verdadera molestia de la derecha mafiosa solapada en el CACIF, fue que despues del momentanio despertar del pueblo a travez de las marchas y denuncias sobre le anterior gobierno casi todo en el bote, la lucha fue dirigida directamente contra esos MISMOS EVASORES QUE SIEMPRE HAN QUERIDO PAGAR LO QUE LES DA LA GANA, EN CUANTO A IMPUESTOS SE TRATA, y les viene del gorro al final si el pais se sigue dividiendo, consumiendo y quemando en la desesperacion de un pueblo que malo que bien trabaja y aporta con sus impuestos lo que esos mafiosos no quieren pagar, y sus ansias de poder y dinero llega hasta el punto que contal que no les toquen la bolsa, le vale si el pais termina pidiendo prestamos como el solicitado por el Ungido borracho presidente y si se endeuda mas el pais a ellos les vale... ese es su real enojo ante una situacion que se puede poner insostenible....

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    ANA VIRGINIA LOPEZ /

    29/10/2018 10:11 PM

    Me causa risa y cólera leer que este fulano junto con los empresarios que se han aliado para hacer un lobby contra CICIG, se creen conocedores de las necesidades del PUEBLO de Guatemala y más que eso, con el derecho de decidir por todos los guatemaltecos que sí trabajamos y luchamos porque Guatemala sea un país con mayores oportunidades para todos, más equitativo. No cabe duda que entre los ricos, el cinismo, lo corrompido de sus pensamientos y principios morales se mueven al son de cómo y cuándo les conviene. Exactamente la manera en que se expresa a lo largo de esta entrevista, es lo que podríamos escuchar hablar entre los grupos de la oligarquía llamando a las personas como sus peones que los hacen sus títeres y no ven que su egoísmo, lleva inmersa a Guatemala en la miseria y hambruna e ignorancia. Es allí donde nos corresponde despertar y demostrarles que somos más y ya no estamos dispuestos a más corrupción e impunidad aún cuando ya no pueda regresar Iván Velásquez, nosotros podemos decirles ya no más.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Ana Espada /

    29/10/2018 7:49 PM

    lo que ha quedado claro con esta entrevista del dizque arquitecto corrupto porque lo es eso ni duda me queda despues de todo lo que han hecho por desaparecer a la CICIG, y todo aquello que implique perder sus privilegios de clase acomodada, el sujeto depotrica contra todo no hay tal selectividad lo cierto es que los ratas del pais con CACIF, y muchos otros. Lo unico que hizo esta entrevista es evidenciar como este grupo de empresaruchos del pais no les importa vender a su madre e hijso con tal de no perder sus privilegios de clase acomodada entr esos estan no pagar impuestos, evadir impuestos, pedir que les devuelvan el credito fiscal inflando datos, pagando salarios de hambre y miseria, violandi leyes laborales, y bajo el escudo y la palabreria barata de el famoso Estado de derecho, a al modo y forma de ellos, justicia para ellos es dejarlos actuar con IMPUNIDAD Y ROBO A GRANEL DE NUESTROS IMPUESTOS, con sus contratos de obra gris pero de la mas mala calidad, todo de lo peor y sobrevalorado entonces ese si es estado de derecho. malditos y maldito este sujeto un asco de sujeto individualista, corrupto, burdo, asco me dio leer lo basura que es y como hablan de su falto patriotismo, solo le interesa su bolsa y sus mesquindades. Su enredo de tal manera no sabia como argumentar cuando se veia acorralado. Buen articulo nomada.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Guatemala Inmortal /

    29/10/2018 1:02 PM

    El arq. Fernando Saenz, nunca ha estado autorizado ha hablar en nombre nuestro, ni pertenece a Guatemala Inmortal

    ¡Ay no!

    4

    ¡Nítido!

    RODRIGO POLO /

    28/10/2018 6:06 PM

    El EMPRESAURIO sáenz, es abusivo, prepotente, aún cree en el individualismo "clásico" en lugar del bienestar común, ya se dieron cuenta señores periodistas que les dió un trato de "vos" mientras que ustedes lo trataban de usted, este cavernícola se siente en su finca y que todos los guatemaltecos somos sus peones... A la chingada lo hubieran mandado!
    A la Doctora Aldana le dice peyorativamente "la thelma" y trata de doña Consuelo a la nueva integrante del pacto de corruptos.

    Pretenden los empresaurios que se regrese al orden establecido de mantener esclavizados a los trabajadores, no pagar impuestos, cometer una serie de ilícitos y quedar en la impunidad, esta entrevista deja claro el oscuro futuro para Guatemala con estos retrógrados que se empecinan en sostener el statu quo y crear mas inconformidad social, después se ponen a llorar como niñas cuando la población protesta y reclama sus derechos.

    Bien a los periodistas y no importa su juventud, dense a respetar por estos ladrones llamados EMPRESAURIOS.

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!







Notas más leídas




Secciones