¡Hola!

Necesitás saber que...

Al continuar leyendo, aceptás nuestra política de privacidad, que podés ver aquí.

Bienvenidos a las elecciones primarias de la alianza anti-CICIG en La Nada

Durante los últimos cinco años, Guatemala ha estado inmersa en una batalla de enormes proporciones. Entre depurar el sistema de corrupción, impunidad y desigualdad, o mantenerlo, y pretender avanzar haciendo como si no existe. Ante la fuerza de ambos proyectos, lo lógico hubiera sido que las elecciones definieran al ganador. Pero no ocurrió. Una jueza, Gloria Porras, una de las responsables de esta primavera de la justicia, traicionó a la democracia por una lealtad superior: hacia quien la había designado, Sandra Torres, supuestamente con el aval de Estados Unidos.

La corrupción no es normal Corte de Constitucionalidad Elecciones Guatemala 2019 Opinión P258
Esta es una opinión

Los principales rostros del escándalo. El empresario televisivo Otto Rottman, la tuitera Bárbara Hernández, el abogado Raúl Falla.

Foto Carlos Sebastián

[¿Aún no recibís La Jugada? Suscribite aquí y recibí en tu correo una explicación de lo más importante del día.]

Vayamos hacia atrás. Entre 1985 y 2010, durante veinticinco años, la democracia y la paz en Guatemala fueron a la vez un mini-éxito y un gran fracaso. Un mini-éxito porque se detuvo la violencia política anticomunista que había convertido al país en un infierno entre 1978 y 1985. Pero un gran fracaso porque en estos 25 años, los políticos, las mafias y la mayor parte de la élite económica construyeron un sistema, un modelo de desarrollo, que tiene el mérito de ser el único país latinoamericano que no redujo ni en 1% la pobreza, y se mantiene en el 60%.

Es más, construyeron un país tan espeluznante para los pobres que el 39% de los guatemaltecos quiere escapar, según la última encuesta de Prensa Libre. 85% de estos, hacia Estados Unidos. Es decir, uno de cada tres guatemaltecos quisiera migrar hacia el Norte. Esto a pesar de los riesgos de ser secuestrados, violadas y masacrados por los cárteles mexicanos en el camino. A pesar de los riesgos de morir en el desierto. O de que adolescentes sean violadas por los mismos agentes fronterizos. O de que sus hijos sean separados de sus padres por el Gobierno de Estados Unidos en la frontera, y que puedan morir a manos del mismo Gobierno de Estados Unidos, como 6 niños entre 2018 y 2019, cuatro en los últimos cuatro meses.

Lea: La historia del niño preso en Texas que odia a su papá y quiere regresar a Chisec, de Nómada y el Texas Tribune, reproducida por la revista TIME.

Ninguno de estos riesgos de muerte y violencia detiene a los guatemaltecos de sus ganas de escapar de Guatemala. 346,000 centroamericanos fueron detenidos por la patrulla fronteriza en los primeros cuatro meses de 2019; 90% son guatemaltecos y hondureños. 300,000 personas. El 1% de ambos países en cuatro meses*. Se necesitarían más de 12 estadios nacionales Doroteo Guamuch Flores para que cupieran todos. A pesar de Donald Trump y sus amenazas de odio y muerte. Porque prefieren eso a arriesgarse a morir de hambre o de violencia en ‘La Nada’, como recoge de The New York Times cuando le pregunta a los guatemaltecos de qué huyen.

 

Podrían ser un poco más, porque algunos sí cruzan la frontera sin ser capturados. Fueron 165,799 guatemaltecos y 133,258 hondureños capturados; juntos, suman el 1% de sus países*.

La Nada es el país que ha construido esta alianza de políticos, mafiosos y la élite económica, y a la que hemos aportado todos, por acción o por omisión. La Nada es la Guatemala de la corrupción, la impunidad y la desigualdad. La Nada es Guatemala; y cómo duele Guatemala.

Como es bien difícil construir un Estado que funcione cuando se hereda un Estado de mafias, violencia y capturas, entonces activistas de derechos humanos, intelectuales y diplomáticos guatemaltecos y de Naciones Unidas se inventaron lo que después sería la Comisión Internacional Contra la Impunidad (CICIG).

La CICIG nació hace 12 años con un mandato claro: depurar al Estado de las estructuras que producían impunidad y que capturan al Estado para impedir que funcione. Con esto, esperábamos todos, Guatemala ya no sería más una fábrica de expulsión de gente en el futuro. Recordemos: 311,000 personas en los últimos 4 meses.

La CICIG, lo hemos visto en el último año, no hubiera podido hacer nada sin los guatemaltecos.

Sin unas jefas del Ministerio Público como Claudia Paz y Thelma Aldana. Sin unos ministros de Gobernación como Carlos Menocal y Francisco Rivas. Sin fiscales valientes como Juan Francisco Sandoval o Andrei González de la FECI. Sin todos los equipos de la FECI y la CICIG. Sin policías. Sin una SAT independiente con Juan Francisco Foppa. Sin jueces como Ericka Aifán, Pablo Xitumul o Miguel Ángel Gálvez. Sin más jueces como César Barrientos o Yasmín Barrios. Sin más jueces como Gloria Porras, Bonerge Mejía, Francisco de Mata Vela, Mynor Par Usén o María Cristina Fernández. Sin 10 medios de comunicación independientes. Sin empresarios valientes. Sin artistas. Sin el movimiento indígena y campesino. Sin decenas de arrepentidos. Sin miles de miles ciudadanos en las calles y en las redes entre 2015 y 2019.

 

La AEU recobró su brillo en la manifestación del Paro Nacional contra el Pacto de Corruptos en 2017.

El MP y la CICIG lograron, en sus últimos cinco años desde 2015, llevar adelante más de 100 investigaciones contra más de 600 personas muy poderosas de la política, el ejército, la justicia cooptada, el crimen organizado y el empresariado. Muchas de las personas acusadas son responsables, en menor o mayor medida, de que Guatemala sea La Nada. La CICIG y los MP de Claudia Paz y Thelma Aldana lograron desnudar al sistema.

Cometieron errores y desaciertos gigantes, claro, pero tuvieron una convicción por la justicia y la lucha contra la captura del Estado inclaudicables.

Lea: El final de la gran hipocresía del CACIF.  

Los cuatro errores o derrotas del movimiento reformista

Traigo a este texto 4 de los errores, derrotas o traiciones que nos han llevado a que en 2019 no tengamos unas elecciones entre ese modelo reformista o un modelo conservador. En vez de eso, nos encaminamos hacia unas elecciones primarias de la alianza anti-CICIG, con algunas excepciones simbólicas.

Allá vamos:

1. La cárcel VIP y la conspiración

El proyecto de reforma de la justicia (MP, CICIG, Gobernación, Juzgados de Alto Impacto) no logró construir una cárcel que fuera cárcel y que impidiera que todos los poderosos capturados pudieran conspirar para recuperar el control total del Estado.

 

Algunos reclusos, en Mariscal Zavala.

Mariscal Zavala, la cárcel VIP en un cuartel del Ministerio de la Defensa, es un chiste. Puede entrar quien quisiera, sin siquiera presentar su DPI, y puede ingresarse licores, comidas, personas y hasta armas. Aquí, una crónica de Nómada de cómo fue el último churrasco que organizó El Fantasma, un narco que después fue extraditado a Estados Unidos.

Además, tienen acceso ilimitado a internet. La radio ConCriterio ha publicado varias filtraciones de audios de cómo Gustavo Alejos, uno de los grandes financistas y beneficiarios de la corrupción durante cuatro gobiernos seguidos, conspiraba para usar la sala de apelaciones de femicidio contra la CICIG y el MP.

A esta conspiración se sumó la mayor parte de la élite económica, como evidenciamos en el lobby contratado desde 2017.

Lea esta investigación de Nómada: Jimmy, Baldizón, narcodiputados y grandes empresarios contrataron un lobby para frenar el apoyo de EEUU a la CICIG

2. La dependencia de Estados Unidos y Consuelo Porras

Hay muchos actores decentes que no toman decisiones si no tienen la bendición de Estados Unidos. O que consideran que Washington y su embajada son infalibles y que los mueve un interés genuino por el bienestar de Guatemala. Por Dios, como si nunca hubieran leído nada de la historia de nuestros dos países. Estados Unidos es la contradicción andando. Por una parte apoya la protección de los derechos humanos y la democracia, pero por otra parte prefiere transar con los autoritarios que violan los derechos humanos y la democracia, con tal de que haya ‘estabilidad’ y que no se afecte sus intereses.

Esa ‘doctrina de la estabilidad’ por la que EEUU apoyó a Pérez Molina y a Jimmy Morales tiene un resultado: 311,000 adultos y niños que escaparon de Guatemala hasta su frontera en los primeros 4 meses de 2019. El 1% del país en 4 meses.

A inicios de 2018, los decanos de las facultades de Derecho, me dicen varias fuentes, consultaron con la embajada de Estados Unidos si estaba bien el listado de 6 finalistas para dirigir el Ministerio Público. Y como la Embajada se los avaló, incluyeron a una persona gris como Consuelo Porras. Cuando había entre los aspirantes personas como la jueza conservadora Claudia Escobar, incorruptible.

Consuelo Porras es la fiscal de Jimmy Morales. Con timidez al principio y maneras hipócritas, fue cerrándole el espacio a la CICIG. Dejó de reunirse con Iván Velásquez o hablar por conferencias con él; no se fuera a enojar don Jimmy. No resistió ante los embates del Ministro de Gobernación, Enrique Degenhart. Ni tampoco protegió a la Corte de Constitucionalidad cuando el Gobierno dejó de acatar sus sentencias. La Vigilante es el adjetivo por el que está pasando a la historia. Pero es mucho peor. Está enterrando 12 años de MP independiente.

Protegió a Jimmy Morales y a sus financistas pidiendo que no se persiga más el financiamiento electoral ilícito. Protegió a Sandra Torres frenando una investigación de la CICIG contra ella durante 4 meses hasta que tuviera inmunidad. Cambió el modelo de gestión que había logrado reducir la impunidad en 8 por ciento en 10 años y que aportó a reducir la violencia en un 40% en 10 años. Está por acabar con la carrera del valiosísimo personal de la FECI porque prohibió ascensos para fiscales que hayan recibido denuncias, por espurias que fueran. Y se prestó con mucha diligencia para acusar penalmente y pedir la captura de la exfiscal general Thelma Aldana, por un caso bastante espurio en el que debería haberse perseguido, en todo caso, a un abogado por no haberse presentado a dar unas clases a fiscales.

 

Consuelo Porras.

Consuelo Porras, la fiscal de la corrupción y la impunidad.

La Vigilante es todavía un adjetivo generoso con una fiscal como Consuelo Porras.

Esta semana presentó su informe de un año de labores en el que tuvo como invitados de honor a Jimmy Morales y Álvaro Arzú Escobar, presidente del Congreso. Después tuvieron una reunión de trabajo. ¿Y saben quién estaba sentado a su derecha, validándola? El embajador estadounidense, Luis Arreaga.

Lea la investigación de Nómada en 2018: La estrategia del Pacto, Consuelo Porras y EEUU para reemplazar a la CICIG.

3. Los magistrados de la CC y el miedo a un golpe de Estado

El 31 de agosto de 2018, Jimmy Morales, el ministro Enrique Degenhart y una parte del ejército salieron a intimidar en una conferencia de prensa y con unos carros artillados a la CICIG, a la Corte de Constitucionalidad, a los medios y a los ciudadanos. Anunciaron que no acatarían más resoluciones de la Corte. La CICIG, los medios y los ciudadanos continuaron investigando, fiscalizando y protestando. Pero la mayoría de la Corte de Constitucionalidad sí se intimidó.

 

Jimmy Morales, junto a su vicepresidente, tres ministros y decenas de militares y policías.

El Gobierno impidió que el comisionado Iván Velásquez regresara al país desde el 5 de septiembre de 2018, y anunciaron que no acatarían la orden de la Corte de Constitucionalidad de permitir su regreso.

En vez de destituir al ministro Degenhart y a la canciller Sandra Jovel, la Corte de Constitucionalidad optó por hacerse de la vista gorda de ese golpe de Estado técnico. “Si no nos damos por enterados que nos desobedecieron, no nos desobedecieron, y aquí todavía hay Estado de Derecho”, parece que hubieran pensado.

La lógica de los cinco magistrados independientes, me confirmaron dos magistrados, fue la siguiente: “Si los destituimos, van a dar un golpe de Estado. Así que sacrificamos a la CICIG, pero salvamos la democracia”.

Me parece que no lo lograron. Cuando la alianza criminal vio el titubeo en la Corte, se envalentonó.

Ya no solo impidieron el regreso del jefe de la CICIG y de 11 de sus investigadores. Cuatro meses después, anularon ilegalmente el convenio de la CICIG y, prácticamente a punta de pistola, expulsaron a todo el personal de la Comisión durante unas semanas.

La mayoría de la Corte lo invalidó pero siguió sin destituir a los ministros.

Y así, la parte más ruda de la alianza criminal siguió envalentonándose.

Un candidato presidencial, Mario Estrada, fue capturado en Miami porque la DEA lo grabó en una conspiración para transar con el cartel de Sinaloa y para asesinar a la exfiscal y candidata presidencial opositora, Thelma Aldana. Ella denunció en CNN que el plan para asesinarla incluía al Gobierno, la fuga de un narco de la cárcel VIP, su captura gracias a la fiscal Consuelo Porras y el juez Víctor Cruz, y un asesinato en una cárcel controlada por el Gobierno y las mafias.

Es más, a partir de una reunión entre Mario Estrada y Jimmy Morales en su finca en Jalapa, Thelma Aldana sospecha que el presidente había dado su aval al plan.

Así que mucha democracia no hubieran salvado. Sin candidatos opositores, las elecciones no son democráticas. Son elecciones primarias entre la alianza criminal y los anti-CICIG.

Y algunos pecamos de ingenuos. Dudo mucho que la DEA –si no es presionada por congresistas estadounidenses como Norma Torres– vaya a revelar si Jimmy Morales avaló pactos con el narcotráfico o con conspirar para el asesinato de la principal opositora. A Estados Unidos –como al resto de poderosos– les sirve más un presidente monigote al que pueden amenazar con la cárcel, que un presidente preso.

Los magistrados de la Corte de Constitucionalidad, el último bastión de la democracia, falló en dos momentos claves de este proceso reformista.

4. Sandra Torres y su estrategia desde la Contraloría hasta Gloria Porras

Como escribí para The New York Times hace un mes, “no hay democracia si no compiten los opositores al gobierno en elecciones limpias. No se trata de defender la candidatura de Thelma Aldana, sino de exigir el respeto a las reglas democráticas y permitir que participen ella y todos los opositores políticos en la contienda electoral”.

 

Magistrados de la CC.

Magistrados de la CC, el domingo que frenaron el non-grato, en 2017.

La candidatura presidencial de Thelma Aldana representaba la visión reformista, pro-CICIG, que me parecía que tenía derecho a participar en las elecciones. Era una candidatura, junto al Movimiento Semilla –surgido de las manifestaciones de 2015 y liderado por profesionales y por un economista de 26 años, Samuel Pérez–, que podía competirle a la candidata que lidera las encuestas, Sandra Torres, de la UNE.

Lea el perfil completo de Sandra Torres: Los mitos, los pobres, el narco, y más, por Javier Estrada Tobar.

La participación de Thelma Aldana y el Movimiento Semilla aseguraba que pudiera haber un reparto de poder más democrático y balanceado en el siguiente Congreso y en las siguientes Cortes.

Pero Sandra Torres –la integrante incómoda de la alianza de políticos y empresarios– contó con las suficientes piezas políticas para frenar la candidatura de Thelma Aldana.

Con una jugada de pizarrón.

En primer lugar, se aseguró de cooptar la Contraloría General de Cuentas. Le ofreció al contralor Carlos Mencos –nombrado por Roxana Baldetti en medio de negociaciones corruptas– ser candidato a diputado por la UNE.

El contralor Carlos Mencos aceptó y renunció a la Contraloría, y nombró a su sustituto interino, Fernando Fernández. Y la UNE en el Congreso maniobró para que no se eligiera al nuevo contralor y así Fernando Fernández pudo mantenerse al mando de la Contraloría.

Esta Contraloría inventó en 2019 que José Carlos Marroquín, un asesor de Thelma Aldana y antiguo investigador contra la UNE, no había entregado el producto de una consultoría, y por lo tanto le quitaban el finiquito a Thelma Aldana, un requisito para ser candidata presidencial. En Nómada investigamos y encontramos que el producto de la consultoría de José Carlos Marroquín sí fue entregado, de poca calidad, pero fue entregado.

La disputa por esta denuncia de la Contraloría duró dos meses y llegó hasta la máxima instancia, la Corte de Constitucionalidad.

 

Sandra Torres y su vicepresidenciable, Carlos Raúl Morales, diplomático de carrera cercano a EEUU, excanciller de Pérez Molina y de Jimmy Morales. Ha trabajado como asesor y director para Tigo y su fundación.

La líder indiscutible de esa Corte ha sido Gloria Porras. Desde 2015 cuando era parte de la minoría y logró evitar los obstáculos para la captura del presidente Otto Pérez Molina. Hasta cuando en 2016 logró convertir a sus colegas Francisco de Mata Vela y Bonerge Mejía –que llegaban con récords cuestionables– en dos magistrados independientes de los más poderosos. Así, frenaron proyectos de minería que se llevaban a cabo sin respetar a las comunidades ni al medio ambiente ni nada. Frenaron también los esfuerzos de impunidad de la alianza criminal entre 2017 y 2018, como la declaratoria del non-grato y la aprobación de las leyes de impunidad que pretendían sacar de la cárcel a los corruptos pero también a los violadores y a los extorsionistas.

Pero Gloria Porras, a quien muchos considerábamos un bastión de la democracia y la justicia, no es totalmente independiente.

Gloria Porras se convirtió en la pieza final de la estrategia de Sandra Torres –y de la alianza de políticos, empresarios y mafiosos– para poner fin a la candidatura opositora con más posibilidades, la de Thelma Aldana.

Una fuente me cuenta que así fue la sesión en la que decidieron el futuro de la oposición al régimen en Guatemala. Gloria Porras tomó la palabra y habría dicho: “Si Thelma Aldana no tiene finiquito de la Contraloría, no puede ser candidata. No hay más que discutir”.

Así, con el apoyo de De Mata Vela, Bonerge Mejía y Par Usén, además, claro, de los designados presidenciales Dina Ochoa y Henry Comte, –y la sola oposición de Neftalí Aldana–, Gloria Porras logró continuar con su racha invicta en esta Corte de Constitucionalidad y sacó del camino a la principal opositora a Sandra Torres.

Es tan endeble el argumento de Gloria Porras y de la mayoría de la Corte de Constitucionalidad contra la candidatura de Thelma Aldana que en la misma sesión, ese miércoles 15 de mayo, la misma Corte avaló que participara otro candidato que no tenía finiquito de la Contraloría: el exfiscal y exjefe de la SAT Juan Francisco Solórzano Foppa, quien sí podrá competir como candidato a alcalde capitalino.

Dos días después protegieron a Sandra Torres en un expediente por una demanda de la FECI y la CICIG.

¿Es esto el fin de la historia?

No. Pero sí nos enviará a un invierno democrático. Y retrasará los intentos de reformar el país de La Nada.

El proyecto político anti-CICIG, ese de políticos, grandes empresarios y mafiosos, está de fiesta. Saben que no hay en la contienda ninguna candidatura presidencial o partido que represente una amenaza para su modelo de desarrollo (y de impunidad). Además, y esto es increíble, cuatro de las personas que más lucharon contra la corrupción y la impunidad en Guatemala en los últimos 10 años no pueden regresar al país: Claudia Paz, Claudia Escobar, Iván Velásquez y Thelma Aldana. Eso es una ingratitud y una vergüenza nacional.

Es increíble que Gloria Porras haya sido negara el regreso de la exfiscal. Ahora, a sabiendas que hay un plan para asesinarla en La Nada, a Thelma Aldana no le quedará más remedio que buscar asilo político fuera del país.

Ya sin Thelma Aldana ni Zury Ríos en la contienda a mediados de mayo, estos son los primeros cuatro lugares, según la última encuesta de Prensa Libre, de inicios de abril: Sandra Torres, con 20%; Alejandro Giammattei, con 7%; Roberto Arzú, con 3.8% y Edmond Mulet, con 2.7%.

Ninguno de los cuatro quiere una renovación de la CICIG. Torres, Giammattei y R. Arzú han sido investigados ellos o sus familiares por la Comisión. Torres, Giammattei y R. Arzú tienen récords y propuestas bastante autoritarias, que son amenazas para la democracia. Y el cuarto tiene un récord de luces y muchas sombras. Vamos a investigarlos a profundidad en Nómada y publicar sus perfiles en las próximas semanas.

El politólogo Phillip Chicola vaticina que quien logre, entre ‘los candidatos enanos’, alcanzar un 12%, podrá pasar a segunda vuelta.

Me parece que la batalla por llegar a la segunda vuelta contra Sandra Torres estará entre esos tres candidatos enanos y quizás haya espacio para un candidato enano pro-CICIG, Manfredo Marroquín, del partido Encuentro por Guatemala de Nineth Montenegro. Nineth logró hace cuatro años el 25% de los votos para diputada en la capital, pero si Thelma Aldana hubiera participado, el partido estaba en riesgo de desaparecer, como el resto de partidos pequeños pro-CICIG: Libre, MLP, Winaq, URNG. Manfredo Marroquín –exdirector de Acción Ciudadana, capítulo nacional de Transparencia Internacional– es tan desconocido que tiene todavía menos de 1% en la intención de voto; solo podría colarse con un apoyo expreso de Thelma Aldana.

Es decir, a menos que ocurra algo muy inesperado, nos encaminamos a un invierno autoritario socialdemócrata con Sandra Torres, o a un invierno autoritario de extrema derecha con Giammattei o Roberto Arzú. Y la consolidación del poder de la alianza de La Nada. Los reformistas, representados electoralmente por opciones como Semilla y otros partidos minoritarios, serán una minoría en el Congreso.

¿Qué pasará en el futuro inmediato? Vendrá un invierno autoritario. Pero dependerá de la resistencia reformista, y de las contradicciones entre la alianza de La Nada, cuán duro y cuán devastador será ese invierno autoritario. En el mejor de los escenarios, la resistencia logrará que en 2023 pueda volver Guatemala a la senda de la democracia, de la justicia y del desarrollo.

 

Uno de los mensajes de las manifestaciones era la lucha contra el sistema.

Uno de los mensajes de las manifestaciones era la lucha contra el sistema.

Del último invierno absoluto, cuando el FRG y Ríos Montt ganaron la Presidencia y la mayoría del Congreso en 1999, fue cuando inventamos la idea de la CICIG. Habrá que tomar previsiones y recordar cómo se construye en la nieve. De cómo nos preparemos y aprendamos de los errores de los últimos cinco años, dependerá qué tan pronto haremos que Guatemala deje de ser La Nada y pueda volver a florecer.

 

* Estos datos fueron actualizados el 22/5/19, cuando la página oficial de la oficina fronteriza actualizó datos con nacionalidades de los detenidos en 2019.

Martín Rodríguez Pellecer
/

Es el director y CEO de Nómada. Es guatemalteco, perseverante y alegre. Empezó en el periodismo en 2001 en cartas de lectores. En 2011 fundó Plaza Pública para la URL, y en 2014, Nómada. Estudió una licenciatura en la UFM y una maestría en Estudios Latinoamericanos en la UAM. Fue finalista del premio FNPI en 2013 y 2017. Ganó el premio nacional de periodismo en 2004 y 2017. Es políglota y feminista. @Revolufashion


Anuncio

Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

¡Gracias!


Anuncio

18

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    Abelino /

    10/06/2019 10:59 AM

    Como Guatemaltecos debemos votar para cambiar el país y no dejándonos llevar por el las encuestas y la publicidad. Yo personalmente votare por Manfredo Marroqui para presidente, porque es el único que no tiene manchas en su hoja de vida y por Semilla para diputados porque son los únicos que no repiten diputaciones y lo pero que puede pasar es que sean como los que están hoy en día en el congreso. El voto nulo no sirve de nada porque no cambia a los candidatos.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Hugo /

    23/05/2019 8:23 PM

    En esta condiciones, para restarle legitimidad al que quede, hay que votar NULO para presidente y para diputados y alcaldes, por cualquiera que no tenga corruptos y señalados en sus listados, especialmente UNE, FCN; TODOS, PAN, VAMOS, UNIONISTAS.
    Hagamos nuestra parte, salvemos el proceso-
    Propongamos aquí un listado de partidos por los que se pueda votar para diputados y que cada quien escoja el que crea mas conveniente

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Roger Ramirez /

    23/05/2019 3:12 PM

    EL PUEBLO NECESITADO DE GUATEMALA ESTÁ EN MEDIO DE DOS MONSTRUOS EL MENTIROSO Y LADRONCORRUPTO DE JIMI MORALES Y EL XENOFOBO QUE NOS ODIA DONALD TRUMP

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Alejandro Cielo /

    21/05/2019 6:59 PM

    Que gran Artículo Martín. Un abrazo.
    Y cómo me puedo poner en contacto con ustedes?
    Saludos

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Gabriela R. /

    21/05/2019 8:32 AM

    Muchas gracias por este análisis Martín! Cómo bien escribió: "La Nada es el país que ha construido esta alianza de políticos, mafiosos y la élite económica, y a la que hemos aportado TODOS, por acción o por omisión."
    Ante esta contienda electoral me parece que no tenemos opción de salir de este hoyo con ninguno de los candidatos. Ahora toca preguntarnos: como ciudadanos dignos, qué podemos hacer o dejar de hacer activamente para contribuir a que nuestra Guate cambie? Quizás la política no sea el único camino para fomentar el cambio.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Luis Paraiso /

    20/05/2019 2:37 PM

    “Y si alguien está haciendo algo de corrupción, que se persiga el delito, pero que no se persiga a las personas, porque la justicia es para perseguir los delitos y no a las personas”
    Quienes secuestran la democracia en Guatemala: Todos estos partidos tienen ideas comunes pero tienen los defectos egocéntricos de los dirigentes ellos dicen que luchar por los intereses de los ciudadanos pero son los dirigentes los primeros beneficiados. Sería bueno preguntar el porqué no hay una UNIDAD de apoyo a un programa común con la única persona capaz de ganar las elecciones.
    Todos los dirigentes de estos partidos prefieren una gota perenne y un semblante de poder limitado que creer que el ciudadano merece más que una bolsa solidaria. USTEDES SON COMPLICES de los secuestradores.
    Convergencia.
    Anteriormente denominado Convergencia CPO-CRD, o Alternativa Nueva Nación; es un Partido Político guatemalteco de izquierda, que tiene sus raíces en las organizaciones guerrilleras involucradas en el Conflicto Armado Interno.
    Semilla.
    El partido se define como un movimiento político, democrático y plural, también explica que su ideología es centro izquierda, aunque al partido también pertenecen miembros de varios sectores y distintas ideologías de la sociedad guatemalteca, entre los grupos que apoyaban al movimiento se encontraba Mario Sandoval, hijo del ex vicepresidente y líder del partido ultraderechista Movimiento de Liberación Nacional Mario Sandoval Alarcón.
    Encuentro por Guatemala.
    El partido Encuentro por Guatemala (EG) se comenzó a gestar a fines del año 2004. El proyecto se concibió en el entorno de la dirigente política Nineth Montenegro, quien en noviembre 2003 había sido reelecta como diputada por el Distrito de Guatemala. La constitución del partido es resultado de una progresiva y amplia consulta colectiva a nivel nacional en la que participaron diversas personalidades de izquierda, organizaciones sociales y el mundo académico, que buscaba mediante diálogos y asambleas consolidar un movimiento alternativo de izquierda y construir un proyecto político diferente.
    URNG.
    Es un partido que se constituyó en 1982 como uno de los más fuertes, por ser producto de la coordinación de los grupos guerrilleros EGP, ORPA, FAR y PGT.
    WINAQ”.
    Está constituido desde la pluralidad y visión de los guatemaltecos y guatemaltecas. Retoma la filosofía “poder del pueblo” con el fin de transformar el régimen político en una democracia que se corresponda con la realidad de las personas, comunidades y pueblos que coexisten en el país. Cuyo propósito fundamental es transformar el Estado y la sociedad desde una perspectiva ética, incluyente, participativa y pluricultural, sobre la base de los derechos humanos y a los derechos concernientes a los pueblos indígenas.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Guillermo Maldonado C. /

    20/05/2019 2:01 PM

    ¡Ánimo! Que invierno ni que juego de tronos. La campaña electoral está en todo su apogeo en las redes sociales. Si los pequeños y los medianos egos no se ponen de acuerdo en una dirección. Pues sí, el Congreso vuelve a quedar patas arriba. Ahora si el voto de la Licenciada Aldana estaba bien cimentado, sus seguidores tienen la opción de los diputados de esa organización.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Víctor López /

    20/05/2019 10:30 AM

    Thelma : representa los intereses del rey del pollo ( por ahora no) por eso ese mafioso la respalda... Sandra representa al otro bando ( o banda ) , por eso ninguno de los dos "proyectos' representa al pueblo . Sólo manuel VILLACORTA es el único que tiene visión de país zury , arzu son más de lo mismo... En cuanto a los demás candidatos SON RELLENO NADA MÁS ....

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Harold Johnsoon /

    20/05/2019 10:28 AM

    Porque se critica a la actual Fiscal General por haber no pedido la orden de aprehensión de Sandra Torres, días antes de ser inscrita, si la anterior fiscal, tuvo años su proceso y encubrió los supuestos delitos que se le sindican a la actual candidata. Parece que Rodríguez Pellecer es como el anuncio aquel que decía más o menos "estoy a favor de los que están en contra y en contra de los que están a favor", que objetividad.

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

      Humberto /

      06/06/2019 2:50 PM

      Si Aldana tenía pretenciones presidenciales, lo lógico hubiera sido enjuiciar a la candidata con más posibilidades en las encuestas (Sandra Torres) si hubiera tenido los elementos. Piense hombre...

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

      Jose Gutierres /

      20/05/2019 10:59 AM

      se critica a la fiscal actual, porque es completamente irrelavante, se dedica a calentar la silla, cuando sale algun escandalo solo promete investigar.. pero no hace nada...

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Rafael Diaz /

    20/05/2019 3:24 AM

    Que significa esto?: "Es increíble que Gloria Porras haya sido negara el regreso de la exfiscal". A veces cometen errores de dedazo o redaccion que le restan total coherencia a oraciones importantes

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!







Notas más leídas




Secciones