Tres países investigan al multimillonario dueño de Tigo

Mario López Estrada es el empresario más millonario (e influyente) de Guatemala. Se atribuye a sus empleados el cabildeo para vetar impuestos, leyes a su medida y apoyos poco transparentes a políticos, sin que hasta la fecha la justicia haya tocado a su puerta. Su fortuna ha crecido de la mano de decisiones gubernamentales y es por esos mismos favores que hoy Guatemala, Estados Unidos y Paraguay lo están investigando, a él y sus empresas. ¿Alcanzará el tsunami al mayor ganador del viejo sistema guatemalteco?

La corrupción no es normal P147

Mario López, durante una inauguración en 2015.

Fotos: Carlos Sebastián

La historia de Tigo y de Mario López Estrada es sin duda uno de los casos más impresionantes de éxito empresarial en el país. Es la historia de un hombre que superó en fortuna a miembros de las familias que tradicionalmente han ostentado el poder económico. Un mes antes de la caída del Partido Patriota, en febrero de 2015, López Estrada entró oficialmente en la lista de Forbes de las 2 mil personas más ricas del mundo.

Los medios especializados en finanzas y economía corrieron a buscar al primer billonario centroamericano. En esas entrevistas, de las pocas que concede y nunca a un medio nacional, él gustaba comparar su carrera con la de un alpinista que no se detiene hasta llegar a la cumbre. Lo que nunca mencionó es que para lograrlo ha necesitado de una mano muy visible que le ayude dentro del mercado, la mano del Estado.

Parte 1: Los favores por los que podría ser investigado

Antes de consolidar su poder durante el gobierno del Partido Patriota, Mario López y su empresa ya habían sido involucrados en dos casos de favores políticos. Y de los dos salió indemne.

1) En 1991 se acusó al entonces presidente Vinicio Cerezo de haber cometido varios delitos por la sospecha de que él y sus funcionarios tenían acciones en Comcel, la empresa a la que le habían entregado el monopolio de la telefonía móvil. El caso nunca prosperó debido a la inmunidad que gozaba Vinicio Cerezo como diputado al Parlacen. Su ministro de Comunicaciones, Mario López Estrada, a la largá se convertiría en el accionista más poderoso de esa compañía de teléfonos. Él aseguró en una entrevista en Paraguay que entró en el negocio hasta después de haber sido ministro, “como cuatro años después, cuando surge la telefonía celular, allá por los años 1993 y 1994”. En realidad fueron dos años después. En realidad la concesión a Comcel fue en el tiempo en el que fue ministro.

2) En 2005 se abrió una investigación al salir a luz varios cheques por Q.3.5 Millones que Comcel erortó a la campaña del expresidente Alfonso Portillo. El entonces vicepresidente de Millicom, David Kimche, reconoció el financiamiento* al candidato Portillo. “Ley de Telecomunicaciones impulsada por Álvaro Arzú era injusta con nuestra empresa en Guatemala porque no le permitía competir en iguales condiciones y por eso apoyamos al otro candidato”. Ya en la Presidencia, Portillo les devolvió el favor. Redujo a COMCEL el pago de utilidades del 10% al 5% y les concedió la banda B. Consultado al respecto, el exmandatario Portillo respondió: –No tengo información fresca de ese caso, además el MP hizo la investigación y la cerró. Por su parte, Manuel Sisniega, director de Asuntos Corporativos de Tigo, sostiene: –Todas las actuaciones fueron en el marco de la ley-.

El último gran aliado del PP

Si un gobierno fue favorable y propició la consolidación de los negocios de Mario López, fue el gobierno del cártel del PP.

Más de una vez las cámaras retrataron juntos a presidente Otto Pérez Molina y al empresario Mario López Estrada. El magnate lo invitaba frecuentemente a participar en eventos como la inauguración de escuelas reconstruidas o equipadas por la Fundación Tigo o bien, en la apertura de la planta solar más grande del istmo, Horus Energy, del grupo Onix. Pérez Molina ganó algo más que exposición, gracias al apoyo del magnate logró aferrarse unos días más a la Presidencia en momentos en los que el MP, la CICIG y los ciudadanos pedían su captura y su renuncia.

 

El entonces presidente habla con el magnate de la telefonía.

El entonces presidente habla con el magnate de la telefonía.

Durante el gobierno de Pérez Molina, la empresa de Mario López Estrada recibió lo que podría considerarse cuatro grandes favores:

1. En 2012 el Congreso, sin licitar, le prorrogó a Tigo el uso del ancho de banda por 20** años más.

2. En 2014 el Ministerio de Gobernación le otorgó un contrato por más de Q1 mil millones para colocar cámaras de vigilancia en 6 municipios. Ese contrato, dado sin licitar, equivalía al 85% de lo que Tigo había recibido en licitaciones desde 2006 y convirtió a la empresa en la proveedora telefónica número 1 del Estado. Byron Lima, cuando se sintió traicionado por Mauricio López Bonilla, dijo que este era uno de los tantos negocios por los que había que investigar al ex de Gobernación.

3. En 2014 recibió su regalo más grande, la Ley de Control de Telecomunicaciones, mejor conocida como “Ley Tigo”, que le permitió colocar antenas y cableados sin control ni contrapesos municipales. Fue esa ley la que puso en evidencia el poder de la empresa de Mario López sobre la política y la que le atrajo las nuevas investigaciones.

4. Le permitió colocar al frente del Programa de Competitividad a Acisclo Valladares Urruela, director de asuntos corporativos de Tigo, en vez de un delegado del sector privado tradicional, el CACIF, del cual Tigo no es parte. Jimmy Morales, espoleado por Estados Unidos, mantuvo en el puesto a Acisclo Valladores.

Una ley a la medida, un modus operandi

Era obvio que el 8 de abril de 2014 alguien había movido a su voluntad a los diputados del Congreso. LIDER aceptó suspender una interpelación de su entonces enemigo para dar paso a la aprobación, por urgencia nacional, de la Ley de Control de Telecomunicaciones. Nadie discute, ni dice nada. En cuestión de hora y media 103 diputados, sobre todo de PP, LIDER, CREO y TODOS, aprueban la iniciativa impulsada por los diputados Edgar Cristiani, Manuel Barquín y Valentín Gramajo. Los primeros dos hoy tienen procesos legales por casos de corrupción.

La ley se promocionó como una medida para responsabilizar penalmente a las telefónicas en caso de no bloquear la señal en las cárceles. Pero sólo 1 de los 17 artículos de la ley estaban relacionados con el bloqueo de señales en las cárceles para evitar las extorsiones. El resto estaban enfocados en eliminar cualquier obstáculo en contra de la instalación de antenas y cualquier otra infraestructura telefónica.

Tigo, desde 2012, sabía que la única forma de pelear en el mercado con Claro y Telefónica era ampliar el portafolio de servicios. Ofrecer cable, internet y telefonía residencial. Sin embargo su problema era que hacerlo por la vía inalámbrica subía demasiado los costos y hacerlo con una red de fibra, significaba tener que negociar con cada municipalidad.

Ricardo Flores, exgerente de telefonía de la Superintendencia de Telecomunicaciones, recuerda que recibían quejas “en todo momento. Los alcaldes llegaban a pedir desde Q300 mil por cada antena hasta Q1 millón. Luego, tenían que negociar con los Consejos de Desarrollo y después pagarle a los vecinos. Por eso es que Guatemala, aún hoy, es uno de los países con menor infraestructura”. Con la nueva ley ya no fue necesario negociar con los alcaldes. Bastaba una solicitud ante la Superintendencia de Telecomunicaciones para hacer las instalaciones.

La medida, sin embargo, no fue bien acogida. Incluso el hoy presidente del Congreso, Mario Taracena, llegó a afirmar que en esa aprobación “hubo dinero de por medio, mucho dinero. En estos momentos ya están poniendo cientos de antenas; ya es tarde para oponerse. Se habla de pagos de Q25 mil mensuales por diputado de (parte de) las empresas del sector”. Al respecto Manuel Sisniega, director de asuntos corporativos de Tigo, señala que hasta el momento no tienen conocimiento de alguna denuncia relacionada con la compra de voluntades y asegura que “todos estos señalamientos están basados en rumores o suposiciones”.

En efecto, desde el día que se aprobó la ley ya habían empresas instalando antenas y fibrado, empresas que han tenido como clientes a Tigo. Y la venta de servicios de internet, cable y las cámaras de seguridad ya reportan más ganancias para Tigo que la venta de minutos de teléfono, como reportó en su informe anual a Suecia.

 

Un día después de la aprobación de la segunda ley Tigo en 2015 (y con el decreto equivocado), una subsidiaria empezó a instalar postes.

Un día después de la aprobación de la ley Tigo de 2015, una subsidiaria empezó a instalar postes.

Casi 50 protestas legales se presentaron ante la Corte de Constitucionalidad contra la nueva ‘ley Tigo’, que tardó 2 años en pronunciarse. Era la Corte de mayoría de Alejandro Maldonado, Roberto Molina Barreto y Héctor Hugo Pérez Aguilera. Cuando la CC se pronunció, en marzo de este año, botó la ley no por su contenido sino por la forma en que fue aprobada. El Congreso la aprobó con dos votos menos de los 105 que requiere una aprobación de urgencia nacional. Por ese error de procedimiento se podía haber abierto una causa penal en contra de los diputados, pero eso nunca sucedió.

Aún y con la ley anulada, la telefónica Tigo ya había conseguido dos grandes objetivos.

1) Instalar la infraestructura necesaria para ampliar su cobertura. Tigo es la telefónica con más cobertura y clientes en el país. En dos años la SIT respondió a Nómada que autorizó la instalación de 145 antenas y más de 51 mil postes. Sólo el primer día que entró en vigencia la ley, la SIT recibió 600 solicitudes. Cuatro meses después, Tigo estaba lanzando TigoStar, su oferta de cable, internet y telefonía residencial con la que entró a competirle a Casa Claro. Manuel Sisniega, director de Asuntos Coporativos de Tigo, sólo reconoce haber hecho 8 solicitudes para instalar antenas pero explica que durante el periodo en que estuvo en vigencia la ley “realizamos la instalación de más de 1,000 “antenas o radiobases” actuando con base en regulación no basada en el Decreto 12-2014”.

2) El segundo resultado de la ley no fue económico sino represivo. La ley penalizaba la oposición contra de la instalación de infraestructura y eso incluía a la población que se resistiera a tener una antena cerca de su casa. Los casos más notorios fueron los de Fabiana Menchú y Carolina Cabrera, dos señoras de avanzada edad de Quetzaltenango que llegaron a ser demandadas por el Ministerio Público por oponerse a la instalación de una antena en su comunidad. Aunque fueron los casos más destacados, otras nueve personas enfrentaron proceso penales por su oposición a la instalación de infraestructura.

Sólo hubo un hecho en que la ley afectó a las empresas telefónicas. Fue la multa por Q6 millones que la SIT le puso a las empresas por no cumplir con el bloqueo de la señal en los centros penitenciarios tal y como lo establece la ley. Ello fue en marzo de 2015, litigaron en tribunales hasta que la ley fue declarada inconstitucional, librándose del pago.***

Parte 2: Las tres investigaciones

La investigación estadounidense

Todo empezó cuando la empresa sueca, Millicom, propietaria mayoritaria de Tigo –aunque sin el control operativo, en manos de Mario López– denunció en octubre de 2015 a sus socios guatemaltecos por “posibles pagos indebidos”, es decir, por sospechas de sobornos. Aunque nunca se habló de un caso en particular, se especulaba que estaban relacionados con la “Ley Tigo” o las concesiones de las bandas de telefonía celular. La firma no quiso explicar más y sólo se limitó a decir que cooperaría con las autoridades estadounidenses y suecas para aportar información.

Las investigaciones duraron nueve meses hasta que a principios de julio de este año, en otro comunicado, Millicom afirmó que en Suecia no habían encontrado evidencia de que Tigo incurrieran en anomalías y por ello el caso que llevaba la fiscalía sueca había sido cerrado. En el mismo comunicado, el gerente ejecutivo de Millicom, Mauricio Ramos, aclara que la investigación a cargo del Departamento de Justicia de Estados Unidos sigue abierta.

Para Estados Unidos es importante investigar a Tigo porque cotiza en la bolsa de valores de Nueva York. Esto no ha impedido que Mario López y la embajada de Estados Unidos inauguren juntos proyectos entre la Fundación Tigo y la cooperación de ese país.

La investigación guatemalteca

Una fuente de Nómada en el Congreso confirmó que se recibió, en abril de 2016, una notificación de parte de la Intendencia de Verificación Especial (IVE) de la Superintendencia de Bancos para requerir información sobre el proceso de aprobación de la “Ley Tigo”, de las antenas y los cableados, ante indicios de posible lavado de dinero.

De parte de los entes investigadores, el hermetismo es total. Corina Ardón, vocera de la Superintendencia de Bancos, respondió que no pueden dar información ya que por ley, este tipo de actuaciones no son de carácter público. Mientras tanto, el Ministerio Público se limitó a decir que si hubiera una investigación por lavado, esta estaría bajo reserva para no entorpecer el proceso.

El otro actor involucrado, el presidente del Congreso, Mario Taracena, niega la investigación.

– ¿Cuál es esa ‘Ley Tigo’?, respondió Taracena con una pregunta.

Se le recordó que era la de las antenas y los cableados aprobada en 2014.

– Nunca he recibido tal solicitud (de la IVE). Esas son cosas que La Hora (el primer medio en publicarlo) no sé de dónde se las saca. Y sólo quiero recordarle que nosotros, la UNE, no participamos de esa votación.

Los mismos ejecutivos de Tigo afirman desconocer una investigación de parte de la IVE, pero una segunda fuente gubernamental de Nómada lo confirma.

La investigación paraguaya

Los negocios del megaempresario López Estrada se ha extendido más allá de las fronteras guatemaltecas. En Paraguay, por ejemplo, se ha convertido en un empresario notorio al estar al frente de la mayor inversión privada que se ha hecho en dicho país. El complejo Paseo La Galería, inaugurado en mayo en su primera fase, representó una inversión de US$200 millones.

Las acusaciones son menores que en Guatemala o Estados Unidos.

Esa obra puso de manifiesto el poder del empresario. Pero también de la oposición legal en su contra. En abril de este año, la firma Arleck S.A., por medio de su abogado Roberto Correa Cuyer, presentó una denuncia penal en contra de Mario López Estrada y sus socios paraguayos Juan y Fernando Talavera Gustale, por haber comprado la voluntad de seis jueces a cambio de que estos fallaran en favor de sus intereses.

Los acusa de evadir el pago de una millonaria indemnización que debían a Arleck S.A. por daños y perjuicios, cuando rompieron la relación de socios. Además, un concejal de la alcaldía capitalina de Asunción, solicitó información sobre la aprobación de los planos del complejo. Esto, luego que un ciudadano se quejara de que no había acceso para personas discapacitadas tal y como exigen los reglamentos locales. La sospecha del concejal Carlos Arregui es que hubo sobornos a cambio de la autorización de los planos.

Una tercera investigación inició debido a las anomalías del proceso con el que la empresa Siena S.A., de López Estrada, compró un inmueble propiedad de la Dirección de Aeronáutica. Sindicalistas acusaban que el concurso había sido hecho a la medida del guatemalteco, incluso vendiéndolo por una cifra mucho menor a su valor de mercado. Una carta de mayo de 2015, del senador Arnoldo Wiens muestra que el proceso ya estaba en la mira de las autoridades por corrupción.

López Estrada es tan importante en el país suramericano que su hijo, Mario López Pérez, fue nombrado por Paraguay como su cónsul honorario en Guatemala.

Parte 3: El futuro

Las tres investigaciones que están en marcha tendrán una tarea ardua para poder rastrear el flujo de capitales debido al entramado de negocios de Mario López Estrada. Grupo Onyx es la corporación que representa al menos al 30 de sus empresas, que van desde el sector de la construcción, hasta la telefonía y el mercado energético.

Además, sus capitales también se mueven a través de al menos 10 offshores inscritas en Panamá. Son los casos de Tum 48, Miffin Asociates Corp, Zinnias Assets Investments, Edilton Service Corp, Gibson Assets, Blue Shore, Coconut Investments, Inversiones Grandall, Key Coconut Investments y MM Lopez Landscaping.

En cada una de ellas, los puestos administrativos se rotan entre Mario López Estrada, su esposa y sus hijos. La única persona ajena a la familia con presencia en estas empresas es el gerente general de Tigo, Luis Fernando Valladares Guillén.****

En una entrevista para ABC de Paraguay, López Estrada fue cuestionado directamente sobre si estaría lavando dinero. Ésta fue su respuesta:

–Hoy día el lavado de dinero se ha vuelto muy difícil, porque todos los movimientos financieros que se hacen de un país a otro tienen que pasar forzosamente por bancos americanos, y en ese momento se deja un rastro. Entonces, para un emprendimiento de esta envergadura, yo tengo que ser capaz de justificar el origen de los recursos. Alguien como yo no podría lavar dinero en algo así.

¿Y Jimmy, estará con Tigo?

Tigo y las empresas de Mario López ya salieron avantes de una investigación, la sueca. Deben enfrentar demandas en otros tres países, Estados Unidos, Paraguay y Guatemala. El país en donde la situación es “más difícil”, por la lucha contra la impunidad en la que está encarrilado, es Guatemala. Pero no sólo debe estar pendiente de superar demandas. Además, Tigo debe asegurar que no se afecten sus intereses y sus posibilidades de mercado en cuando salga al mercado una nueva banda, la 4G de telefonía, que disputan con Claro y Telefónica.

El gobierno de Jimmy Morales será el que decida si se saca a licitación, si se reparte a partes iguales entre las tres empresas de telefonía o si opta por entregarlos, como quería Tigo el año pasado, directamente a la empresa de Mario López Estrada. En ese momento se verá si Jimmy Morales, como Vinicio Cerezo, Alfonso Portillo y Otto Pérez Molina, también está contigo.

Tigo envió una carta de aclaración a este reportaje. Tiene razón en varios puntos (corregidos en esta nota) y en otros puntos no la tiene. Aquí un enlace a la nota de seguimiento.

Correcciones hechas el 9 de agosto.
* Decía financiamiento ilegal cuando debía decir financiamiento.
** Decía 25 años cuando debía decir 20 años.
*** Decía:Ello fue en marzo de 2015 pero hasta la fecha no han pagado porque siguen peleándolo en tribunales”.
**** Por un error se había consignado que Luis Valladares ya no era CEO y era diputado. El diptuado de TODOS es su hermano, José Rodrigo Valladares.

Gabriel Woltke
/

Guatemala / Xibalbá 1988. Ingresó al seminario queriendo ser sacerdote, salió a estudiar literatura y luego hizo carrera como periodista. Avanza sobre el río. Desea ser escritor, corrector, carpintero, programador, diseñador, monje, mago, árbol, pájaro, ballena.


Anuncio

Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

¡Gracias!


Anuncio

42

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    Paola /

    20/04/2017 7:56 PM

    Paraguay no lo investiga..... todo lo contrario.... Tigo es casi casi un monopolio aqui....

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Eduardo Rodriguez /

    19/04/2017 10:34 AM

    Otro campo donde la influencia de las telefónicas en detrimento del usuario en Guatemala es notorio es en el bloqueo de la implementación de la Portabilidad Numérica, lo cual beneficiaria enorme a los usuarios con mejores ofertas y nos libera de permanecer atrapados a un mal servicio solamente por no perder el numero. En El Salvador, Costa Rica, Panama ha sido un éxito solo en Guate nos hemos quedado atrás. Ninguna iniciativa de ley ha prosperado por el poder que ejercen Tigo y las demás telefónicas.

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    villagran /

    18/12/2016 7:52 PM

    que mal hay que investigar a fondo estos hechos

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Kevin Velasquez /

    29/11/2016 1:21 AM

    Que gran historia

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Regina /

    03/09/2016 3:57 PM

    Que se le investigue si fortuna y sus nexos asi como los favores politicos que se le han hecho con Acisclo Valladares y Luis Valladares antes de ir preso OPM se estaba negociando el 4G cuanto dinero estaria pudiendo en ese entonces Otto Perez

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Luferdel /

    07/08/2016 5:20 PM

    Está "clarísimo" que Mario López Estrada se ha hecho rico a travéz de la corrupción y los negocios con el estado (muy al estilo del mexicano Carlos Slim, grupo Carso) . Sin embargo, atribuirle el título del empresario MÁS INFLUYENTE en la política Guatemalteca, dista mucho de la realidad. Él puede mover sus influencias para favorecerse con alguna parte del pastel chapín; pero no del todo. El capital tradicional lo lleva corto y no le permitirá abrirse más espacio. La POLÍTICA ECONOMICA, MONETARIA Y FINANCIERA, pertenece, por "tradición", a los 12 apóstoles (Herrera, Novella, Gutiérrez, Castillo, entre otros). Sea el gobierno que sea, las familias no perderán un poder que consideran por legado y tradición, ANCESTRAL Y HEREDITARIO. Esa es la triste realidad de este país, hasta que la situación cambie, ya sea por una revolución interna o por cierta y oportuna, presión internacional. Su estrategia de contar con aliados como los Valladares (miembros de la elite) es interesante. Se puede igualar a empleada por Jack Irving Cohen cuando hizo aliados a los Alejos (miembros de la elite también), para asegurar los millonarios negocios con el estado. Es evidente que en Guatemala, un empresario cabrón, astuto, emprendedor (aunque corrupto) será simplemente, un pinche GATO, que necesitará los favores e influencias de algunas de las familias de ABOLENGO para garantizar su permanencia y crecimiento en el mercado, y asi evitar cualquier persecución penal, civil o política.

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    César A. /

    06/08/2016 9:23 PM

    Interesante los pocos datos aportados y como izquierdista, sólo sentimientos y nada se datos.
    No defiendo a nadie, pero si va a acusar se algo que sea con argumentos medibles y no sólo tirar cualquier cosa al aire.
    Casi copia carbón de Martín, mal camino a seguir.

    ¡Ay no!

    5

    ¡Nítido!

    Salvador Dominguez /

    06/08/2016 11:34 AM

    Un comentario para el autor la banda 4G ya esta en operación y las tres empresas la utilizan, no me quedo claro si ya se dio en concesión?

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

      E. Cheng /

      08/08/2016 2:39 PM

      Se refiere a la banda AWS la cual no ha sido subastada aún.

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    P. Choy /

    05/08/2016 9:27 PM

    Y porque, de veras nosotros no hacemos una introspección, como sigue:

    Dejemos de vivir de perfiles, de ser autosatisfactorios, dejar al lado la foto de red social y ser PC Políticamente Correcto, y ser realmente RA realmente auténticos auténticos y dejar las modas, los flujos sociales, cambiar el mundo pata bien

    Dejemos a un lado la moda
    La hipocresía
    Lo PC

    Seamos auténticos
    Seamos correctos
    Seamos fieles
    Seamos realistas no modistas

    Dejemos nuestro ego
    Y seamos sencillos y c
    Veamos más allá

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    Jimmy /

    04/08/2016 10:40 PM

    y que tan cierto sera que este poderoso magnate tambien tiene acciones en prensa libre

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!







Notas más leídas




Secciones