Más que la peluca, ¿por qué es importante Stalling en la cárcel?

El miércoles y jueves pasados, como todos los días desde que tomó posesión hace 15 meses, Blanca Stalling, magistrada de la Corte Suprema de Justicia, llegó la sede del poder judicial en el Centro Cívico, en la zona 1. Esta vez no subió al segundo nivel del Palacio de Justicia, donde se encuentra su despacho. Ingresó directo al sótano de la Torre de Tribunales, esposada, guiada por seis policías, y entre gritos vulgares de otros reos y pandilleros. Esperó su turno para rendir cuentas, señalada de tráfico de influencias.

Política

Blanca Stalling, la otrora jueza más poderosa del Organismo Judicial.

Fotos: Carlos Sebastián

Blanca Stalling estaba alterada. El Ministerio Público y la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) pasaron seis horas buscándola. A las 6 de la mañana allanaron su casa en la colonia Lourdes, en la zona 16, famosa por la cantidad de residencias de militares retirados, como su exesposo. Buscaban arrestarla. En el lugar solo encontraron a la esposa de uno de sus hijos. Los investigadores recibieron información que indicaba que si bien la magistrada tenía un espacio propio en ese inmueble, en realidad vivía en uno de los apartamentos del edificio Alameda, ubicado en la séptima avenida de la zona 9. A la una de la tarde, cuando inspeccionaron el lugar, se toparon con la abogada vestida de forma inusual en una abarrotería cercana. Con una peluca, un suéter blanco que decía Ángel y una pistola. Pero la indumentaria no es lo más importante en este caso.

Cuando ingresó a la Torre de Tribunales, la magistrada Stalling inició su defensa: esto es un show, una película, la justicia está cooptada. Para darle grandilocuencia, comparó a la CICIG con la policía nazi de Hitler. En la audiencia de primera declaración, el fiscal le detalló al juez los hechos de tráfico de influencias e intimidaciones por las que señalan a Stalling, la magistrada que fue presidenta de la Cámara Penal y por lo tanto, la antigua superior del juez que está conociendo su caso.

Traficar influencias

Blanca Stalling no era una magistrada más. Era la jueza con más poder en el Organismo Judicial. Fue considerada por el ranking de poder de Nómada, Los 30 que cuentan, como una de las 30 personas más poderosas del país en 2015.

Tenía a su cargo la Cámara Penal, la más poderosa, y había sido escogida por Roxana Baldetti, Otto Pérez Molina, Alejandro Sinibaldi y Manuel Baldizón para ser la líder de la Corte que escogieron en octubre de 2014 los diputados de PP y LIDER. De hecho, uno de los abogados que la defiende ahora es el mismo que el que defiende a Roxana Baldetti.

Acumuló mucho poder en su carrera desde el Instituto de la Defensa Pública Penal (IDPP), con alianzas gremiales en el Colegio de Abogados, en las cortes y con militares retirados. Es hija de militar y estuvo casada con el militar y exministro del FRG, Julio Molina Avilés. Su cuñada, Marta Sierra de Stalling, está en prisión preventiva acusada de conspirar con el Bufete de la Impunidad que la sobornó para dejar libres a los acusados de La Línea.

La influencia de Stalling solo creció al llegar a la Corte. Eso quedó en evidencia con su propuesta de nombrar a Patricia Valdés como presidenta la Corte Suprema de Justicia para 2016-2017, idea que tuvo el éxito y los votos necesarios.

Su hijo fue contratado por Juan de Dios Rodríguez en el IGSS, desde donde está acusado de corrupción en el caso con Pisa, que provocó la muerte, hasta ahora, de más de 70 pacientes.

Proteger a su hijo del alcance de la justicia

La magistrada Blanca Stalling quería sacar de la cárcel a su hijo, Otto Fernando Molina Stalling. Para eso citó a Carlos Ruano, uno de los jueces a cargo el caso IGSS-Pisa, donde su hijo está acusado de mediar para que el Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS) beneficiara a la empresa Droguerías Pisa con un contrato de Q116 millones. La intención de la abogada era convencer al juzgador de beneficiar a su hijo. Pero el juez la grabó.

 

Stalling, en tribunales.

Stalling, en tribunales.

La jueza Stalling se sentía culpable. Eso le dijo al juez Carlos Ruano cuando lo citó en su despacho el 1 de septiembre de 2016. Culpable porque dice que durante el proceso para ser electa funcionara de poder judicial, en su currículo colocó el número de su hijo y no el de ella. Según Stalling, desde ese momento iniciaron las escuchas telefónicas que terminaron incriminando a su familiar.

Al día siguiente de esa reunión con Blanca Stalling, el juez Ruano conocería una audiencia en la que los sindicados del caso IGSS-Pisa, entre ellos el hijo de Stalling, solicitarían dejar la cárcel y ser beneficiados con arresto domiciliario. Por eso la magistrada utilizó el 80 por ciento del tiempo con el juez, según contaron la CICIG y el MP, para explicarle el caso, y lo hizo desde la perspectiva de un abogado defensor.

Frente al juez Séptimo, Adrían Rodríguez, ya como acusada, Stalling volvió a escuchar la grabación que hizo que el Congreso le retirara la inmunidad como funcionaria y que la llevó a tratar de esconderse de la justicia con una peluca pelirroja. La grabación de la conversación donde solicita beneficios para su hijo.

Juan Francisco Sandoval, jefe de la Fiscalía Especial contra la Impunidad (FECI), dijo que Stalling hizo énfasis de su posición de jerarquía entre ella y el juez para ejercer una influencia ilegal. La CICIG dijo que cuentan con evidencia documental para establecer que Stalling usó su puesto y su posición de alto rango en la justicia, para citar al juez suplente Carlos Ruano e incluso a hacer referencia a su capacidad para nombrarlo titular.

La magistrada continuó sin darle crédito a sus propias palabras. Durante la audiencia solicitó que se realizara un peritaje especial a la grabación de su conversación con el juez Ruano, pues asegura que hay cosas que ella jamás mencionó: “Yo nunca le diría algo ilegal a un juez”. Su abogada defensora, Delmy Castañeda inició su intervención con tres aplausos para los argumentos y elocuencia de los fiscales, una burla seguida de una crítica a la labor del MP y CICIG.

– Es fácil hablar de derechos, de garantías que ella (Stalling) viola, si nosotros los violamos, si nos convertimos en más que delincuentes para tener a una persona sentada aquí (en el juzgado) para llenar el morbo de toda la sociedad.

Para referirse a la grabación Castañeda dijo que “la voz femenina que dijo eso no cometió ningún delito”, en alusión a la petición de adelantar el juicio y agregó que si lo hubiera hecho, “es normal que cualquier habitante de la república pida que se adelante un juicio contra su familiar”. Lo que no es normal, es que lo hiciera una de las juezas más influyentes de la República.

El día en que Rony López, Secretario de la Corte Suprema de Justicia, fue citado al Congreso para declarar sobre la cita entre Stalling y el juez Ruano, la magistrada molesta le mandó un mensaje que ahora forma parte de las pruebas de las presión que ejerció a quienes declararon contra ella.

“Bendiciones Rony para usted y su familia. Usted sabe que lo que dijo no es cierto y yo le dejo la justicia a Dios, que es la que nunca queda impune. Mentiroso, hipócrita, amén. Que duerma tranquilo, usted es un judas, cobarde, poco hombre. ¿Por qué no dijo la verdad? ¿Cuánto le pagaron, para quién trabaja o con quién quedó bien? ¿Con los que dijo que lo habían amenazado para declarar en caso Magistrada Morales? ¿CICIG? Payaso, bien los engañó y hasta lástima daba, y por cierto, conociéndolo, ahora corra al juzgado de feticidio a poner denuncia por violencia jajaja”.

Por esas intimidaciones y por su intento de evadir la justicia, el Ministerio Público solicitó que fuera enviada a la cárcel. La magistrada que intentó evitar que su hijo permaneciera tras las rejas fue enviada a prisión por el juez Adrían Rodríguez. La abogada vivirá en el Cuartel Militar Mariscal Zavala, al menos tres meses, mientras la Fiscalía realiza la investigación. Mientras era trasladada, el otro de sus hijos, Julio Alejandro Molina Stalling caminaba tras ella. Nunca faltó a las audiencias de su hermano, Otto Fernando; no faltó para la de su mamá.

En sus declaraciones a la prensa, Stalling dijo que no confiaba en el sistema de justicia, que estaba cooptado por las autoridades de la Fiscalía y la CICIG y que toda la Corte Suprema de Justicia iba a caer. La resolución de la Corte de Constitucionalidad que anuló la elección de Patricia Valdés como presidenta y el caso contra Stalling provocaron que durante 12 rondas de votaciones los funcionarios no se pusieran de acuerdo para elegir un titular. Un grupo integrado por Delia Dávila, Rafael Rojas, Silvia García y María Eugenia Morales se resistía a darle sus votos a la coalición de la que Stalling era parte. Sin embargo, la crisis de legitimidad que atraviesa la Corte podría haber llevado a los magistrados a votar en unidad por Nery Medina, otro de su grupo, electo ayer como nuevo presidente hasta octubre de 2017.

 

Stalling, en la carceleta de tribunales.

Stalling, en la carceleta de tribunales.

Todo esto ocurre la semana previa a que el Congreso inicie las discusiones de la reforma a la Constitución y enmiendas para modernizar el sector justicia.

Jody García
/

Periodista. También lectora y pintora. Trabajó dos años en Diario La Hora cubriendo el sistema de justicia. Llegó a Nómada por el futuro. @Jody_Garcia_


Somos lo que leemos.

En tu inbox una vez por semana
(Para que no te perdás nada de nómada, y más)

¡Gracias Por Suscribirte!
(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Política

El último día del juicio a Vielmann

Asier Andrés

Por qué el barco de abortos escogió a Guatemala y cómo va la batalla

Javier Estrada Tobar

Política

El enviado de Trump, el disfraz del odio y el silencio de Jimmy

Javier Estrada Tobar

BLOG

Ninguna mujer debe ser obligada a ser madre, bajo ninguna circunstancia

Regina Solís Miranda

Política

Día 8: La fiscalía acusa a Vielmann de ignorancia deliberada

Asier Andrés

BLOG

Las opciones llegan en barco

Adelaida Loukota

Política

5 beneficios del derecho indígena para los mestizos

Javier Estrada Tobar

BLOG

¿En qué se parecen Edith Piaf, Calle 13 y Flor de Lis?

Fito Andolini

Política

La historia oculta del juez que sacó de la cárcel a Sammy y José Manuel

Gladys Olmstead

BLOG

Autoridades indígenas: no venimos a limosnear

Gladys Tzul

Política

La salud de Jimmy está en duda

Javier Estrada Tobar

BLOG

Hágase la luz (y el arte en las sombras)

Juan Pablo Hernández Paredes

Política

“Los militares no tuvieron ningún aporte a la seguridad”

Elsa Cabria

Esta es la historia del sucesor de El Chapo

Agencia Pública

Política

Esto es lo que piensa Industria sobre quitar impuestos para el Agro

Martín Rodríguez Pellecer

BLOG

Defensa de comer, bailar y sexo oral

Luisa Fernanda Toledo

Política

Dia 7: Rivera, los riveritas y el riverismo

Asier Andrés

BLOG

¡Un desayuno con sabores de abuelita!

Fresita La Hada

Política

La traducción real: ¿Qué opina de las reformas extranjeras?

Nómada

“Con Trump recordamos que Guatemala es nuestra responsabilidad”

Martín Rodríguez Pellecer

Política

Alianza de FCN, PP y Líder impide (de nuevo) el pluralismo jurídico

Gladys Olmstead

BLOG

El amor líquido

Alejandra Solórzano

Política

“Mala fe es vender Q10 millones y no pagar impuestos”

Gabriel Woltke

BLOG

Las diferencias (y la magia) entre el amor y el sexo

Daniela Castillo

7

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    Alvarenga Castellanos /

    12/02/2017 5:49 AM

    Cuando se sindica que seis de los magistrados integrantes de la CSJ y un octavo, ya en prisión, han sido señalados de haber llegado a sus puestos debido a acciones incorrectas e ilegales de las que se señala al abogado Roberto López Villatoro, quien a su vez, durante muchos años, ha sido sindicado de acciones irregulares, entre ellas tráfico de influencias, lo que en países avanzados constituye un delito serio, el recambio de sus autoridades es una prioridad. Razón tiene la Fiscal general de desconfiar de las comisiones de postulación porque sabe de experiencia propia de al extorsión y presión que sufren los candidatos que quieren accedar a un puesto en el sector justicia. Que la Fiscal del MP haya tomado la decisión de desligarse del compromiso con los corruptos como Roberto Lopez Villatoro es otra canción. Así que apoyamos la moción de que ni la USAC ni el Colegio de Abogados tenga que ver en la selección tanto del Jefe del MP como de los magistrados de la Suprema y de la CC. Falta ver que acciones concretas se dan contra el famoso contrabandista Lopez Villatoro quien ya con sus copas en su restaurante "Carpacho" acompañado de su fiel amigo Chepe Zamora cantan "sigo siendo el Rey", por la protección que tiene en la Prensa Nacional y en la Corte Celestial y en la camara de Antejuicios con Vitalina Orellana y Nestor Vasquez, dos de sus alfiles que detienen el proceso contra su hermano diputado Julio Lopez Villatoro.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Luis Arenales F. /

    12/02/2017 5:13 AM

    para algunos esta guerra en la corte es para dar paso a una mayoría dominada por Roberto Lopez Villatoro, de quien depende el secretario Rony Lopez, a decir verdad las personas que se mueven en el ambiente de la corte sabían que Lopez Villatoro promovio a Rony Lopez y a Consuelo Porras a los puestos de Magistrados elegibles para la Corte Suprema, asi como a la Licenciada Garcia (ultima en tomar posesión en la CSJ), asi como era del conocimiento público de la guerra entre Blanca Stalling y Lopez Villatoro, quien desde el inicio trabajo a la Embajada de los EEUU para declararla no elegible. Este comentario por supuesto no es una defensa oficiosa de la ex Magistrada Stalling sino mas bien plantear la reflexión de que mientras Roberto Lopez Villatoro solo se le dio un jalón de orejas por regalar un apartamento de lujo a un magistrado ( delito igual de trafico de influencias mas el cohecho y el lavado de dinero, corrupción a cambio de impunidad) y a la magistrada se le destrono para dar paso a un magistrado de Lopez Villatoro que asi estaria teniendo mayoría en la CSJ, y plegandose a la Embajada, CICIG y MP, traicionando a quien tenga que traicionar para resguardarse el y su familia ( extrañamente su hermano, diputado de la UNE que es sindicado de plazas fantasmas al igual que muchos diputados que guardan prisión, el susodicho Julio Lopez Villatoro se pasea campantemente en los restaurantes de la zona viva haciendo sus tranzas libre del temor de ser perseguido por el MP y la CICIG. ¡¿Por que será?¡, ¿Cual es el acuerdo?. Sin demeritar el analisis un poco superflue de la periodista y mucho menos de la gran labor que hace Nómada de incursionar en aquellos temas que son tabú en los otros medios, quedan muchas preguntas de fondo, como si esta no es una maniobra mas ( preparada de antemano hace cinco meses cuando se grabo la conversación y ahora se divulga convenientemente) cuando "coincidentemente" se quieren aprobar las reformas a la Constitución que a mi parecer debieran ser objeto de una Asamblea Nacional Constituyente que reciba el mandato soberano del pueblo para un nuevo contrato social entre los guatemaltecos.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    iMorales /

    11/02/2017 12:18 PM

    Excelente crónica de este personaje, gracias por compartirlo !!

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    fco. lopez hurtarte /

    10/02/2017 2:57 PM

    .
    HIJOS DE LOS VERDUGOS EN TIEMPOS DE LA POSGUERRA
    (O LOS RESABIOS DEL MILITARISMO GENOCIDA GUATEMALTECO)

    Nacida en un ambiente militar en donde los objetivos personales se cumplen sí y solo sí —y sin importar los medios— la magistrada Stalling (o Caal Dávila como dicen) es uno de esos personajes oscuros a quien bien podría aplicársele un amplio estudio para analizar a Guatemala y su sociedad.

    Porque, hay que reconocerlo, somos una de las sociedades más imperfectas de Latinoamérica.

    Explorando amplios campos del conocimiento, desde la historia del país, la psicología, la antropología y, especialmente, la sociología del guatemalteco, muy bien podríamos entender de dónde y cómo se origina el tipo de sociedad que tenemos: violenta, irracional, ambiciosa, dominante, racista y pusilánime, y, que, a la vez, irrespeta los derechos de los demás.

    Sería un buen norte para reconocer todo aquello que llevamos dentro y nos hace actuar de la forma como lo hacemos.

    Y es que no es normal que una de las máximas autoridades de la administración de justicia esté en la cárcel y lo veamos con tal simpleza. Tampoco es normal que tenga que venir un colombiano para decirnos cómo se debe investigarse y aplicar justicia —a pesar de que lo aplaudimos—.

    Y mucho menos que los ciudadanos de los países donantes tengan que pagar impuestos para ayudarnos a salir del atascadero en el que históricamente hemos estado atrapados. No es normal. En qué país vivimos que las élites económicas se benefician con la corrupción de los políticos, y hasta los financian en campaña. ¡Vaya realidad la nuestra!

    Urge una Revolución de ideas para, verdaderamente, cambiarlo todo.

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    Juan /

    10/02/2017 11:36 AM

    La relación de Blanca Caal Davila con parte del estamento castrense guatemalteco (la parte mas corrupta) viene de largo tiempo atrás, hay que recordarse que ella es hija del Coronel Caal Rossi (supuesto hijo ilegitimo de un finquero alemán de las Verapaces) y hermana de de 2 Oficiales en situación de retiro del ejercito (uno de ellos el Coronel Guillermo Caal Davila, quien es también medico) fue uno de los responsables durante su gestión como Jefe del Servicio de Sanidad Militar de descapitalizar el presupuesto del Centro Medico Militar. Su Exesposo el Coronel y medico Julio Molina Aviles fue integrante de la promoción 77 de la Escuela Politécnica, la misma de los 2 hijos del General Rios Montt. Por eso la hipótesis de que ella (Blanca Caal), la Magistrada Valdez "La Cuchi" y otros Magistrados de la CSJ respondían (o responden todavía) a las ordenes de ciertos sectores de los mas "duros y corruptos" de Guatemala (FCT, Avemilgua y otros) no esta alejada de la realidad.

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

      alfonso villacorta /

      12/02/2017 6:03 AM

      muy buena sinopsis que ayuda a entender en mejor forma de quién se trata ese espécimen en el engranaje del crimen organizado, pero que es una pieza nada más y hay más manos metidas en esto

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Luis Fuentes /

    10/02/2017 8:59 AM

    Excelente trabajo, una crónica exquisita, que describe el camino de la soberbia, así como lo ostentosa y prepotente que es esta señora, representante de los señores feudales, militares y mafias.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!



Notas más leídas




Recomendaciones