Así defendieron Fundesa y Cacif su alianza con Jimmy

La de ayer fue una noche gloriosa para Jimmy Morales. El presidente que hace poco cargaba con señalamientos por financiamiento ilegal de su campaña electoral y por el cobro de sobresueldos del ejército, ahora no solo está libre de responsabilidad gracias al favor de diputados y magistrados, sino que además está protegido por el sector privado organizado. Esto pasa en el marco de una crisis política que golpea al Gobierno y también en el año en que más empresarios han sido llevados a tribunales señalados por corrupción. Nómada consiguió hablar unos minutos con dos de los empresarios más influyentes que ayer dejaron al descubierto su alianza con Jimmy; así fue como justificaron su postura.

Entender la política P147

Manifestantes sacan manta en el Enade contra la corrupción en infraestructura.

Foto: Soy502.com

En medio de la polémica del caso Construcción y Corrupción que implica a empresarios de la construcción y funcionarios del PP involucrados en sobornos y el caos en la red vial que esta alianza corrupta provocó, el Encuentro Nacional de Empresarios (Enade) de 2017 centró su discusión en un nuevo modelo de infraestructura vial, centrado en una alianza público-privada. Tuvo como conferencista a Vicente Fox, el expresidente mexicano que fue acusado de financiamiento electoral ilícito. La Fundación para el Desarrollo (Fundesa) es el think tank de muchas de las grandes corporaciones empresariales tradicionales de Guatemala.

Casi al cierre del evento, el empresario Felipe Bosch, parte de una de las corporaciones familiares más grandes del país y presidente de Fundesa se dirigió a Jimmy y simbólicamente selló su alianza:

– Yo no lo tomo como un guatemalteco corrupto, no lo tomo como un político corrupto.

Felipe Bosch dejó de lado que la investigación de financiamiento electoral ilícito contra Jimmy se detuvo solo porque los diputados hicieron un pacto de impunidad para protegerlo. Y que el caso de sobresueldos del ejército se detuvo por decisión de los cuestionados magistrados de la Corte Suprema de Justicia, y no por falta de pruebas. También dejó de lado que unos audios del ministro de Finanzas dejaron entrever que Jimmy Morales estuvo detrás de la promoción del Pacto de Corruptos en el que 112 diputados cambiaron dos leyes para procurarse impunidad.

El empresario tampoco tomó en cuenta que la sombra de la corrupción del gobierno del Pérez Molina y Alejandro Sinibaldi sigue en la administración de Jimmy Morales. Y un caso claro es el de la constructora COCISA, que financió al FCN y ha sido la que y es la segunda empresa que más dinero ha recibido en todo el gobierno de Jimmy Morales (Q143.6 millones, US$19 millones).

 


Por esa defensa oficiosa, Felipe Bosch fue consultado ayer después del Enade. Esto respondió:

Usted abiertamente manifestó su respaldo al presidente. ¿Cuál es su postura y la de Fundesa sobre Jimmy Morales y sus acciones?
– Yo creo que lo que tenemos que analizar es que le quedan dos años (de gobierno). Y que tenemos, como guatemaltecos, que trabajar con el presidente que nosotros mismos elegimos. Entonces, estando a la mitad de su mandato, y aunque haya pasado, por decirlo así, mucha agua bajo el puente, creo que estamos en un punto de no retorno. Yo lo he dicho en repetidas ocasiones: he estado sorprendido de la capacidad técnica que ha mostrado cada uno de los ministros con los que hemos trabajo. Creo que eso es muy relevante. Hay que ayudarlos con ideas y apoyándoles a que hagan un buen trabajo para sacar al país adelante.

Pero hay mucha gente que cree que al presidente no le deben quedar dos años, porque está señalado de financiamiento electoral ilícito, de cobrar sobresueldos y con familiares en procesos de corrupción y que, para no interferir en esas investigaciones, debe renunciar. ¿Por qué ustedes no se suman a la petición para que renuncie un presidente tan señalado?
– Llegó el momento de que no estemos revolviendo más las cosas. Llegó el momento de pasar esa página y pensar que hay mucha gente que está falta de oportunidades y mientras tanto, todos en la arena política peleándonos. Entonces llegó el momento de decir: ‘Bueno, saben qué, faltan dos años, vamos para adelante y eso sí, generemos la posibilidad de atraer inversiones nuevas al país y de generar nuevos empleos, que es lo único que nos puede sacar adelante’.

Con esto, usted está avalando a un presidente que, en cualquier democracia, tendría que renunciar por respeto al pueblo.
– Pero eso no somos nosotros. Son las cortes.

Pero más allá de las cortes. Hay principios morales y éticos. Además, Jimmy es un presidente con señalamientos de corrupción, que claramente cobró sobresueldos. Hay gente que está molesta por esto y por la forma en que ha conducido al país. Por qué ustedes dan un paso al costado de lo que pide la Plaza.
– Yo creo que no es dar un paso al costado de la Plaza. Yo creo que hay que ser realistas. Tenemos que ir para adelante. Y creo que también hemos hecho mucho daño a mucha gente juzgándola antes de que llegue a las cortes. Yo creo que tiene que pasar por todas las cortes, y pasar por antejuicios, y si esos antejuicios tienen éxito y avanzan, pues es un escenario. Pero si eso no pasa, es otro escenario. No podemos estar, ni empresarios, ni sociedad, ni trabajadores, esperando a ver qué pasa. Entonces, nosotros lo que sí vemos es que tenemos que ser realistas. Y tenemos que empezar a pensar que tenemos que generar oportunidades para mucha gente que no las tiene en este momento.

Usted hace referencia a la defensa de la presunción de inocencia, y antes (en su discurso) hablaba de la mediatización de la justicia. Esas son las palabras que repiten las personas que va a protestar afuera de la Cicig pidiendo la salida de Iván Velásquez. Y a Fundesa le preocupan estos temas hasta ahora, que hay empresarios señalados de corrupción. Antes no mencionaban nada de esto.
– No. Esto viene de mucho antes.

Yo no lo había escuchado antes de ustedes.
– Sí, pero nosotros nunca hemos pedido que se vaya el Comisionado (Iván Velásquez). Todo lo contrario. Hemos estado hablando con él. Tenemos una excelente relación. Pero lo que no puede pasar es que el presidente esté en este impasse por más tiempo. Los créditos al sector privado siguen para abajo. El desempleo va para arriba a un paso galopante. Entonces, tenemos que ser realistas. Es lo que yo te digo. Y de alguna manera, entender que no puede aguantar más el sistema económico. Tiene que pasar algo. Entonces, sea quien sea que esté en Casa Presidencial, tiene que haber presidente. Y hoy tenemos al presidente. La cosa es que vamos a trabajar con el que esté.

Usted dice que apoyan a Iván Velásquez. Pero el presidente que ustedes respaldan no quiera al Comisionado en Guatemala y hace esfuerzos para expulsarlo.
– Pero esa es cosa de él. No nos podemos meter ahí. Como no nos hemos metido (antes). Hemos hecho un trabajo de tener acceso a hablar con todos, de tener las puertas abiertas. El sector privado serio no puede tomar partido en este tema. Tiene que ser un sector privado que se mantenga al margen de eso, debido a que hay mucho que perder y nada que ganar. Lo que sí, es que no puede ser para siempre este impasse. Tiene que empezar a generar tracción para algún lado. Yo creo que la familia guatemalteca necesita un mensaje de generación de empleos y atracción de inversión.

(El domingo 27 de agosto, como represalia por la demanda de retiro de la inmunidad del presidente por el caso de financiamiento ilícito, el presidente Jimmy Morales intentó expulsar al jefe de la CICIG. Fue frenado por los ciudadanos y la Corte de Constitucionalidad. Ahora, sigue trabajando para expulsarlo.)

Sé que no hay una condena en el caso Construcción y Corrupción. Pero es innegable que hay empresarios con responsabilidad en esa causa. En este Enade dedicado a la infraestructura, no cree que debió hacer el sector privado organizado un mea culpa por el papel de los empresarios en la corrupción.
– Para haber corrupción hay de los dos lados. Nosotros siempre hemos dicho que no vamos a defender a nadie. El empresario que esté involucrado en corrupción y que se le compruebe, tiene que ir a tribunales, como deben ser los casos. La verdad es que no he oído a CACIF ni a Fundesa ni a ningún empresario defendiendo que no vayan a tribunales.

(Varios grandes empresarios de la construcción reconocieron ante tribunales que dieron sobornos a políticos y financiaron ilegalmente la campaña de Alejandro Sinibaldi por medio de donaciones a la organización MCN.)

¿Pero un mea culpa? ¿No deberían hablar más sobre su papel en la corrupción?
– Yo creo que hay algo de eso. Lo que pasa es que no se puede generalizar. Aunque sí hay algunos empresarios que están en ese tema. Entonces, la posición ha sido: Miren, tiene que ir (a Tribuanles), el debido proceso está para algo y las leyes deben ser respetadas.

***

Antonio Malouf, presidente del CACIF (la patronal), también fue consultado sobre el espaldarazo que el sector privado le dio a Jimmy:

Fundesa le ha dado un espaldarazo al presidente Jimmy Morales. ¿Qué pasa con el Cacif? ¿Usted también apoyan que el presidente termine su mandato?
– Nosotros en CACIF siempre hemos apoyado el Estado de Derecho y la institucionalidad. Al presidente ahora se le desvanecieron ciertos problemas judiciales y nosotros lo que queremos es que el país avance, que siga avanzando la economía, que avance la infraestructura y que logremos un mejor país. La persona que nosotros elegimos hace dos años es el presidente Jimmy Morales. Estamos apoyando que él sea el líder que necesitamos para que esto salga adelante. Y esperamos que así sea. Porque todos los guatemaltecos necesitamos salir de este letargo.

¿Me dice que ustedes apoyan al presidente que no quiere a Iván Velásquez en Guatemala?
– Ese es un problema entre ellos dos. Usted no me meta en ese problema. Yo estoy apoyando la institucionalidad de la presidencia. El problema entre Jimmy Morales e Iván Velásquez es un problema de ellos dos.

(Más que problema entre dos personas, hay uno, el jefe de la CICIG, que quiere investigar al Presidente porque no declaró quién lo financió en la segunda vuelta de 2015, en un patrocinio que puede oscilar entre los Q6 millones y los Q50 millones. Y como represalia, el presidente quiere expulsarlo para garantizarse impunidad.)

Pero ustedes no escuchan el clamor de la Plaza que pide la renuncia de Jimmy Morales.
– ¿La Plaza? Había gente que no quería lucha contra la corrupción, había gente que quería muchas cosas, había gente que quería la renuncia de los diputados. ¿Quién es la Plaza? ¿Es un ente? Yo represento a la institucionalidad del sector privado y yo puedo hablar por ese grupo. Pero la Plaza a quién representa. Había gente que pedía ‘renuncia 107’ (diputados), había gente que pedía renuncia 158 (diputados), había gente que pedía que bajara el Espíritu Santo. O sea. Yo no puedo pedir eso.

Ustedes no piden renuncias.
– Nosotros pedimos que al que ha actuado mal, que la ley le caiga. Si hay 30 diputados que deben renunciar porque han actuado mal, que el estado de derecho prevalezca y que les caiga todo el peso de la ley. No voy a defender a ninguno. Tampoco vamos a defender ni al presidente ni a nadie. Pero que sea el estado de derecho que lo siga. Ahí está el presidente de la Cámara de Construcción, él no ha defendido ni siquiera a los que cayeron de la Cámara. Les dice que con mucha pena son sus amigos, pero que sigan su proceso en los tribunales y que lo esclarezcan. Igual estamos nosotros. No vamos a defender a nadie de nuestro sector o de otros sectores. Pero que ellos tengan un problema personal (Jimmy Morales e Iván Velásquez), y esté afectando al país. Nosotros lo que queremos es que haya infraestructura, que haya carreteras, que haya comercio, que haya más trabajo. Eso es lo que buscamos nosotros.

(El mayor caso de corrupción de este año que ha investigado la CICIG y el MP es el de Corrupción y Construcción, que demostró que el problema de la red vial ha sido la alianza corrupta entre constructores y políticos.)

Pero en un país que se precie de democrático, un presidente debe renunciar por ética cuando se sabe que ha cobrado sobresueldos del ejército o quiere descabezar de una forma ilegal a una institución como la CICIG.

– Entonces, trabajemos en las leyes para que lleguemos a ser una sociedad como la que usted dice. Yo también quisiera tener un pasaporte alemán e irme a vivir allá. No, trabajemos para llegar a ser esa sociedad y cuando tengamos esas leyes, el que esté a cargo diga: ‘Yo renuncio porque yo hice mal’. Pero mientras tanto no lleguemos a ser ese país, nosotros debemos ser capaces de construir y proponer algo para llegar a ser ese país.

(El Cacif fue uno de los mayores opositores a las reformas legales que propuso la CICIG para institucionalizar los cambios en la lucha contra la corrupción y que los jueces pudieran ser electos con menos influencias de redes político-económicas.)

– En el sector privado organizado necesitamos estar trabajando porque la economía siga adelante. ¿Usted sabe cuántos Big Mac vendieron ayer? ¿Cuántos comparados con el año pasado? 25 por ciento menos. Eso quiere decir que la gente no tiene plata. Lo dijo el presidente Fox: ‘Luchemos contra la corrupción, pero no paremos la economía’. Vamos a respaldar a la persona que siga trabajando en esta economía.

– Nosotros estamos tratando de salir adelante como país, cambiemos las leyes, propongamos. La Plaza si quiere que arme su partido, que se vaya a las elecciones. Por eso queremos hacer una nueva ley para que haya más apertura, que haya partidos políticos más institucionales, que se acabe el caudillismo. Estamos buscando cosas que quiere la gente. Y entonces esa gente con una representatividad y una legalidad pueden exigir y hacer los cambios. Pero los cambios los debemos hacer nosotros. No podemos cambiar sin cambiar. Y no me voy a meter a un lío personal. Si no cambiamos hoy, dentro de dos años ya no va a ser lío de Jimmy con Iván. Va a ser de Pepito con Juanito y vamos a seguir echándonos penca. Cambiemos las cosas. Para que dentro de dos años tengamos mejor gente.

(En 2015, cuando ciudadanos que manifestaban en las plazas pedían que se aplazaran las elecciones porque con las reglas de entonces, se enquistarían en el poder los mismos políticos corruptos, el Cacif se opuso y dijo que lo importante era la estabilidad y que las reformas podían esperar.)

 

En medio del protocolario acto del Enade, al que no asistieron Iván Velásquez ni Thelma Aldana, jefa del MP, que recibió un homenaje en el 25 aniversario del premio Nobel de la Paz a Rigoberta Menchú, hubo un momento en el que se alteró el guión.

 

Ciudadanos con máscaras de piñatas que representaban a los empresarios y a los políticos quebraban una piñata de fondos para infraestructura vial. Se trataba de ciudadanos del movimiento @ParaísoDesigual.

Y en el momento cúspide de la actividad, en el discurso de cierre del presidente Jimmy Morales, dos ciudadanas sacaron una manta con un cartel que decía: Q3,000 millones (para infraestructura) ¿y cuánto más?

 


Se refiere a la propuesta del Ministerio de Finanzas de aumentar el presupuesto del Ministerio de Comunicaciones con un listado de obras que será decidido por los mismos políticos y las mismas empresas constructoras que han sido demandadas por corrupción.

Nunca un Enade había tenido protestas de organizaciones urbanas ni una manta dentro de la actividad.

Javier Estrada Tobar
/

Periodista y comunicador. Se formó y trabajo durante casi diez años en Lahora.gt. Apasionado por las letras, el desarrollo humano, la política, las redes sociales, el cuidado del medio ambiente y la buena comida.


Anuncio

Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

¡Gracias!


Anuncio

24

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    ANONIMO /

    01/03/2018 7:33 AM

    […] Lea: Así defendieron Fundesa y Cacif su alianza con Jimmy en 2017 […]

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Erick Sal /

    22/10/2017 5:11 PM

    Cuando la ley Magnitsky act empieze aplicarse en Guatemala, surtira efecto a los grupos oligarquicos estilo Fundesa, CACIF se van a ver obligados a cambiar de opinion acerca del gobierno si no les van a tocar donde mas les duele, no visas, no prestamos, propiedades embargadas en Estados Unidos, inclusive afectaria el tratado de libre comercio, en pocas palabras la situacion economica empeoraria de que les sirve a estos contratos millonarios si no habrian financiamentos, lo cual el gobierno de Jimmy M. se derrumbaria, no solo la polarizacion que sufre a nivel nacional, que esta mal visto ante la comunidad
    internacional

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Juan Coronado /

    20/10/2017 7:57 AM

    De seguro van detrás de esos 3000,000,000 de quetzales en infraestructura. Querrían privatizar las principales carreteras con peajes.
    Realmente esta gente solo ve el derecho de su nariz y que no le sean tocados sus intereses. El resto de la poblacion?, va... esos son prescindibles........

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Osvaldo Cabrera /

    16/10/2017 4:38 PM

    Mujeres valientes, hemos desmayado, los corruptos no cambian las leyes y las próximas elecciones será más de lo mismo. Urge que la plaza siga demandando.

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    Joseph Campbell /

    16/10/2017 1:18 PM

    Parece ser que “infraestructura” es el hueso con el que Jimmy y el congreso buscan apoyo de “el sector privado”, que no tiene ningún empacho en usar fondos públicos para negocios privados.
    El combate a la impunidad es central en el combate a la corrupción. La impunidad es la raíz de la corrupción y juntos, impunidad y corrupción, hacen un freno sobre el crecimiento económico. ¿De que certeza jurídica hablan cuando ven tan inoportuno el enfrentar a la corrupción?

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Julio Pérez /

    16/10/2017 10:09 AM

    Las posturas de estos representantes del cacif, son ambiguas, se nota q no tienen una propuesta específica. Hablan de respaldar a jimi y a ivan (?) Quieren reformas a leyes que antes decian q no eran necesarias. Deslegitimizan las protestas ciudadanas y reconocen tibiamente q hay empresarios involucrados en casos de corrupción. Decepcionante su postura!

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Yvonne Aguilar /

    16/10/2017 6:17 AM

    Excelente trabajo! Cómo me gustaría que se divulgue mucho más, a más sectores, de formas incluso teatrales... que el pueblo sepa cómo se fragua su eterna miseria y como se mantiene esta colusión entre corruptos. Por favor dufundan mas esta valiosa informacion, por favor...

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Jose Miralvalle /

    15/10/2017 10:34 PM

    Al CACIF, solo le interesan las carreteras y la infraestructura y los recursos naturales para explotarlos, a ellos no les interesa el resto del pais, ((habitantes y el cuidado de la naturaleza)). Esta jente piensan que ellos son ciudadanos de primera categoría en su pobre cabeza, esta jente esta tan llena de orgullo y vanidad y que con todo el dinero que han acumulado a base de explotar al trabajador con sueldos miserables y destruir el entorno ambiental, como lo hacen los cañeros (famosa agroindustria) contaminando ríos y desviándolos, evadiendo impuestos que a la clase asalariada sin no les perdonan nada, esa es la "virtud" de estos nuestros "empresarios" y dicen cuanto voy a ganar al invertir en este otro negocio, contrario a como piensan la mayoría de empresarios europeos cuando dicen a cuanta jente puedo ayudar al invertir en este negocio, es la diferencia que hay entre la cultura empresarial entre las personas del primer mundo o mundo desarrollado, y las del tercer mundo que casi ya son del inframundo, esta jente empresaria de nuestro país es tan pobre pero tan pobre, que lo único que tienen es dinero.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Juan Menchú /

    14/10/2017 8:08 AM

    En algo tiene razón el seudoperiodista Ruben Zamora:
    “Quiero darles una buena noticia: En el caso de Odebrecht, hemos llegado a un feliz acuerdo. Ellos –Odebrecht– manifestaron que no tienen ningún inconveniente en que pueda liquidarse prematuramente el contrato. Por lo tanto, no van a reclamar daños hacia el Estado de Guatemala”. Esto dijo textualmente el Ministro de Comunicaciones a la Comisión de Finanzas del Congreso: o es un imbécil, un pendejo, o francamente un ladrón y cómplice de este asalto a Guatemala. No dijo a quién le daba la buena noticia, pero no fue seguramente al pueblo de Guatemala y en todo caso fue a la empresa mega e híper corrupta Odebrecht. Esta declaración estúpida y dolosa es una mala noticia y un asalto para Guatemala y una buena nueva para Odebrecht y sus compinches locales:
    1. Guatemala pagó un 75 por ciento de avance financiero frente a un avance físico del proyecto del 30 por ciento.
    2. Se va a licitar nuevamente el tramo vial solo que ahora con dos carriles, en lugar de cuatro.
    3. Odebrecht no nos dio ni siquiera los planos del diseño de la obra.
    4. A la fecha no se tiene información de costo ni calidad del escaso 30 por ciento de obra que hizo Odebrecht.
    5. Inexplicablemente, producto de inconcebible negligencia, no se ha ejecutado la fianza por incumplimiento del contrato de Odebrecht en favor del Estado de Guatemala.
    6. Es posible colegir, derivado de las estúpidas declaraciones del Ministro, que Guatemala ha renunciado a la persecución penal y a la exigencia de una indemnización de la empresa mega corrupta de nombre Odebrecht. Solo en Guatemala puede suceder esta estupidez inexplicable, mientras otros países han obligado a Odebrecht a pagar daños al Estado, perjuicios, multas e indemnizaciones millonarias: ¡¡Qué vergüenza de buena noticia!! No solo se ha debido exigir una indemnización multimillonaria a Odebrecht, sino que se le debió haber proscrito para siempre como contratista de la misma manera que a Sigma constructores. Fundesa debería haber traído al presidente Kuczynski del Perú a su evento anual, dedicado precisamente a infraestructura, para que le explicara al presidente Morales cómo se enfrenta la corrupción de los contratistas inescrupulosos y voraces que viven de asaltar y corromper los Estados nacionales con cinismo y sin vergüenza. Estados Unidos de América, donde Odebrecht no asaltó ni corrompió a nadie, impuso una multa de US$2.4 millardos. No dejan, con espejitos, de vernos la cara de babosos.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

      Yvonne Aguilar /

      16/10/2017 6:33 AM

      Si tiene razón. Claro que José Rubén tiene razón, la tiene!!!

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Doi Coj /

    14/10/2017 12:40 AM

    El pragmatismo en los negocios del CACIF: no importa que el presidente tenga sobresueldos o que haya recibido financiamiento electoral ilicito, lo unico que nos importa es que nosotros podamos hacer negocios y la Plaza ¡nos vale! Mercaderes, no les importa el futuro de las mayorias. Por mas que tengan sus tanques de pensamiento su vision se restringe a sus ganancias. Pero aunque no lo vean ellos, esa su desidia por la mayoria de los guatemaltecos les reventara en el rostro de sus nietos y bisnietos.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!







Notas más leídas




Secciones