9 MIN. DE LECTURA

Compartí
Actualidad Entender la política La corrupción no es normal Somos todas Identidades Guatemala urbana Guatemala rural De dónde venimos Blogs Ideas y soluciones
Impunileaks
11 Pasos
Compartí
Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Seguinos

¡Hola!

Necesitás saber que...

Al continuar leyendo, aceptás nuestra política de privacidad, que podés ver aquí.

Las mega iglesias brasileñas continúan abiertas y dicen que la fe cura el coronavirus

Los templos que reciben a miles de personas para los cultos planean incluso estar de servicio para ayudar a "los afligidos”.

Actualidad Agencia Pública Brasil Coronavirus COVID-19 Iglesias evangélicas

Arte: Bruno Fonseca y Larissa Fernandes/Agencia Pública

Por Alice Maciel, Andrea DiP y Raphaela Ribeiro
Traducción: Mary Gómez

A pesar de las reiteradas recomendaciones de los organismos de salud brasileños sobre evitar el contacto social y las aglomeraciones de multitudes para impedir la propagación del coronavirus, algunas iglesias evangélicas y también las mega iglesias como La Universal del Reino de Dios de Edir Macedo, la Asamblea de la Victoria de Dios en Cristo de Silas Malafaia y La Iglesia Mundial del Poder de Dios de Valdemiro Santiago, todas con miles de templos en todo el país, y cuyas sedes tienen capacidad para 10 mil, 6 mil y 15 mil personas, respectivamente, permanecen abiertas y con algunos servicios completos.

[¿Aún no recibís La Jugada? Suscribite aquí y recibí en tu correo una explicación de lo más importante del día.]

Contra las recomendaciones de su propio Ministerio de Salud de suspender los cultos y las misas para evitar la aglomeración de personas, el presidente brasileño Jair Bolsonaro modificó ayer (26) un decreto e incluyó tales eventos en la lista de actividades esenciales durante el estado de calamidad pública. En São Paulo, la ciudad más afectada por la pandemia, la justicia había prohibido la realización de cualquier acto religioso que involucra la reunión de creyentes. Sin embargo, unos días después, el 25, el Presidente de la Corte de Justicia de São Paulo revocó el mandato, en respuesta a las solicitudes del ayuntamiento y del gobierno estatal.

Como primera línea para resistirse al aislamiento, el pastor y líder de la Asamblea Pentecostal de la Victoria de Dios en Cristo, Silas Malafaia, quien tiene más de 1 millón 400 mil seguidores en Twitter, ha hablado con frecuencia a través de sus redes sociales diciendo que no cerrará sus iglesias a menos que lo ordene un tribunal. Malafaia ha criticado a los pastores que han optado por cerrar sus puertas debido a la pandemia y ha alentado a sus fieles a "no tener miedo". El martes pasado, en la concurrida sede de su Iglesia en Río de Janeiro, también llamó a los líderes evangélicos que critican su resistencia a las recomendaciones del Ministerio de Salud como los "profetas del caos".

Otras grandes iglesias evangélicas, como Sana Nuestra Tierra, Renacer en Cristo y la Cuadrangular del Poder de Dios, recomendaron a los fieles que asistieran a los servicios en línea, pero continúan con sus puertas abiertas. Un empleado del Mundo del Poder de Dios, cuya sede se llama "Ciudad de los Sueños del Mundo de Dios", dijo por teléfono que la iglesia seguía con su programación normal y que "cualquier persona que tenga fe en Dios está protegida".

 

Iglesia Mundial del Poder de Dios.

Iglesia Mundial del Poder de Dios.

Coronavirus x Coronafe

"La Iglesia Universal permanece abierta", anunció el portavoz de la institución, el obispo Renato Cardoso, en un comunicado oficial titulado: "La iglesia Universal y el coronavirus", publicado el martes pasado diecisiete (17) en las redes sociales. La iglesia dirigida por el obispo Edir Macedo advirtió que no suspenderá los servicios y que abrirá los templos para orar durante todo el día con los pastores de guardia.

“Desde las nueve en punto de la mañana, desde la primera reunión hasta la última reunión en la noche y todos los horarios intermedios, estaremos abiertos para que puedan ingresar, decir sus oraciones, ir al altar, dar su ofrenda, su voto, el diezmo, sus oraciones, sus plegarias, sus peticiones para los miembros de su familia y si quieren hablar con el pastor, los pastores estarán disponibles para ayudar. No solo aquí en el Templo de Salomón, sino en todos los templos de la Iglesia Universal del Reino de Dios en todo Brasil”, dijo Renato Cardoso en el video publicado, quien es yerno de Edir Macedo.

El pasado viernes trece (13), el gobernador de São Paulo, el estado más afectado, João Doria (PSDB), decretó la suspensión de eventos con más de 500 personas. El domingo, sin embargo, el servicio de las 9:30 a. m. en el Templo de Salomón, que tiene la capacidad de albergar a casi 10,000 personas, estaba lleno.

La Iglesia Universal anunció el lunes dieciséis (16) las medidas que tomará para evitar el contagio con el coronavirus en sus templos: “antes de ingresar al culto, se ofrece a los visitantes alcohol en gel o agua y jabón para lavarse las manos; dentro de los templos se les dice a las personas que se sienten lejos una de la otra, manteniendo al menos una o dos sillas vacías entre ellas; se evitarán las oraciones en las que deben tomarse de las manos. También recomendamos que las personas mayores con problemas de salud permanezcan en sus casas”.

A pesar de ese discurso, la realidad es diferente. El miércoles dieciocho (18) por la mañana, se llamó de forma anónima al Templo de Salomón para un reportaje, preguntando si estaban limitando el número de personas que asistían a los servicios. "Hoy está normal", respondió el pastor Rodrigo. "Si se llegó a publicar (el comunicado de la iglesia), yo no supe, pero creo que esta semana, Dios pondrá las manos sobre nuestro Brasil, pero no solo en Brasil, sino en todo el mundo", predicó por el teléfono. Según él, los fieles se lavan las manos antes de ingresar a las reuniones, reciben el alcohol en gel y se les indica que mantengan distancia entre las sillas.

En la Catedral Mundial de la Fe, sede de la iglesia Universal en Río de Janeiro, el segundo estado con más casos confirmados de coronavirus, la conversación fue la misma. Según el pastor Ronaldo, también todo sigue estando "normal". “Se debe tener la protección de Dios. Pongámoslo de esta manera, si usted debe trabajar con dinero y recibe un billete, y no tiene la protección de Dios, incluso en ese billete entrará el virus”, señaló. "Entonces, usted debe tener la protección de Dios. Usted entra, pone su mano en la barandilla, y luego tendrá que creer en Dios", agregó.

Antonieta dos Santos, de 55 años, de São Paulo, asiste todas las semanas al Templo de Salomón y vive con sus hijos, esposo y madre de 90 años, dice que está tomando algunas precauciones, como lavarse las manos y lavar la ropa cuando llega antes de acercarse a la madre anciana, y no cree que sea tan peligroso si continua con esa rutina. "En la iglesia, son cautelosos. Fue una gran sorpresa para mí que tuvieran recipientes gigantes, como si fueran una copa de champán gigante, en ese recipiente te lavas las manos y en otro vierten agua en nuestras manos, luego hay otra persona delante de nosotros con alcohol en gel", señaló. Antonieta dice que está consciente del riesgo, en especial porque es diabética e hipertensa, pero dice que, si la iglesia permanece abierta, ella asistirá a los servicios. Su hija, Tainá Campos, de 19 años, por lo general no asiste al Templo, pero como no tiene clases, fue con su madre el lunes dieciséis (16), dice que el pastor comenzó a predicar diciendo una oración para terminar con el coronavirus. "Dijo que debemos ser cuidadosos y precavidos, pero para que no perdamos la fe y no dejemos de ir a la iglesia, no habló de ninguna medida preventiva”.

 

Templo de Salomón. Foto: Demetrio Koch

Templo de Salomón. Foto: Demetrio Koch

Medidas insuficientes

Para el epidemiólogo y profesor del Instituto de Medicina Tropical de la Universidad de São Paulo, Expedito Luna, no es suficiente restringir los servicios a menos personas ni crear un programa de turnos. Explica que la enfermedad se puede transmitir tanto por contacto con personas infectadas como por contacto con superficies que tienen el virus, es decir, tocar lo que una persona infectada ha tocado.

Luna señaló que las investigaciones muestran que el coronavirus puede sobrevivir durante algunas horas en algunas superficies, como el plástico y el metal, por ejemplo. “El virus permanece en las superficies, por lo que es necesario desinfectar a cada persona en los lugares públicos, como lo están haciendo en los hospitales. Eso requiere que las iglesias limpien con mucha frecuencia, lo cual solo debe hacerse en situaciones extremas. En el hospital, las personas están enfermas con coronavirus u otra enfermedad, no pueden evitar tener que estar allí, por lo que se utiliza este tipo de medida. Creo que las iglesias no deberían ser tratadas de manera diferente a un cine o a una escuela. ¿Cuál es la diferencia?”, pregunta el epidemiólogo. "Son aglomeraciones innecesarias de personas que podrían evitarse", agregó.

Coronadudas

El obispo Edir Macedo ha estado predicando a sus seguidores que el coronavirus solo afecta a aquellos que no tienen fe. "Mira, todos están hablando del coronavirus y el mundo entero está arrodillado ante esta maldición, esta plaga llamada coronavirus. Muchas personas están hospitalizadas, muchas personas están en cuarentena y, lo peor, la mayoría de las personas (porque en el planeta hay 7,5 mil millones de personas y unos pocos miles de personas han muerto a causa de esta plaga), pero lo peor de todo es que la mayoría de las personas no sabe que la mayor plaga no es el coronavirus, es la coronaduda, y para usted poder enfrentar el coronavirus, lo que es el coronavirus, usted que no ha sido afectado por el coronavirus, debe tener el antídoto que se llama coronafe", dijo el líder universal en un video publicado en su cuenta de Instagram.

Coronafe, explicó, "es esa confianza, esa certeza de que Dios está con usted y que nunca, nunca, nunca le fallará a aquellas personas que han creído en él, que han depositado su fe en él. La Coronafe es solo para aquellos que creen con todas sus fuerzas, con toda su alma, con todo su corazón, con todo su pensamiento, en lo que está escrito en la Palabra de Dios”.

 

Ilustración publicada en la página de la Iglesia Internacional de la Gracias de Dios.. Foto: Reproducción

Ilustración publicada en la página de la Iglesia Internacional de la Gracias de Dios.. Foto: Reproducción

El líder de la Iglesia Universal del Reino de Dios también llegó a publicar un video en el que dice que el coronavirus no es más que una estrategia de Satanás y los medios de comunicación para inducir el pánico en la gente. “Amigo mío, amiga mía, no te preocupes por el coronavirus. Porque esta es la táctica de Satanás, o una táctica más de Satanás. Satanás trabaja con el miedo, el terror. Trabaja con las dudas. Y cuando la gente está aterrorizada, asustada, con dudas, la gente se vuelve débil, frágil y susceptible. Cualquier viento que sople será una neumonía para ellos”, señaló. El obispo eliminó la publicación después de que el patólogo Ben Schmidt eliminara la declaración que había publicado en Youtube. Edir Macedo había utilizado el testimonio del experto para aliviar la gravedad de la pandemia.

El propio presidente, Jair Bolsonaro, quien en varias ocasiones minimizó la gravedad de la pandemia, instigado por un grupo de evangélicos que lo esperaban en el Palacio de Planalto el 17 de marzo, “profetizó contra el coronavirus”. En el video, Bolsonaro le pide a un pastor que ore para que la gente "no entre en pánico porque este problema pasará". Entonces todos cantaron: "Ven con Josué a pelear en Jericó y las paredes se derrumbarán" y al final, todos, incluido Bolsonaro, dicen juntos: "Profetizamos la extinción del coronavirus en Brasil".

Colaboración de Mariama Correia.

Agencia Pública
/

Agencia Pública, fundada en 2011, produce reportajes e investigaciones con base en el interés público y la defensa de los derechos humanos. Sus contenidos son reproducibles bajo licencia de Creative Commons. Son aliadas de Nómada. apublica.org


Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

Uníte a nuestro grupo de WhatsApp

¡Gracias!


5

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    Luis Paraiso /

    29/03/2020 4:39 AM

    El pensamiento liberal, la religión y los falsos profetas coctel asesino.
    Con el argumento de que el impacto económico de la cuarentena sería más grave que la pandemia, Bolsonaro ha estado instando a la ciudadanía a que regrese a trabajar. "El mejor remedio para la enfermedad es el trabajo. Aquellos que pueden trabajar, tienen que volver a trabajar. No pueden esconderse, permanecer en cuarentena, no sé cuántos días en casa, y está bien. No es así", afirmó este 27 de marzo en una entrevista.
    "Algunos van a morir, lo siento, pero así es la vida": Bolsonaro presidente brasileño.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Julio Santizo Coronado /

    28/03/2020 12:01 AM

    Jesús efectuaba milagros porque dependía del espíritu santo o fuerza activa de Dios. Así se efectuó la curación; no por la fe del enfermo. Si uno lee los relatos de los Evangelios, notamos que Jesús efectuó curaciones sin mucha ceremonia. No hubo exhibicionismo ni explotación de las emociones. Además, prescindiendo de la enfermedad, Jesús nunca fracasó en sanarla. Siempre tuvo éxito, y nunca cobró por ello (Mateo 15:30, 31). La Biblia es clara al decir que las curaciones milagrosas del siglo I dejarían de existir luego de la muerte de los apóstoles, por lo que en nuestros días no son evidencia de que tales personas, que incluso lucran con la credulidad y la desesperación de algunos, tengan la aprobación de Dios o que siquiera sean cristianos verdaderos. De hecho, al hacer esto que aquí se ilustra de manera tan prolija, demuestran una gran falta de amor al prójimo y una descarada falta de respeto tanto al Dios verdadero, Jehová, como a las Escrituras, que realmente censuran y condenan sus creencias y su manera de actuar. Acerca de este tipo de falsa devoción, el apóstol Pablo advirtió a los cristianos verdaderos del siglo I con unas palabras que muestran cuál es la verdadera fuente de estas expresiones de supuesta espiritualidad: "[...] Lo que quiero decir es que las cosas que las naciones sacrifican, se las sacrifican a demonios y no a Dios; y no quiero que ustedes participen de nada con los demonios" (1 Corintios 10:20). Los verdaderos cristianos respetan la santidad de la vida y la sangre, pero también aceptan gustosos el tratamiento médico que no vaya en contra de las normas que Dios revela en las Escrituras, pues desean conservar la vida, pero no prolongarla por medios que violen la ley de Dios o que atenten contra la seguridad y la vida del prójimo. Por lo tanto, lo procedente es seguir las instrucciones razonables de los Gobiernos de cada país. Y las actuales recomendaciones son más que razonables. Las curaciones milagrosas de Jesús probaron que él se propone resolver todos los problemas de salud del hombre a su debido tiempo. Jehová promete que cuando el gobierno celestial tome el control de los asuntos de la Tierra, él efectuará “la curación de las naciones” (Apocalipsis 22:2) por medio de su Rey nombrado, Jesucristo. Cuando Jesús estuvo en la Tierra, dio una pequeña muestra de todo lo que hará luego de que Dios le ordene poner fin al actual sistema religioso corrupto y a la injusticia y a todos los que no le tienen amor a su prójimo. Y no solo curará las enfermedades, sino que acabará con la muerte. Juan explica que Jesús vino “para que todo el que ejerce fe en él no sea destruido, sino que tenga vida eterna” (Juan 3:16). Jesús efectuará de nuevo curaciones como las que se registran en la Biblia, pero en escala mucho mayor. ¡Hasta resucitará a los muertos! (Juan 5:28, 29) ¿Cuándo sucederá esto? Sucederá en el nuevo mundo de Dios, el cual, según toda la evidencia actual, de la cual forma parte el que cada día empeore la situación mundial, incluidas las epidemias, está muy cerca. Ese nuevo mundo, que se introducirá después que la maldad de este sistema de cosas haya sido eliminada para siempre, será una verdadera bendición para la humanidad que ama la rectitud. Será un mundo sin sufrimiento. “[...] ¡Mira! La tienda de Dios está con la humanidad. Él residirá con ellos y ellos serán su pueblo. Dios mismo estará con ellos. Y les secará toda lágrima de sus ojos, y la muerte ya no existirá, ni habrá más tristeza ni llanto ni dolor. Las cosas anteriores han desaparecido” (Apocalipsis 21:3, 4). Saludos a Nómada.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    José Molina /

    27/03/2020 6:32 PM

    Soy cristiano pero no fanático ni idiota, éstos estúpidos con aglomeraciones tan grandes incluso pueden poner en peligro a toda Latinoamérica. Ojalá que el gobierno ordene el cierre, no hay que tocar a Dios con las manos sucias y vaya si no con tanto robo de diezmo y más...en nombre de Dios.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Victor López /

    27/03/2020 4:54 PM

    El infectologo francés, Dieder Raoult encontró la manera de combatir el virus , que está noticia se la lleven los orejas al gobierno ... pero no lo van hacer , aunque se la lleven, giammatei prefiere montar el espectáculo en el parque de la industria...

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Guillermo /

    27/03/2020 11:39 AM

    Las irracionalidades sustentadas en la fe y el fanatismo no tiene límites. Bienvenidos a una nueva era de oscurantismo.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!



Notas más leídas




Secciones