¡Hola!

Necesitás saber que...

Queremos ofrecerte una mejor experiencia de navegación, por eso utilizamos cookies y otros datos para analítica. Conocé aquí nuestra política de privacidad.

Sí, entiendo y acepto

Obama para los jóvenes de América Latina y el Caribe

Cuando juntas a 250 emprendedores de la región en Estados Unidos, la percepción de ser latino se queda corta. Escuchas español, portugués, francés, creole, holandés e inglés entre conversaciones y carcajadas. Conoces a gente que ha pasado por el mismo camino empedrado, empolvado y ha seguido adelante. Tienes confianza que estás en ese lugar por una razón. No eres otro bicho raro más, eres parte de la primera generación de becarios lanzada por el Presidente Obama y el Departamento de Estado que unieron locura, pasión y sueños en vivencias inigualables.

Cotidianidad P369

La firma de Barack Obama avalando el programa YLAI.

Nos fuimos ocho guatemaltecos al programa – YLAI – Young Leaders of the Americas Initiative Professional Fellows Program durante cinco semanas. El objetivo consistía en apoyar a fundadores o líderes de empresas u organizaciones, para capacitarnos en herramientas de desarrollo empresarial, no sólo teóricas, sino vivenciales. Es un intercambio profesional para generar mayores oportunidades en casa, para transformar nuestras sociedades en ambos países a través de seguridad, gobernanza y desarrollo económico. Y sobre todo, crear ese lazo de amistad que generas de la convivencia.

Pasamos un proceso de aplicación minucioso, con un plan de negocios definido, claridad en los objetivos de nuestros emprendimiento y una descripción del impacto que tendría el programa. Contamos con el apoyo de la Embajada de Estados Unidos en Guatemala para primero conocernos (algunos ya nos conocíamos), plantear expectativas y presentar desde ya nuestro pitch.

YLAI TODOS

Luchi de Cuenta Platos, Diego de The Mayan Store, José de Gualet/KorBata, Roberto de Coffee District, Ana María de Consultores Profesionales, Víctor de Study Abroad Guatemala, Paola de Grupo SCT, y yo, Bibi, de Come Mejor Wa’ik.

Es así que juntos, expectantes, aterrizamos en Dallas para la apertura del programa. Conocimos inmediatamente a los demás participantes y fue una felicidad de encontrarse con amigos por azares de la vida. Fueron cinco días de introspección personal analizando los motivos de la creación de nuestros emprendimiento y el giro que queríamos darle, mientras pasábamos el tiempo en conferencias y talleres de liderazgo, negocios, pitch, comunicación, medios y fortalecimiento social desde los jóvenes.

De allí, nos separamos al viajar por grupos a 21 ciudades de Estados Unidos. Luchi se quedó en Dallas; Diego se fue para Atlanta; José para Austin; Roberto a Portland; Ana María a Muncie; Víctor se lo llevó el viento a Chicago; Paola a Little Rock; y yo, a Reno, Nevada.

Junto con otros 14 fellows de Uruguay, México, Ecuador, Colombia, Paraguay, Brasil, Belice, Honduras, Haití, conformamos nuestra familia de Reno por un mes. Con Natalia, Andrea, Daniela, Cristina, Anne-Sophie, Mario, Vicente, Manuel, Emmanuel, Leandro, Yshta, Johny, Andrew y Stacy, luego de una breve escala en el aeropuerto de Denver – épico por su teoría de conspiración – aterrizamos en un aeropuerto de Reno-Tahoe repleto de tragamonedas desde la puerta de desembarque. Sí, se notaba que estábamos en Nevada – el estado donde apostar es legal.

Reno, la “pequeña ciudad más grande el mundo”. Es una ciudad que va mucho más allá de los casinos, o de ser una versión pequeña de Las Vegas. El clima árido del desierto, está rodeado de la Sierra Nevada, con paisajes, naturaleza y nieve imponentes a la par del Lago Tahoe (situado entre Nevada y California).

Allí trabajamos en empresas similares a las nuestras, mientras simultáneamente cada quien se desenvolvía para generar contactos y alianzas con su misma línea de trabajo.

Mi organización Wa’ik se enfoca en generar con(s)ciencia alimentaria a través de educación y economía en áreas urbanas en familias de medianos y bajos recursos. Es así que fui ubicada en Urban Roots, una organización similar, pero a años luz de la mía, caracterizada por educar acerca de producción y huertos a través de talleres. Allí aprendí de su estructura, organización, metodología didáctica fascinante y el contacto con la comunidad. El equipo era capaz y amable y me sentía muy gusto, reconfortada de trabajar con personas así en el ámbito que te apasiona, reta y te llena.

Uno de los puntos del programa de YLAI era la convivencia dentro de la cultura de EEUU. Tanto a nivel profesional, como compartir experiencias culinarias, arte, explorar en viajes y transporte, fiestas, conciertos y actividades de la época: Halloween – pumpking carving, zombie crawl, disfraces, – tail gating y el proceso electoral. Esto es lo que EEUU nos daba, una ventana hacia su forma de vivir. Estar en Reno fue descubrir pequeños mundos dentro de una misma ciudad: a veces era retroceder en art-deco, otras de escape a la naturaleza. Nos adentramos en las necesidades más urgentes del lugar y eso nos ayudó a comprender que no todo es color de rosa – allí también era donde nosotros podíamos aportar.

Eso genera el intercambio de experiencias: conocimiento, aprendizaje, y desarrollo de algo más grande. Por ello, presenté una conferencia comparativa entre seguridad alimentaria y nutrición entre Guatemala y Nevada. *No se olviden de la iniciativa de Michelle Obama, Let’s Move!

En lo personal, fue terminar de trazar un círculo – desde la inspiración de Wild, un libro relatado justamente en la Sierra Nevada, para crear Wa’ik – hasta llegar allí en este programa… ¿casualidad?

Tal como llegamos, así se pasó el tiempo, volando. El día anterior a las elecciones, viajamos hacia Washington DC, para juntarnos con el grupo de YLAI en la ceremonia de clausura. Reunidos otra vez, habíamos cambiado y crecido en un mes. Pasamos un mes fuera y al mismo tiempo aún trabajamos en los proyectos en casa, aprendiendo a delegar y confiar en tu equipo que dejaste encargado.

Nuestro programa terminó con la competencia de pitches, sesiones de política exterior, una conferencia por Richard Branson y la recepción en los Salones de la Diplomacia del Departamento de Estado. Nos transportamos por el tiempo desde George Washington hasta la actualidad de las relaciones exteriores de Estados Unidos.

DSC_0604

Presenciamos en DC los resultados de las elecciones y nos hundimos en la incertidumbre. Sin embargo, cabe resaltar la apuesta de la administración de Obama para los jóvenes y emprendimiento de regiones con tanto potencial. YLAI se sumó a otras dos iniciativas que surgieron durante su período, YALI (África) y YSEALI (Sudeste Asiático). Un grupo de YLAI viajó a Perú para encontrarse con Obama durante la reunión del TPP culminando así el evento y dejando abierta posibilidad de un programa de reciprocidad en nuestros países. En los discursos de despedida de los Obama, ambos mencionan la importancia de los jóvenes, la tolerancia y la solidaridad. Que así sea y que podamos darnos lugar en nuestros países para difundir lo aprendido, alineados con nuestros programas en el ámbito privado, público y sociedad civil.

Empedrado, empolvado, empoderado emprendedor empedernido… gracias.

Bibi González
/

Internacionalista y economista política. Nómada de nacimiento y extrovertida de naturaleza. Le encantan los aviones, viajar, el cielo y las nubes, ‘toca tierra en el aire’. La música y el deporte la guían, apasionada por el desarrollo y seguridad alimentaria.


Anuncio

Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

¡Gracias!


Anuncio

4

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    Peter Lim /

    20/01/2017 10:40 AM

    Ya me está aburriendo tanta adulación hacia Obama e indirectamente tirarle tanta basura a Trump. Mientras la administración Obama apoya proyectos interesantísimos para jóvenes (buen ejemplo lo de esta columna) por otro lado viene aviones repletos de indocumentados deportados por la misma administración. No olvidemos que la administración del Dios misericordioso y bondadoso de Obama ha deportado muchisimos más latinos que las dos administraciones del malevolo Georg W. Bush. El hecho que se pronostique que la administración Trump será una "m" para los intereses nuestros, no implica que la de Obama haya sido una maravilla, al final ambos representan en calco los intereses del imperio yanqui.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

      MARIO PEREZ /

      24/01/2017 2:04 PM

      echarle la culpa a USA por todo como siempre.. como se atreven a no aceptar idocumentados..

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

      Peter Lim /

      21/01/2017 9:30 PM

      Totalmente de acuerdo contigo Lewis. El tema es sumamente complejo y el caso de las deportaciones son prueba de ello y bajo esa misma premisa me refería a la simpleza con que, en muchas ocasiones, nómada matiza lo que podría suceder en la administración Trump, olvidando que USA tiene un sistema republicano y existen otros poderes además del presidente.

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

      Luis Lewis /

      20/01/2017 4:09 PM

      El tema de los indocumentados aqui en EEUU ha sido politizado a tal extremo por el populismo del tea party que ni los democratas o los mismos republicanos (tradicionales) lo han podido tocar porque significaria suicidio politico (solo hay que preguntarle a Erick Cantor...) y Trump lo noto desde sus inicios y supo capitalizarlo --para sorpresa de todos-- y el resto es ya historia.

      La administracion de Obama deporto muchos indocumentados con el fin de demostrar que no solo se trataba de dar una 'amnistia' para aquellos que ' solo vienen a violar nuestras leyes y robarnos los trabajos' sino tambien hacer valer la ley.

      Con la xenofobia que hay aqui, no fue posible lograr nada. Los deportados y las familias desintegradas mas los sue~nos de los dreamers, son los que estan pagando caro la extrema polarizacion politica en Washington.

      Las deportaciones tambien enviaban el mensaje al mundo para detener a potenciales migrantes y asi hacer mas dificil la situacion dado que cuando Reagan dio amnistia general en 1986, eso no paro para nada las siguientes olas de migrantes ilegales hacia EEUU.

      El asunto de las drogas y porosidad en la frontera para un potencial ataque terrorista, despues del 9/11, hizo tambien el tema de los inmigrantes indocumentados mucho mas candente e intocable. Y como los indocumentados (o refugiados) no votan, facil cargan con todos los flagelos de cualquier sociedad.

      No considero que es justo echarle la culpa a Obama por tanta deportacion ya que el tema es mucho mas complejo y profundo, magnificado por las fuerzas de ultra derecha del tea party que se desataron aqui en la ultima decada y que aun se siguen desarrollando sin poder predecir en que terminara.

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!



Notas más leídas




Secciones