5 MIN. DE LECTURA

Compartí
Actualidad Entender la política La corrupción no es normal Somos todas Identidades Guatemala urbana Guatemala rural De dónde venimos Blogs Ideas y soluciones
Impunileaks
11 Pasos
Compartí
Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Seguinos

¡Hola!

Necesitás saber que...

Al continuar leyendo, aceptás nuestra política de privacidad, que podés ver aquí.

Giammattei, un Denethor a la Tortrix

Guatemala es ficción hecha realidad y realidad hecha ficción. Por eso, realizar analogías como la que leerá a continuación no resulta tan absurdo como pareciera. En este pedacito de tierra, todo cabe en lo posible.

Blogs Blogs Fernando Barillas P369
Esta es una opinión

Giammattei, en el debate e la Asociación de Gerentes.

Foto: Carlos Sebastián

El Señor de los Anillos es una novela de fantasía épica llevada al cine. Es una historia narrada en tres grandes producciones, que se desarrolla en la Tercera Edad del Sol de la Tierra Media, lugar ficticio poblado por humanos y otras razas antropomorfas como hobbits, elfos y enanos, así como por muchas otras criaturas reales y fantásticas. La novela narra el viaje de su protagonista, Frodo Bolsón, hobbit de la Comarca, para destruir el Anillo Único y la consiguiente guerra que provocará el enemigo para recuperarlo, ya que es la principal fuente de poder de su creador, el Señor oscuro Sauron.

En El Retorno del Rey, última película de dicha trilogía, Denethor es un personaje paranoico, atrapado por la impotencia y la falta de criterio. En la trama ficticia juega el papel del regente de Gondor que, asediado por las tropas oscuras de Mordor, abandona toda esperanza de defenderla. Se retira a la casa de los reyes para inmolarse, incinerándose junto con su hijo aún con vida, no sin antes gritar: ¡Abandonen sus puestos! ¡Huyan por sus vidas!

Así como Denethor, el presidente Alejandro Giammattei parece desorientado y presionado, pero también agobiado porque, por más que cree estar haciendo las cosas bien, el enemigo ya penetró por las múltiples grietas que tiene la muralla de este reino, y no se vislumbra una salida eficaz para detenerlo.

Y no, nadie aquí está insinuando que después de 20 años de lucha por ocupar el despacho presidencial, debía llegar a resolver de inmediato todos los problemas con su varita mágica. No. Pero sí podemos decir que ha tenido dos meses para trazar algo más estructural y contundente, que lo mostrado hasta hoy.

Y justo como le sucedió a Denethor con sus hijos Faramir y Boromir, el gobernante ha mandado a los médicos y ciudadanía a la guerra sin una estrategia mínima y sin las armas necesarias, más que la esperanza de que Dios se ponga de nuestro lado.

No hay estrategia, ni transparencia y menos una comunicación efectiva.

Teniendo encima el momento más crítico de la pandemia, sigue tomando decisiones ambivalentes: cierra el país por completo tres días, pero lo deja abierto cinco; como si el virus fuera a respetar horarios.

Pide que se aplique el trabajo desde casa, pero aprueba medidas para que algunas empresas que no son vitales funcionen normalmente, obligando a la ciudadanía a movilizarse a sus labores y relacionarse con otras personas.

Puesto que sus disposiciones no son claras, ni constantes, ni estratégicas, es normal que la gente no confíe ya en su palabra, se llene de angustia y prefiera dejarse llevar por la paranoia colectiva, abarrotando así los mercados cantonales y supermercados desde las cinco de la mañana.

Giammattei prohíbe la circulación departamental, aunque en realidad los vehículos transitan sin mayores restricciones por las carreteras principales, lo cual se refleja en el tráfico que se produce en los ingresos de la ciudad.

Aprueba acciones que benefician a las grandes empresas, pero sus aliados en el Congreso se rehúsan a publicar el decreto que le permitiría a la población no perder los servicios de luz, agua y telefonía. En otras palabras, el dinero es lo primero para ellos. La gente, que se aguante.

Víctima de sus propias mentiras, el mandatario tiene al sistema de salud al borde del colapso, y en vez de exigir acciones urgentes para abastecer a los médicos de primera línea que atienden a los contagiados de COVID-19, prefiere acusarlos de desinformar, muestra números imprecisos, solapa a su ministro y permite que los hospitales públicos terminen de derrumbarse con la pandemia, como está sucediendo con el Roosevelt, San Juan de Dios y Pedro de Betancur, en La Antigua Guatemala.

De más está decir que los hospitales provisionales se volvieron un reflejo del resto de la red hospitalaria nacional, en cuanto a los grandes vacíos administrativos y la burocracia que complica las adquisiciones.

Cual sucede en la obra de J.R.R. Tolkien, a lo mejor nuestro Denethor a la Tortrix está prefiriendo escuchar solo a sus servidores cercanos, como su mezquino ministro de Economía, su mediocre secretario de Comunicación y su servicial jefe del Centro de Gobierno. Jugando el papel de Pippin, de pronto y le están cantando al oído únicamente las canciones que quiere escuchar.

Si no quiere terminar lanzándose al precipicio mientras su cuerpo es consumido por las llamas, a Giammattei le convendría empezar a ser un poco más humilde y escuchar otras voces que, si bien tienen opiniones contrarias al manejo que ha tenido de la crisis, no necesariamente son sus enemigos. De hecho, lo primero que debería hacer es dejar de construir enemigos imaginarios.

En este momento, ningún rival político ni nadie que opine distinto en las redes sociales quiere la derrota de su gobierno ante el COVID-19. Su fracaso sería el de todos, y nuestra salud también está en juego, no solo la economía.

Existen voces autorizadas desde distintas disciplinas, que podrían ayudarle muchísimo a reencausar el rumbo.

Podría, para empezar, reestructurar la Secretaría de Comunicación Social de la Presidencia, para que en vez de tener a un sobalevas al frente de la misma, cuente con alguien que le ayude verdaderamente a prepararse antes de dirigirse a la Nación; o al menos que sepa manejar Excel.

Acciones exitosas impulsadas en países cercanos podrían replicarse y adaptarse a nuestro contexto. Han funcionado medidas sencillas que regulan la salida de las personas a la calle, ya sea por número de identificación personal o por género. Existen millones de quetzales destinados para atender la pandemia; exija que se ejecuten de inmediato, en beneficio de quienes más lo necesitan, en el campo y la ciudad.

También sería humano y legítimo reconocer cuando se equivoca. Marcaría un gran hito si marcara distancia con doña Chonita, cuya notoria influencia lo sigue proyectando como un líder condicionado, débil y sumiso ante la gran patronal.

A estas alturas, si bien existe poca capacidad de maniobra, aún la hay.

Mas si Giammattei sigue abrazando la terquedad, y por intransigente permite que sigamos sin rumbo claro, es tiempo entonces de que surja un Gandalf, el mago blanco que aparece en los momentos más difíciles, para que con su bastón haga a un lado a Denethor y tome las riendas de la crisis.

Porque no estaría mal que, en vez de seguir confiando en su jefe del Centro de Gobierno, quien es al final el encomendado para coordinar la reacción gubernamental, el presidente decida apoyarse en alguien que ha mostrado más sensatez ante la presión.

Algo tiene que hacerse para construir una estrategia coherente, apegada a la ciencia, que incluya acciones aterrizadas en lo económico y lo social, con escenarios y tiempos, y que esté acompañada de una apertura a la fiscalización y transparencia. De lo contrario, no estaremos lejos de escuchar a Giammattei gritar: “Me han traicionado.

¡Abandonen sus puestos! ¡Huyan por sus vidas!”

¿Acaso ese Gandalf eres tú, Guillermo Castillo?

Fernando Barillas
/

Desobediente. Ex vocero de gobierno. De aquéllos a los que les decían Los Peludos. Consultor de comunicación e integrante de Antigua Al Rescate. Ha aprendido a tener paz antes que tener razón. En este espacio se representa a sí mismo, a sus perros y gatos —quizás—.


Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

Uníte a nuestro grupo de WhatsApp

¡Gracias!


167

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    Yonny Laboriel /

    31/05/2020 5:41 PM

    Buen articulo. No entendí nada pero buen artículo.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Hugo Perez /

    26/05/2020 10:04 AM

    Sin duda uno de los mejores comentarios que se da en esta dura realidad. Uatedes de nómada ya lo dijeron todo nadie mas puede decirlo mejor, van a brincar un monton de mantenidos por el pueblo por esta publicacion, pero es la berdad, felicitaciones NOMADA, YA SON DOS LOS MEDIOS QUE NO SE DEJAN MANIPULAR, en horabuena y con cuidado con los resentidos.

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    Víctor lopez /

    25/05/2020 3:21 PM

    Buscar : asesores médicos Dr Gutiérrez Ochoa, el da la receta para el mentado virus... también esta María Eugenia Barrientos, y vienen miles de doctores más, los enenemigos del pueblo esta bravos...

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

      - /

      26/05/2020 6:35 AM

      Hace shooooooo..........loco cerote......vos cuachic talega....una sacada de mierda necesitas......proximamente "sorpresas" para vos y tu gente........

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Hugo /

    24/05/2020 9:20 PM

    Creo que ud mira mucha teLevisión, la vida es diferente a las películas.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    davide valentini /

    24/05/2020 12:06 AM

    Lo que de verdad deja sin palabras es la total incapcidad de ejecucion.La causas son varias,pero seguramente la politicization partidista y sectorial de los empleos de todos niveles en las estructuras del estado y presumibilmente las plazas fantasmas que reducen el total de los reales trabjadores son las mas importantes.Como siempre pasa es en los momentos mas dificil que se pagan los platos rotos de un estado voluntarimente debilitado para poder usufrirne como fuente de dinero y poder por parte de quien tienen la capacidad de hacerlo.Se aprobaron miles de millones en ayudas y alli estan (esperamos todos) sin uso por una cronica incapacidad de ejecutar.Es deprimente.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

      Víctor lopez /

      25/05/2020 8:26 AM

      Le recomiendo que vea una entrevista que le hacen a la Dra María eugenia barrientos, ella da la receta, lo importante es que el pueblo esta despertando...

      ¡Ay no!

      1

      ¡Nítido!

        - /

        26/05/2020 6:37 AM

        Amarrate las pezuñas, chusema, solo estupideces escribis....loco de M.

        ¡Ay no!

        ¡Nítido!

    Elena /

    23/05/2020 4:24 PM

    Que artículo más estúpido.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Carla Álvarez /

    22/05/2020 10:24 AM

    Me encantó la crónica y la analogía.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Mayron Diaz /

    21/05/2020 2:13 PM

    Estos pisados nada que hacer tienen no apenas leí el contenido pero más resentimiento por alguna razón y la tienen contra las autoridades Nadie había preparado ecenarios para esta enfermedad nadie puede se culpable el presidente a hecho lo humanamente posible.

    ¡Ay no!

    4

    ¡Nítido!

      Fernando /

      23/05/2020 10:40 AM

      Humanamente posible? Es humano tener medicos trabajando sin los insumos necesarios, sin paga, sin estabilidad laboral? Es humano no invertir en salud? Es humano no exigir el respeto a las leyes, todas, no solo las que les convienen?

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

      Abel Ortíz /

      21/05/2020 3:03 PM

      Su humanidad se ha quedado corta porque lo tiene amarrado el cacif...

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Víctor lopez /

    21/05/2020 1:18 PM

    El virus NO MATA

    ¡Ay no!

    3

    ¡Nítido!

      Fernando /

      23/05/2020 10:44 AM

      Tiene razon Victor Lopez, EL VIRUS NO MATA, MATAN LAS COMPLICACIONES POSTERIORES... mata la falta de educación, porque la gente no sabe que hacer, mata la indiferencia legal a los abusos, mata la mala atención a los pacientes, mata la politiquería que ha destruido el Estado de Derecho...

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

      ronaldo carías /

      21/05/2020 2:15 PM

      BUURRRROOOOOO!!!! la estupidez te va a matar

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

      - /

      21/05/2020 1:48 PM

      Mucha llamen al celular del "victor" para "saludarlo"....55632239 (claro).....

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Victor López /

    21/05/2020 1:13 PM

    El virus NO MATA.

    ¡Ay no!

    2

    ¡Nítido!

      ronaldo carias /

      21/05/2020 2:16 PM

      ASSSSNOOOOO!!!! la taradez te va a matar

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

      - /

      21/05/2020 1:53 PM

      Apurense lectores de nomada.....llamen al celular del "victor" antes que lo apague, lo venda o lo tire por la ventana y no olviden preguntarle a si les vende 10 len de cloroquina......55632239 (claro).

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!







Notas más leídas




Secciones