4 MIN. DE LECTURA

Compartí
Actualidad Entender la política La corrupción no es normal Somos todas Identidades Guatemala urbana Guatemala rural De dónde venimos Blogs Ideas y soluciones
Impunileaks
11 Pasos
Compartí
Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Seguinos

¡Hola!

Necesitás saber que...

Al continuar leyendo, aceptás nuestra política de privacidad, que podés ver aquí.

La comunicación, el talón de Aquiles de Giammattei

Manejar la comunicación institucional de un gobierno no es, precisamente, un camino de rosas sin espinas. Al contrario. Desde un principio se suelen presentar coyunturas inesperadas que representan desafíos para los funcionarios a cargo del tema, quienes deben diseñar acciones que impacten en una opinión pública que, usualmente, cuestionará o desacreditará la información que surja desde el Estado.

Blogs COVID-19 Fernando Barillas P147
Esta es una opinión

Foto: Carlos Sebastián

Sin embargo, en una crisis como la que enfrenta Guatemala a partir de la presencia del COVID-19, la improvisación, la falta de claridad y la soberbia con la que ha actuado el equipo de comunicación del presidente Alejandro Giammattei le ha provocado un fuerte desgaste que, en este momento, es lo que menos necesita.

Cuando no se adoptan mecanismos eficientes que desde la transparencia le permitan a la ciudadanía obtener información necesaria para comprender la realidad, o si de manera deliberada se obstruye la obtención de esta, la desinformación ocupa su lugar; es así de simple. La población se deja seducir por noticias sin fundamento, especulaciones e imprecisiones.  

[¿Aún no recibís La Jugada? Suscribite aquí y recibí en tu correo una explicación de lo más importante del día.]

Ni los asesores cercanos al mandatario, ni quienes dirigen la Secretaría de Comunicación Social de la Presidencia terminan de comprender que, en una situación como la actual, el acceso a una información constante y verificable es clave para construir confianza entre la ciudadanía y obtener respaldo popular.

Comunicar transparente no sería tan difícil si este gobierno hubiera diseñado desde el principio un protocolo básico de comunicación, que estableciera claramente qué información se iba a trasladar, por parte de quién, cómo, dónde y por qué. Con ello, la prensa tendría un mecanismo eficiente para obtener información y resolver dudas, sin necesidad de llegar a la confrontación y la opacidad. 

Por otro lado, también es cierto que la comunicación fluiría mejor si Giammattei no hubiera cedido ante la presión de “doña Chonita”, después de esa primera cadena nacional del 14 de marzo, cuando de forma serena y sensata, anunciaba las primeras medidas que a la mayoría le parecieron necesarias. Desde el momento en que flexibilizó y relativizó sus propias decisiones -aparentemente por presiones de la gran patronal-, la gente empezó a no tomarse tan en serio la amenaza del COVID-19. 

Paralelamente, sus estrategas decidieron que era buena idea promocionar como dato prioritario la cantidad de personas recuperadas y ocultar la información de cuántas pruebas se realizan diariamente en el país. Esta acción creó una sensación de falso control e, inevitablemente, propició que buena parte de la población se relajara y se creyera el argumento aquél, surgido del mismo presidente, de que el virus no es más que una “gripona”.

Piezas de comunicación pensadas en las clases urbano-céntricas, esas que tienen acceso a Netflix, tampoco ayudan a que esta crisis sea tomada en serio. 

Giammattei aceptó asumir el rol de reina de belleza y recibió en sus manos cheques millonarios de parte de esas grandes compañías que disfrazan caridad con evasión de impuestos. Sin embargo, estos actos permiten observar cuáles son las voces autorizadas que el presidente está escuchando -o se ve forzado a escuchar- durante el desarrollo de la pandemia. 

Ante tanta improvisación y opacidad, es inevitable no pensar mal. El mismo mandatario afirmó que la utilización de mascarillas no era necesaria, pero su discurso cambió y ahora insiste en su uso obligatorio a partir del Lunes de Pascua. Para el efecto, se subió un evento en Guatecompras a través del cual se buscaban obtener 15 millones de mascarillas de tela, que en términos reales evitan en poco o nada un contagio, pero que debían llevar necesariamente el logo del gobierno; capricho que de paso eleva su costo. 

De haberse mantenido el concurso, el mismo hubiera beneficiado a la industria de maquila en lugar de las especializadas en producir insumos médicos, con lo cual era inevitable voltear a ver con recelo al señor de la gran patronal que ocupa el asiento principal del Ministerio de Economía. Las percepciones, lamento decirles, no se construyen solas. 

Pelearse con la prensa es otro tremendo desacierto. Acusarla falsamente de exigir información sensible de las personas contagiadas durante la cadena nacional de Sábado Santo, para justificar la opacidad en el manejo de la información, desnuda el endeble manejo comunicacional y estratégico que están teniendo de la situación. Con altanería, mezquindad y soberbia, Carlos Sandoval solo provoca que la tensión se mantenga, en vez de propiciar salidas inteligentes y efectivas que permitan un acceso adecuado a la información. 

Al parecer, la única estrategia clara en cuanto a comunicación que tiene este gobierno es que nos pongamos a rezar en el Canal de Gobierno y a cantar el himno nacional mientras ellos atienden la crisis desde la discrecionalidad. No; no insistan en pagar espacios en medios internacionales haciéndolas pasar como noticias: hoy estas iniciativas son muy fáciles de desenmascarar. La tecnología nos ha hecho menos ingenuos. 

Contrario a lo que seguro algunos argumentarán, no estoy en contra del presidente y tampoco quiero que le vaya mal. No solo la salud de todas y todos está en juego, sino que ésta constituye una excelente oportunidad para demostrar que un manejo adecuado de la pandemia, de manera transparente y velando por los intereses de las mayorías, puede servir para darle un poco de confianza y esperanza a este país históricamente lastimado por la tragedia. 

Afortunadamente, el presidente aún tiene espacio de maniobra. Tiene la posibilidad de actuar aún con coherencia; darle la espalda a la perversa doña Chonita, a quien solo le interesa su bienestar, y actuar verdaderamente en función del bien común. 

También tiene aún chance de aprender a comunicarse de manera más clara. De nada sirve realizar cadenas nacionales si al día siguiente tiene qué explicar lo que anunció, simplemente porque nadie le entendió. 

"Habla con la verdad. Habla con claridad. Habla con compasión. El mayor error que cualquiera de nosotros puede cometer en estas situaciones es no informar”, fue el consejo que el expresidente Barack Obama dio recientemente a un grupo de alcaldes que le preguntaba cómo lidiar mediáticamente el coronavirus. 

Informar siempre con la verdad es la mejor manera de tener una comunicación eficiente y fluida. Ojalá Giammattei haga los ajustes necesarios para que este tema, tan trascendental en este momento, deje de ser su talón de Aquiles.

Fernando Barillas
/

Desobediente. Ex vocero de gobierno. De aquéllos a los que les decían Los Peludos. Consultor de comunicación e integrante de Antigua Al Rescate. Ha aprendido a tener paz antes que tener razón. En este espacio se representa a sí mismo, a sus perros y gatos —quizás—.


Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

Uníte a nuestro grupo de WhatsApp

¡Gracias!


35

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    francisco /

    14/04/2020 5:53 PM

    teniendo a las reclusas en la producción de batas médicas, hubiera aprovechado a estas personas para la confeccion de las mascarillas

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Ricardo /

    14/04/2020 5:40 PM

    No, no, no,no........NO. Esta lectura es poco informada, poco acadéica e injusta. Desde el lado diplomático (yo trabajo en una embajada) el presidente ha sido muy comunicativo y nunca he visto más cohesión con embajadas y trabajo en equipo para distribuir donaciones. Yo nunca vi este tipo de inercia en gobiernos pasados. A nivel personal yo confieso no haber votado por el, y aún así el Señor Giammatei se ha ganado mí respeto y mí cooperación en manejar una situación difícil y única como un gran administrador, un gran líder.. siendo un doctor. Yo soy un buen chapín, dónde cometo un error lo admito y lo entiendo, mal chapín es criticar si ver los dos lados de la historia. Procuremos unificar, empoderar, construir, solucionar, en vez de dividir y opinar sin más causa de llenar un espacio. Crítica mal informada es y libertad de expresión es su derecho y no lo limitó en ejercerlo, pero hoy tenemos la obligación de ser más flexibles y apoyar a la única persona recibiendo crítica mal basada o informada. No es justo para el ni para Guatemala.

    ¡Ay no!

    4

    ¡Nítido!

    P /

    14/04/2020 4:13 PM

    Creo deberian dejar de molestar, demandar y criticar al presidentey el gobierno. Todos parecen estar ocupados con lo de la pandemia y haciendo lo que hasta ahora parece un buen trabajo. Dejen de fregar y ocupen su tiempo en algo que sume y ayude

    ¡Ay no!

    5

    ¡Nítido!

    Armando Yurrita Flores /

    14/04/2020 2:10 PM

    Los negocios se están tomando libertades que no les corresponde, como negarle la entrada a las personas de 60 años o mayores a sus establecimientos. A mi me trataron de negar la entrada a Pricesmart. Negocio al cual yo pague una membresía para ingresar. La gerente del lugar tenía la información del primer párrafo del noveno enunciado inciso 3, pero no tenía nada del segundo donde se indican las excepciones. Además de ello ninguna persona civil puede tomarse el poder de juzgar y penalizar a otro y menos por su edad

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    Luis Paraiso /

    14/04/2020 1:38 PM

    Bueno Nando, usted aparte de salir de CUCURUCHO, de cargador de estatuas, de pedidor de milagros, aparte de rezar, sería bueno que usted nos cuente lo que hace en concreto por los enfermos de la pandemia, es usted enfermero, toma usted los riesgos en los hospitales, O SOLO GUIRI GUIRI quizás es como el diputado del WINAQ que salió a conseguirse un su trago y ya con el calor del tapis se viene a dar lecciones lo mismo que ALDO DAVILA cuéntenos sería interesante.

    ¡Ay no!

    5

    ¡Nítido!

      Willi /

      14/04/2020 3:07 PM

      Y entonces? Ahora resulta que tenemos que tener credenciales para opinar? Y el derecho de libertad de expresión? No cabe duda que hay personas con tanto miedo, que en sus ansias por sentirse protegidas, son capaces de hacer una oblación de su propia libertad. Es el puro miedo a la finitud humana y carece de sentido y de dignidad vivir con miedo a a la posibilidad de morir.

      ¡Ay no!

      1

      ¡Nítido!

    Juan cruz /

    14/04/2020 11:37 AM

    Me parece que Nómada, está queriendo tomar el mismo camino desatinado q hicieron con el presidente Morales, querér crear polémica INNECESARIA, sobre cualquier declaración q hace cualquier presidente. Los motivo a cambiar de actitud, porque las personas les creemos menos cada día ante sus comentarios que bien redactados desatinados.

    ¡Ay no!

    4

    ¡Nítido!

    CARLOS PEREZ GONZALEZ /

    14/04/2020 3:55 AM

    ¿QUE PASA CON LAS MASCARILLAS?… SIGUE Y VA DE NUEVO…
    … EL RELAJO QUE TIENE ESTE GOBIERNO… ¿QUE SE TRAEN ENTRE LAS MANOS?
    YA SON VARIOS LOS EVENTOS DE LICITACION DE MASCARILLAS CANCELADOS…
    DONDE LOS PRETEXTOS Y CONTRADICCIONES ABUNDAN… ESTAN A LA ORDEN DEL DIA.
    YA TIENEN UN DOCTORADO EN ESTE MENESTER: Cada justificación un descuido, una metida de pata, cada licitación promesa (palabra) incumplida… No les cuesta nada recurrir a floridos pretextos que, además de ser infantiles, demuestran una clara irresponsabilidad para con sus propias funciones y para con el pueblo de Guatemala.
    COMO SE LES PUEDE LLAMAR A ESTAS PERSONAS?
    “M E N T I R O S O S”
    El pretexto, esconde el remedo, la apariencia; es decir, la mentira, el engaño.
    “Si utilizas un pretexto una vez, lo acabas utilizando siempre. Pero si dices la verdad no necesitas más pretextos.” Shoshan.
    ¿QUE SE TRAEN ENTRE LAS MANOS?... “Pregunta el pueblo de GUATEMALA”.

    … Por su importancia y para crear consciencia entre los GUATEMALTECOS… Hay que reconocer y felicitar este esfuerzo serio donde se expone sin tapujos nuestra realidad, hay que FELICITAR a los pocos periódicos y periodistas independientes, con ética, imparciales y con principios… Quienes abordan en sus diferentes columnas de opinión con objetividad la problemática existente, quienes arriesgan sus vidas, quienes a pesar de las constantes amenazas desafía a los grupos de poder y a las presiones de este sistema: opresivo y mentiroso… El cual pese a la “apertura democrática”… Continúan implementadas en Guatemala… Quienes a pesar de las circunstancias adversas: Se atreven a hablar del grave problema que nos aqueja, del cáncer que está matando a los guatemaltecos… Llamado: “CORRUPCION”… Situación muy delicada que merece la atención especial de todos los guatemaltecos… Donde es imprescindible exigir cambios y manifestar públicamente nuestro más absoluto rechazo y repudio… Para enviarles un mensaje contundente a estos picaros, ladrones y asesinos de nuestro pueblo.

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    Armando Paz /

    14/04/2020 3:39 AM

    Da tristeza ver el nivel de ignorancia o ceguera o fanatismo o amor al dinero facil que tienen algunos, aqui lo que se dice es lo mal que se esta manejando la comunicacion, cuando se actua con honestidad cualquier error puede ser rescatado, siempre habran pruebas, y si podemos opinar como querramos, pero tienen mas valor las opiniones que tienen respaldo moral, y las que estan respaldadas por datos verificables de lo contrario aparecen como burdos Netcenteros, que no se dan cuenta que sus actos afectan a las grandes mayorias.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Hansel mo ay /

    14/04/2020 12:19 AM

    Con vehemencia suplico a quienes tienen a su cargo el monitoreo gubernamental, le hagan llegar a su jefe supremo está publicación. Le puede ser útil. Gracias.

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    Adolfo Soto /

    14/04/2020 12:11 AM

    Muy acertado comentario y estoy muy de acuerdo en que es un gran error el no brindar informacion de infectados y otros asuntos relacionados al tema del covid-19. En lo personal lo tomo como que el estado este tambien siendo negligente y atentando contra la seguridad y salud de los guatemaltecos

    ¡Ay no!

    3

    ¡Nítido!







Notas más leídas




Secciones