7 MIN. DE LECTURA

Compartí
Actualidad Entender la política La corrupción no es normal Somos todas Identidades Guatemala urbana Guatemala rural De dónde venimos Blogs Gastro Audiovisuales Guía de viajes
11 Pasos
Compartí
Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Seguinos

¡Hola!

Necesitás saber que...

Al continuar leyendo, aceptás nuestra política de privacidad, que podés ver aquí.

Las 8 mentiras del CIV sobre el Libramiento de Chimaltenango. Y el futuro que nos espera.

- ¿Se escucha? ¿Ya se aburrieron?”-, preguntó el viceministro de Comunicaciones, José Morales, antes de iniciar su conferencia para dar las “razones” sobre las fallas en el Libramiento de Chimaltenango. Y no, aburrimiento no describe lo que la gran mayoría de guatemaltecos sentimos al ser testigos de cómo se desmorona esta “obra sin precedentes en Centroamérica”.

Blogs Gustavo Cosenza Libramiento de Chimaltenango
Esta es una opinión

Derrumbe en el Libramiento de Chimaltenango.

Foto: elperiódico

Mentira tras mentira

El objetivo principal de la conferencia fue claro: relativizar la magnitud del problema ante la opinión pública y dar la impresión de que se tiene la situación bajo control. La versión oficial de la Dirección General de Caminos sobre los derrumbes del Libramiento se basa en ocho razones. A continuación voy a explicar por qué son falsas:

1. “Los derrumbes tienen relación con el trazo, la geometría de la carretera, el derecho de vía, la naturaleza y su equilibrio”. Los derrumbes son consecuencia de hacer cortes del terreno casi verticales sin elementos estructurales que eviten su colapso.

2. “Los derrumbes a nivel nacional son normales” La ingeniería tiene como objetivo todo lo contrario, evitar el colapso a través del correcto dimensionamiento de las obras.

3. “Los derrumbes son puntuales”. El riesgo de derrumbes existe en todo el tramo que tenga las mismas características geométricas, geotécnicas e hidrológicas.

4. “Las propiedades de los materiales del lugar permiten construir taludes (hacer cortes del terreno) casi verticales”. El único material que permite taludes verticales es la roca natural y ese no es el caso del área que atraviesa el Libramiento.

5. “La presencia de agua no puede preverse a pesar de hacer estudios”. Ese es exactamente el objetivo de los estudios.

6. “Los subdrenajes (tuberías de PVC) que instalaron han evitado hundimientos y asentamientos, permitiendo la estabilización de los taludes”. Esa función le corresponde a la resistencia del muro cuando tiene una inclinación adecuada o a elementos estructurales adicionales.

7. “Este tipo de suelos permiten pendientes (inclinación del corte del terreno) de 70 a 80 grados”. Estas pendientes pueden mantenerse únicamente si se agregan elementos estructurales al muro (que no hicieron).

8. “Todas las carreteras tienen información”. Una de las conclusiones de mi tesis de licenciatura (pueden leerla acá) es que de 697 proyectos registrados únicamente un proyecto contaba con la documentación completa.

Acá pueden ver los argumentos de los funcionarios:

Mensaje engañoso

A pesar de que ninguno de los representantes de las cuatro instituciones presentes hicieron públicas las verdaderas causas de los derrumbes, éstas sí se mencionaron en la conferencia de prensa.

El resultado del análisis técnico es la recomendación de realizar dos medidas de “mitigación”:

1 Reducir la pendiente (inclinación del corte del terreno) a 35 grados.
2. Contratar expertos en geofísica, geología y geotecnia para realizar estudios.

Allí es donde se esconden las verdaderas causas de los derrumbes: la inclinación del corte es demasiado alta, son prácticamente muros de “tierra” casi verticales.

El recubrimiento de concreto “lanzado” que hicieron en la superficie del corte no es estructural, es decir no soporta cargas (peso). La única función que tiene es evitar la erosión superficial en cortes con una inclinación muchísimo menor a la actual. Por lo tanto no tiene ningún sentido que lo hayan hecho. Ojalá el Ministerio Público esté leyendo esto.

Una opción que sí hubiera funcionado para garantizar que estos cortes casi verticales no fallaran, habría ido un anclaje tipo “nailing”. Se le denomina así por que los anclajes sostienen el muro como clavos en una pared. En este caso, sí juega un papel muy importante el drenaje del muro, ya que evita que el agua se acumule detrás de éste y lo sobrecargue.

Una analogía a esta “obra sin precedentes en Centroamérica” sería construir una losa sin refuerzo (acero), cargarla con palanganas de agua, sorprenderse de que colapse y declarar de que la única culpable del colapso es la madre naturaleza.

Quizás los expertos del CIV deberían estar diseñando banquetas en lugar de proyectos millonarios con un nivel técnico de dificultad medio como lo es el Libramiento.

Te puede interesar: La Dirección General de Caminos reprueba en la materia de puentes.

 

Jimmy Morales conduce un automóvil compacto para supervisar el proyecto de libramiento de Chimaltenango.

Jimmy Morales conduce un automóvil compacto para supervisar el proyecto de libramiento de Chimaltenango.

¿Se pudo evitar todo esto?

Ahora que todo colapsa quieren hacer estudios con geofísicos, geólogos y geotécnicos.

¿Por qué no se hicieron estos estudios antes de la construcción? ¿Dónde están los cálculos estructurales que garantizaban la estabilidad de los cortes? ¿Con base en qué determinaron que estos muros verticales de “tierra” iban a soportar las cargas (peso, agua, etc.)? Por qué no se construyeron anclajes? ¿Con base en qué se realizó la supervisión?

Este desperdicio de recursos es totalmente absurdo. Lo único que se necesitaba era un estudio completo de suelos con recomendaciones técnicas acerca del talud (inclinación del corte) o del tipo de muro, un cálculo estructural y planos. Con esto se hubieran ahorrado millones de quetzales y garantizado la buena calidad de la obra.

Este desastre de proyecto ha demostrado a todas luces las terribles consecuencias de realizar proyectos de infraestructura con una deficiente o prácticamente inexistente planificación. Como he reiterado en otros artículos la sobrevaloración de proyectos nace de la falta de una planificación adecuada, porque no hay una referencia de costos estimados, lo que impide su control tanto en la licitación como en la ejecución.

Es por esto que es importante cambiar el modelo actual y regularizar la planificación como requisito obligatorio para la fase de aprobación y construcción de proyectos.

 

Jimmy Morales entrega el libramiento de Chimaltenango, el 12 de abril pasado. Foto: Carlos Sebastián

Jimmy Morales entrega el libramiento de Chimaltenango, el 12 de abril pasado. Foto: Carlos Sebastián

¿Qué va a pasar después que la obra sea “recepcionada”?

Cuando ocurrieron los derrumbes el CIV hizo público un comunicado donde informaba que a pesar que el libramiento ya se había inaugurado, la obra todavía no había sido “recepcionada” y que todos los costos serían cubiertos por el contratista. Pero el Ministro José Luis Benito también dijo que la fianza finaliza en 18 meses. ¿Entonces qué pasará después de un año y medio?

Si las correcciones únicamente son puntuales (como lo tienen previsto), me atrevo a pronosticar que el contratista estará reparando la obra durante los próximos 18 meses. Al finalizar la garantía, el libramiento estará bloqueado constantemente por derrumbes hasta que el CIV se vea obligado a licitar una reparación millonaria de los tramos que no se corrigieron.

Además no se ha discutido acerca de la calidad de las demás estructuras construidas. En diciembre recorrí el tramo e inspeccioné dos bóvedas y pude percatar que ya presentaban grietas. Lo cual es un claro indicio de una deficiente calidad de construcción o una falla estructural o una restricción futura de uso (“serviciabilidad”) o una combinación de todas las anteriores.

Muchas personas están involucradas en la realización de un proyecto como éste. La responsabilidad del colapso estructural de la obra no recae únicamente en el contratista. El CIV y la DGC tienen también la obligación de garantizar la calidad de la obra en todo el proceso de planificación y ejecución. De modo que este fracaso es una responsabilidad compartida que llega hasta el despacho del señor ministro.

El CIV no puede oficializar la recepción de la obra, teniendo conocimiento de los evidentes daños y riesgos que existen en el libramiento, los cuales ya fueron confirmados por la CONRED. Las medidas de mitigación que presentaron en la conferencia de prensa son más bien correcciones por haber obviado procesos imprescindibles en la realización de un proyecto de infraestructura de este calibre.

Lo que el CIV no dijo en la conferencia de prensa fue cuándo iniciarán con la investigación para deducir responsabilidades y quién pagará por los trabajos de corrección.

Mi recomendación puntual es que se contrate una empresa consultora externa, competente e independiente que analice la calidad de la obra y establezca qué procesos fueron obviados. Este debería ser el requisito mínimo para evaluar si la obra puede ser “recepcionada” o no. Cabe mencionar que un análisis serio, como el que recomiendo, no puede hacerse en 24 horas como lo hizo CONRED, si no necesitaría meses para realizarse.

En Alemania un proyecto con las características del libramiento de Chimaltenango se categorizan como una obra temporal, ya que en lugar de presentar cortes estables de terreno tiene muros verticales de “tierra” y en lugar de puentes tiene bóvedas. Una obra temporal representa únicamente un acceso al área de construcción en un período corto de tiempo. Por lo general estas obras tienen una corta vida útil de meses. Tal vez ese era el plan original, que el libramiento tuviese una vida útil de únicamente 18 meses. Definitivamente una obra sin precedentes en Centroamérica.

El viceministro dijo literalmente: “la opinión debe venir de la persona que viene vertida y como tal debe ser tomada”. No sé exactamente qué quiso decir con esto, pero puedo asegurarle que mi opinión se sustenta en más de 40 proyectos de infraestructura que suman en total más de 50 millones de euros (aprox. 425 millones de quetzales). En los últimos 10 años he realizado planificaciones y revisiones estructurales en toda Alemania de más de 25 puentes vehiculares, ferroviarios y peatonales de hasta 248 m de largo de concreto reforzado, presforzado, acero y estructuras mixtas; estabilización de taludes, muros de contención, entre otros. Además debo de aclarar que a diferencia del libramiento de Chimaltenango, mis proyectos tendrán una vida útil de por lo menos 100 años.

Gustavo Cosenza
/

Ingeniero estructural con especialización en riesgos y fenómenos naturales. Se dedica desde hace casi una década a la revisión estructural de puentes y a la planificación de proyectos de infraestructura ferroviaria en Alemania


Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

Uníte a nuestro grupo de WhatsApp

¡Gracias!


19

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    ricardo solís /

    07/10/2019 7:26 PM

    El "libramiento" de Chimaltenango, el de El Cerinal/Barberena o el más antiguo de Siquinalá/Santa Lucía Cotzumalguapa, son improvisaciones que han tenido que hacerse ante la ausencia de planificación, visión de futuro y el sentido de servicio. Y que decir de la honestidad y el interés nacional. Son negocios ruines hechos por gentes ruines. Estos constructores y funcionarios públicos con el presidente a la cabeza son la negación de la preparación técnica, el profesionalismo y la formación ética. Debería ser un orgullo transitar por nuestras carreteras, pero en Guatemala el desprecio e irrespeto al derecho de vía, los túmulos, los retenes policiacos, la urbanización irresponsable y descontrolada, el empobrecimiento de la gente, entre otras causas, lo impiden. No son eficientes ni seguras. Se construyen y se abandonan para luego ser invadidas por toda clase establecimientos, ventas y vallas publicitarias impidiendo la libre y segura circulación.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Roberto /

    06/10/2019 5:39 PM

    La primera licitación para realizar la obra tenía como trazo el camino viejo que va de Zaragoza a San Andrés Itzapa. Esa fue la licitación que entró a concurso en Guatecompras y que ganó Conasa por un total de aproximadamente Q300 millones de Quetzales. Para llegar a este punto ya habían pasado varios años de estudios. Al ganar Conasa la licitación siguieron haciendo estudios en la zona para encontrar el trazo mas factible; en el transcurso de dos o tres años lo cambiaron innumerables veces. Finalmente, en Noviembre de 2017 tenían el trazo final para la salida a la ruta interamericana en el Km. 62. Era ligeramente diferente que el trazo original de la licitación. Se compró la mayor parte de los terrenos a un precio mayor al de mercado. Todo este proceso llevó al menos 5 años de estudios. Para Enero de 2018 inexplicablemente Conasa cambió radicalmente el trazo de la carretera. En menos de 3 meses se echaron por la borda todos los años de estudios y los terrenos ya pagados. Se comenzó violentamente a ejecutar el trazo actual de la salida a la ruta interamericana en donde hoy todo se está derrumbando. El que la carretera improvisada se esté cayendo a pedazos es solo la guinda del pastel. La carretera original no debería haber pasado peligrosamente por San Miguel Morazán, sino que tendría que haberlo librado. La carretera original debería haber tenido tres puentes de Q50 millones cada uno para evitar rellenos en los barrancos y pendientes peligrosas. La carretera original debió haber sido de concreto hidráulico, no de asfalto. La carretera original debió haber tenido un trazo mas largo y tendido, con estudios hídricos y geológicos que garantizaran su durabilidad. En fin, hoy, después de más de Q580 millones, la obra insignia del actual presidente servirá para que la historia lo juzgue, aunque no toda la culpa haya sido suya.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

      Cosenza /

      06/10/2019 11:57 PM

      Estimado Roberto,
      gracias por leer mi artículo y compartir esta información a detalle. Me pareció muy interesante.
      Saludos

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Hugo /

    05/10/2019 7:46 PM

    Simplemente un ROBO mas al pueblo de Guatemala y que, seguramente, no tendrá ninguna consecuencia para los corruptos que lo realizaron.
    Saludos Guatemaltecos, sigan poniendo el lomo.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Hilario pichilla /

    05/10/2019 12:13 PM

    La verda de todo esto es que al parecer los que hicieron el esrudio no son verdaderos profecionales sino que son esas personas que compran los titulos y del trabajo no saben absolutamente nada ni preveen la gravedad de los problemas. En conclucion nos han robado porque nos metieron gato por liebre.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Adel mejia /

    05/10/2019 8:17 AM

    Excelente artículo resaltando Las verdades que oculta la mafia que nos gobierna.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    JOSE RAÚL MENDOZA BOLAÑOS /

    05/10/2019 7:43 AM

    ESTAS INFORMACIONES SON VALIOSAS. EN CONCLUSIÓN: ESTA OBRA ES UN TOTAL FRACASO, COMO TODO LO QUE HA HECHO ESTE GOBIERNO, EL MÁS NEFASTO QUE HEMOS TENIDO DESDE EL TIEMPO DE LA COLONIA. AFORTUNADAMENTE, LE FALTA POCO TIEMPO, PERO DESGRACIADAMENTE ESTOS DELINCUENTES SE IRÁN AL PARLACEN. CÓMO NOS PARECE?

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

      Edwin Franco /

      06/10/2019 7:08 PM

      El colapso no es culpa de la naturaleza, ni del MICIVI, ni de CONASA, es de ese hdp del Juez que no dejó en la cárcel a esos corruptos hdp de Álvaro Mayorga y Jorge Tejada, estos sinvergüenzas tienen años de hacer basura de construcciones, si no hay que referirse al Ministerio de Comunicaciones de El Salvador, donde fueron demandados por esta clase de derrumbes.

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Amado /

    05/10/2019 3:07 AM

    A esto no hay que darle muchas vueltas: FUE UN ROBO DE 590 MILLONES DE QUETZALES. Y eso es lo que va, porque la cuenta sigue subiendo. Los contratos de obra publica son el verdadero botín de estas mafias oligárquico caciferas que encentraron en un presidente como Jimmy Morales, a un autentico cómplice para este saqueo. Jimmy Morales es un DELINCUENTE, no hay que verlo de otra forma y debe de ser llevado a la cárcel por LADRÓN junto a sus cómplices.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Carlos Alvarez /

    05/10/2019 3:05 AM

    A esto no hay que darle muchas vueltas: FUE UN ROBO DE 590 MILLONES DE QUETZALES. Y eso es lo que va, porque la cuenta sigue subiendo. Los contratos de obra publica son el verdadero botín de estas mafias oligárquico caciferas que encentraron en un presidente como Jimmy Morales, a un autentico cómplice para este saqueo. Jimmy Morales es un DELINCUENTE, no hay que verlo de otra forma y debe de ser llevado a la cárcel por LADRÓN junto a sus cómplices.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Lucas /

    04/10/2019 6:16 PM

    Cosenza tambien esta dando info incompleta, ya que no todas las formaciones rocosas permiten cortes verticales y tampoco todos los suelos requieren inclinaciones tan agudas. Es matematicamente y practicamente demostrable tambien que ningun talud de suelo se necesita acostar mas de 45° para evitar fallas macanicas de solidos, y que en presencia de agua incluso un suelo a 45° tendra una falla por mecanica de fluidos. Cuidado Cosenza ya que aqui en Guate tambien sabemos de que lado masca la iguana, solo que lamentablemente al estado no le interesa saber que dicen los que saben.

    ¡Ay no!

    2

    ¡Nítido!

    Lucas /

    04/10/2019 6:08 PM

    Deberian investigar a CONASA y al tal Alvaro Mayorga que ya fue condenado en el caso Construccion y Corrupcion. Esa empresa es la que construyo tambien el desastre de pavimento de la CA1 occidente desde el Km 50 al 124, y ahora esta con este desastre. Solo cotizan caro y luego se embolsan el pisto con la gente del MICIVI que desastre

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!







Notas más leídas




Secciones