¡Hola!

Necesitás saber que...

Al continuar leyendo, aceptás nuestra política de privacidad, que podés ver aquí.

“Quiero ser científico”

Compartimos un tiempo breve, que llevó a algunos a decir: quiero ser científico. ¿Qué más puede lograrse facilitando más información, más experiencias como esta con la niñez y la juventud?

Blogs Biblioteca Bernardo Lemus ciencia Opinión P369
Esta es una opinión

Foto: Biblioteca Lic. Bernardo Lemus

Todos los años la Biblioteca Lic. Bernardo Lemus Mendoza, en Purulhá, Baja Verapaz realiza viajes de lectores con el fin de incentivar a los niños y jóvenes del área. La idea de esto es que, quienes han sido más constantes en su lectura a lo largo del año, puedan realizar un viaje que les permita conocer más allá de su comunidad.

¿Qué significa esto?

Para muchas niñas y niños, esto significa su primer viaje en un bus, probar nuevos sabores, ver una película en el cine, elegir su primer libro, descubrir muchísimas cosas que hacen de esta, una experiencia inolvidable. En el 2017, uno de los viajes involucraba una visita a la Universidad de San Carlos de Guatemala.

Esto era porque recibiríamos al grupo de lectores con edades más cercanas a continuar con sus estudios superiores. Muchos de ellos, para quienes su entorno y condiciones de vida les dificultan poder terminar sus estudios. Pensar en asistir a la universidad era algo que no rondaba por sus cabezas.

Durante este viaje pudieron visitar distintas facultades, conocer las instalaciones, a estudiantes y profesionales así como su trabajo. En la Facultad de Ciencias Químicas y Farmacia, recibimos a un grupo de cinco lectores, quienes pudieron conocer principalmente sobre algunas de las carreras científicas que ofrece la facultad.

“Quiero ser científico”

Aunque, por cuestiones de tiempo, no pudimos realizar todas las actividades que queríamos hacer con ellos, las preguntas, comentarios y emociones nos acompañaron hasta los últimos minutos juntos, en los que corríamos de regreso al bus para que pudieran llegar a su siguiente destino. El interés fue evidente y terminó de confirmarse cuando en la FILGUA, dos de ellos buscaron libros de ciencias.

Lo que para mí fue un tiempo muy breve, en el cual no pudimos compartir mucho, para ellos significó algo tan simple como llegar a decir: quiero ser científico. Si con unos minutos compartidos logramos esto ¿qué se lograría facilitando más información, más experiencias como esta con la niñez y la juventud de Purulhá?

A raíz de esta experiencia, surgió la iniciativa de Sembrando ConCiencia, a través de la cual se recaudaron libros enfocados en temas científicos, para donarlos a la biblioteca. Se lograron recaudar dos libreras nuevas, así como libros para distintas edades con temas de ciencias sociales, biología, química, física, enciclopedias, entre muchos otros.

Hace unas semanas hicimos la entrega de estas donaciones. Sin embargo, no queríamos entregarlas y ya, sino que queríamos dejar un recuerdo especial y motivar a los niños y niñas a que se acercaran a estos libros. Fue así que después de una mañana decorando las libreras, realizamos algunas actividades científicas en las cuales pudieron aprender sobre el agua, reforestación, microscopía, historia y lombricompost.

Es muy difícil elegir si lo mejor de la jornada fue la participación de muchas niñas, sus caritas llenas de emoción cuando veían a través del estereoscopio esas flores que habían ido a buscar, o si la felicidad que se sentía cuando les presentamos las nuevas libreras con los temas de los cuales aprendieron ese día.

Llevando ciencia

Si bien, no hay una nueva fecha programada para alguna actividad de Sembrando ConCiencia, se pretende que sea algo periódico. Queremos descentralizar. Queremos seguir compartiendo libros, información, conocimiento y todos podemos ayudar (si quieren enviar donaciones a Purulhá para que estas libreras se sigan llenando, no duden en contactarlos).

Y aunque es complicado hablar de “llevar ciencia” a lugares del país en los que apenas se cubren las necesidades básicas (se considera que Purulhá es el municipio con la tasa más alta de pobreza extrema en Baja Verapaz), sabemos que iniciativas como las de esta institución, en las cuales se busca un desarrollo integral, nos permiten confiar en que esos libros llegaron a las manos correctas y que con eso estamos empezando a cosechar el potencial científico en las niñas y niños de Purulhá.

Tal vez soy demasiado soñadora por pensar eso, pero creo que cuando uno tiene el privilegio de poder hacer lo que realmente le gusta, lo menos que puede hacer es compartirlo con los demás.

¿Y por qué no empezar compartiéndolo con esas mentes despiertas, a las que se les están dando oportunidades de soñar en grande? Parafraseando algo que dijo Carl Sagan: “No compartir la ciencia me parece algo perverso porque cuando estás enamorado, se lo quieres contar al mundo”.

Bárbara I. Escobar Anleu
/

Bióloga guatemalteca de sueños locos, que se rehúsa a despertar. Enamorada de la vida, la música, la cerveza, la naturaleza y el amor (no en orden de prioridad). Soy un bicho raro y se siente genial.


Anuncio

Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

¡Gracias!


Anuncio

3

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    Rony Trujillo /

    08/03/2019 3:35 PM

    Que lindo proyecto!! ☺

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Miriam /

    06/03/2019 5:14 PM

    Felicitaciones, qué buen proyecto para la niñez y juventud de Purulhá
    =)

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Izabel /

    05/03/2019 2:07 PM

    La Biblioteca en Purulhá es un "sueño hecho realidad"!!! Ojalá que las colaboraciones se multipliquen y que este proyecto no sea un único evento sino el primero de muchos. Seguro encontrará una caja de resonancia para poder poner en práctica tantos planes "alocados" como quiera!! Los niños están dispuestos a aprender y atesoran cada oportunidad que se les brinda y la aprovechan al máximo!!! Después de algunos años ya acompañando este proyecto le puedo decir que es una de las experiencias más gratificantes que tengo!!

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!



Notas más leídas




Secciones