Un padre machista, no gracias

La paternidad implica estar presente en la vida de los hijos y cambiar los patrones de crianza negativos heredados de los padres y abuelos.

Blogs Opinión P369
Esta es una opinión

Foto: Pixabay / Daniela Dimitrova

Conozco a varios hombres que me inspiraron a escribir un texto en honor a su rol de padres. Y es que la característica que comparten entre sí es el hecho de estar presentes en la vida de sus hijos o hijas. La paternidad implica el involucramiento activo en la vida de los hijos y aunque la forma de involucrarse puede variar según las circunstancias, lo que importa en esencia es ese estar presente.

Ser padre va más allá de concebir, dar un apellido o proveer los medios de subsistencia, y no digo que lo anterior no sea importante. También lo es y mucho. La paternidad, al igual que la maternidad, no es algo que se enseñe. Pero los hombres que tomo como referencia han demostrado que la experiencia también enseña y que los niños suelen ser unos grandes maestros. De los buenos padres he observado que no es necesario inspirar miedo para ganar respeto, que la relación pacífica y organizada con las exparejas beneficia principalmente a los hijos y que las situaciones adversas como la viudez, la migración de la madre o una enfermedad suelen, más bien, fortalecer el vínculo paterno-filial.

Para todo niño, niña o adolescente es importante contar con un padre en las diferentes etapas de su vida pues fortalece otros aspectos complementarios a los que brinda una madre. Siguiendo en la línea de la complementariedad, ser padres debería ser, idealmente, un proyecto de pareja. Sin embargo, existen hombres que por diversas razones se enfrentan a la crianza de sus hijos como padres solteros y enfrentan los mismos desafíos que implica el hecho de formar vidas. A pesar de todos los prejuicios sociales existentes, muchos hombres logran crear hogares amorosos y constructivos para sus hijos e hijas y se convierten no sólo en una fuente de equilibrio, sino en un ejemplo a seguir.

Por otro lado, hay hombres que aún sin ser padres biológicos, pueden llegar a formar parte vital en el cuidado de una niña o niño a través de la adopción o la crianza y se convierten en maravillosos tíos o padrastros. Pareciera ser que todo se torna más fácil cuando se tienen las ganas de brindar guía, cuidado y amor a otro ser humano de forma incondicional.

No puedo escribir sobre paternidad sin mencionar la palabra responsabilidad: esa palabra que se demuestra cada día en el momento en que se decide dar vida a un nuevo ser. Parte de la evolución y el aprendizaje que cada hombre debería experimentar implicaría cambiar o erradicar los patrones de crianza negativos que sus padres o abuelos trajeron consigo de forma generacional, como el machismo en sus diferentes manifestaciones y el hermetismo a mostrar y expresar las emociones sólo por el hecho de nacer hombres.

Considero que para ser buen padre es necesario el deseo genuino de amar, educar y proteger a las hijas e hijos, la disposición de compartir tiempo de calidad con ellos, demostrar que son una prioridad en la vida cotidiana y por supuesto, dejar la puerta abierta para que en medio del caos en que vivimos como especie, la ternura entre y se siente en nuestra mesa.

Angelina González A.
/

Indignada que aún conserva su optimismo. Adepta del yoga y del tango. Irreverente, de mente abierta, de espíritu libre y amante de la soledad. Disfruta apreciar una puesta de sol, la luna y las estrellas. Poeta, cuando la poesía decide visitarla.


Anuncio

Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

¡Gracias!


Anuncio

4

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    Laura Mendoza /

    18/06/2018 2:20 PM

    "Para todo niño, niña o adolescente es importante contar con un padre en las diferentes etapas de su vida pues fortalece otros aspectos complementarios a los que brinda una madre."

    La homofobia en 2018 me parece simplemente inaceptable. Sí, todos tenemos derecho a nuestra opinión y religión... Pero las frases ignorantes como la de esta escritora deberían de ser prohibidas.
    Podría citarnos un articulo científico donde demuestran lo que está diciendo ? ... No ?
    Porque es totalmente falso...

    Para más, no es solo es síntoma de homofobia, pero 100% machista... Felicidades!

    #StopLaHomofobiaEnEl2018

    ¡Ay no!

    4

    ¡Nítido!

      Ana valladares /

      19/06/2018 9:47 PM

      Sra Mendoza, me parece que está usted loca, profesa un feminismo ignorante y dogmático, y detesta a los hombres, por que probablemente no tuvo o tiene problemas con su padre. Los niños mejor ajustados, son los de hogares integrados, con padre y madre, le recomiendo a usted, que lea uno, dentro de los cientos de miles artículos de psicología que existen al respecto.
      Y qué tendrá que todo esto con la homofobia? Ni idea.

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!

    Eduardo Peletieri /

    17/06/2018 6:02 PM

    Sería imperdonable no reconocer la calidad de su artículo. Padre al final no es el que simplemente engendra, si fuera así cuantos tendrían ese calificativo tan noble y no tuvieron ni siquiera la hombría o valentía de reconocer lo que engendraron. Padre es aquel que asume su rol con todo amor y sapiencia y harto compromiso. Padre es al igual que la palabra Madre una palabra que no todo hombre merece. Gracias por ese reconomiento implícito a los que si han sabido ser padres.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Víctor López /

    17/06/2018 11:16 AM

    Me gusta su artículo , no es una opinión visceral , mantiene su equilibrio. Con usted si se puede platicar y hermosa que más podemos pedir?

    ¡Ay no!

    3

    ¡Nítido!



Notas más leídas




Secciones