5 MIN. DE LECTURA

Compartí
Actualidad Entender la política La corrupción no es normal Somos todas Identidades Guatemala urbana Guatemala rural De dónde venimos Blogs Ideas y soluciones
11 Pasos
Compartí
Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Seguinos

¡Hola!

Necesitás saber que...

Al continuar leyendo, aceptás nuestra política de privacidad, que podés ver aquí.

“Me despidieron (de la Muni de Mixco) por ser transgénero”

“Mañana me despiden a esta persona a primera hora”, escribió Neto Bran en un chat después que Marcos publicó en su estado de whatsapp un meme sobre el atraso en los salarios en la Municipalidad de Mixco. Aunque esta no fue toda la razón del despido, también existe una suma de actitudes discriminatorias que sufrió durante cuatro años en esa comuna por ser un hombre transgénero. 

Discriminación lgbtiq Municipalidad de Mixco Neto Bran P147

Marcos fue policía de tránsito los últimos cuatro años en Mixco.

Foto: Carlos Sebastián

[¿Aún no recibís La Jugada? Suscribite aquí y recibí en tu correo una explicación de lo más importante del día.]

Marcos* considera que nunca hizo realmente su transición de género porque él siempre fue un hombre, asegura.

—Toda la vida usé el pelo corto y me vestía así—, dice y extiende las manos para mostrar su ropa.

Marcos trabajó seis años en la Muni de Mixco y durante los primeros dos se sometió a cirugías para cambio de sexo. Nunca cambió su nombre de manera legal, en su papelería y plaqueta aparece su nombre de mujer. Eso nunca fue un problema para trabajar en el departamento de tránsito de Mixco y de obtener un trato digno de sus superiores.

Pero las cosas cambiaron con el relevo de autoridades.

Cuenta que cuando estaba en su lugar de trabajo y sintió que le dieron una nalgada, al voltear a ver era su jefe quien lo había tocado. Era M.H.S, el comisario Subjefe de la Inspectoría de Transporte. Marcos le dijo que eso era una falta de respeto, a lo que M.H.S le respondió que “hombre no mata hombre”, en una referencia a que él es una persona transgénero.

En ese momento Marcos se sintió atacado y no logró decirle mucho más.

Nómada se contactó a M.H.S. para que expusiera su situación. Él negó haberlo hecho y pidió que mejor se contactara con el departamento de Emixtra para declaraciones.

El acoso era insoportable, añade Marcos, iba desde roces corporales hasta nalgadas constantes por parte de M.H.S.. Cansado de esta actitud, Marcos le puso un ultimátum a su jefe, le dijo “que la próxima vez, lo iba a agarrar a golpes, sin importar que llevara el uniforme”.

Luego de eso, Marcos oía comentarios de su jefe diciendo que “si era hombre se tenía que aguantar” los malos tratos que sufría en Emixtra.

Marcos denunció a través de la Unidad de Responsabilidad Profesional (URP) de la Muni de Mixco, pero la solución nunca llegó.  Al contrario, el comportamiento de su jefe se hacía cada vez más hostil. Relata que en varias ocasiones le llamó por el nombre de mujer que tenía antes de su transición de género y también se refería a él en pronombres femeninos.

Según el estudio “Violencia en espacios laborales contra la población LGBTIQ en la Ciudad de Guatemala” hecho por la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (Flacso), el 31% de las personas encuestadas (gays, lesbianas y transgénero) dijeron haberse sentido discriminadas en sus lugares de trabajo. Y Marcos forma parte de ese 31% que sintió miedo en su espacio laboral.

 

Este es el chat que se conoció sobre cómo Neto Bran despidió a Marcos.

Este es el chat que se conoció sobre cómo Neto Bran despidió a Marcos.

La discriminación dentro de la Muni Mixco

Marcos, antes de la llegada de Neto Bran, trabajó en la unidad de educación vial dando charlas en diferentes instituciones como escuelas y colegios. Con la llegada del nuevo alcalde en 2015 se ordenó su traslado como policía.

Más tarde escuchó directamente de su jefe que el cambio tenía que ver por su identidad de género.

—Dijeron que yo daba mala imagen por como era—, recuerda Marcos.

Evitaron que él tratara con niños y para invisibilizarlo lo mandaron a las calles.

A partir de ahí la situación era cada vez más difícil, lo enviaban a los peores lugares como castigo: los puntos con más tráfico, con menos sombra, más contaminados o con servicios sanitarios lejanos.

También lo obligaban a trabajar más de las 8 horas que estipulaba su contrato, no le daban los fines de semana libres como a sus demás compañeros y muchas veces no le firmaban sus constancias. Por esto Marcos puso una denuncia en la Procuraduría de los Derechos Humanos que tampoco avanzó.

 

A partir de la denuncia de Marcos, la PDH pidió un informe al Ministerio de Trabajo para que rindiera un informe de lo requerido.

A partir de la denuncia de Marcos, la PDH pidió un informe al Ministerio de Trabajo para que rindiera un informe de lo requerido.

Sumado a eso sus compañeros y M.H.S. también lo acosaban con chistes, comentarios agresivos o ataques a su identidad.

A su novia, que también trabajaba en Emixtra la despidieron después de varios meses de hostigamiento. Marcos cuenta que le decían que “era un desperdicio que no saliera con un verdadero hombre” y a menudo le decían que por qué salía con él “cuando sabía lo que (él) era”.

A finales de diciembre finalizaron el contrato de ella. Ambos creen que fue debido a la discriminación que hay en la municipalidad hacia las personas de la comunidad LGTBIQ.

Deadnaming y Misgendering

En noviembre de 2018 la red social tuíter  incluyó entre sus políticas en relación a la incitación al odio, los términos deadnaming y el misgendering por considerarlas actitudes que fomentan la violencia.

El primer concepto consiste en usar el antiguo nombre de una persona antes de su transición. El segundo consiste en el uso de pronombres correspondientes al género pasado de la persona trans.

Marcos tuvo que soportar ambos.

Aunque M.H.S. niega las acusaciones de Marcos, en la entrevista, durante el cuestionamiento sobre referirse a Marcos con pronombres femeninos aseguró que no había tenido comportamientos similares con “él o ella”.

El día en el que fue despedido por Neto Bran, Nómada contactó a Mynor Espinoza, vocero de Mixco. En ese momento solo se sabía el nombre anterior de Marcos por lo que se le preguntó sobre una mujer. Espinoza aseguró que:

—Marcos, “presunto hombre dice ser despedido pero no es trabajador de Emixtra ni de la Municipalidad ya que no aparece en el sistema”.

Continuó haciendo énfasis en su identidad de género en dos ocasiones con mensajes como:

“Este es un perfil de un supuesto hombre”.

“Emixtra no ha despedido a ningún agente varón”.

 

Marcos cuenta su historia para que se protejan sus derechos y aunque no quiere regresar a trabajar a Mixco, sí quiere que se le paguen sus prestaciones completas. Foto: Carlos Sebastián

Marcos cuenta su historia para que se protejan sus derechos y aunque no quiere regresar a trabajar a Mixco, sí quiere que se le paguen sus prestaciones completas. Foto: Carlos Sebastián

Implicaciones legales

Según el artículo 179 del Código Penal Guatemalteco, los tocamientos como los que sufrió Marcos de parte de M.H.S. son considerados Abusos Deshonestos Violentos, que es un delito con 6 a 12 años de cárcel. Pero este no sería el único delito que estaría encubriendo la Municipalidad de Mixco.

Según Marisa Batres, abogada de la organización Visibles, también se viola el derecho a la identidad. Explica que según la Corte Interamericana de Derechos Humanos este derecho es un “conjunto de atributos y características que permiten la individualización de la persona en sociedad”.

En ese sentido, comenta que “éste derecho está íntimamente relacionado con la dignidad humana, derecho a la vida privada y autonomía de la persona. (Artículos 7 y 1 de la Convención Americana de Derechos Humanos y artículo 4 de la Constitución Política de la República)”

Añade que el delito de discriminación, contenido en el artículo 202 bis del Código Penal también se puede notar en el caso de Marcos.

El extrabajador busca demandar a la municipalidad por despido injustificado y asegura que no espera ser reasignado luego de los malos tratos que sufrió durante la administración de Neto Bran.

Ahora solo quiere que paguen su indemnización y dejar atrás esas malas experiencias.

* Nombre ficticio para proteger la identidad de la víctima

Francelia Solano
/

Leer, escribir y dudar son mis necesidades básicas. Periodista especialista en detectar mentiras.


Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

Uníte a nuestro grupo de WhatsApp

¡Gracias!


6

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    Cesar A. /

    10/02/2020 7:57 AM

    ¿Deadnaming y Misgendering?
    Términos inventados para seguir pidiendo privilegios, es sencillo, aunque repita todo el día que usted es delgada, seguirá siendo obesa, solo porque yo crea algo no lo hace verdad.
    Estas personas tienen problemas mentales y debieran ser abordados con seriedad.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Marlon Caceres /

    19/01/2020 6:51 PM

    Porque insisten en hacer las cosas mas complicadas de lo que son? Si tiene pene, es hombre. Si tiene vagina, es mujer. No se puede forzar a las personas o al estado a negar biología básica, solo porque amenaza una idea irreal, de una persona que se rehusa a abrir los ojos.
    Si es una buena empleada, que le den trabajo. Y al jefe abusivo, que lo despidan.

    ¡Ay no!

    3

    ¡Nítido!

    Marco Asturias /

    18/01/2020 5:07 PM

    Neto Bran es un pobre diablo que con apoyo de algunos vecinos logró reelegirse, pobre imbécil con sueños de Presidente. Sin experiencia de ninguna clase ha logrado mantenerse en el puesto mamando de la teta del Estado, ridículo se ve al anunciar esa pelea con otro alcalde. Quien se cree para tratar así a los empleados de la Muni. Agradecido debería estar el que logro reelegirse y que sin que ni para qué seguirá hartándose de nuestros impuestos.

    ¡Ay no!

    1

    ¡Nítido!

    Victor lopez /

    17/01/2020 10:13 PM

    Otra vez ?

    ¡Ay no!

    2

    ¡Nítido!

    Fernando Pérez /

    17/01/2020 10:21 AM

    Lo único bueno de este medio es su análisis de la política, lo demás, es pérdida de tiempo.

    ¡Ay no!

    7

    ¡Nítido!

      Luis Aguirre /

      08/02/2020 11:52 AM

      El problema es que a través de la política y en especial de los políticos que ellos apoyan, quieren imponer sus ideologías de aborto, feminismo (hembrista), ideología de Genero, y otros.
      para ellos siempre serán buenos los políticos que comulgan sus ideas los demás hay que atacarlos, y lamentablemente la mayoría de politicos son corruptos tienen bastante material.

      ¡Ay no!

      ¡Nítido!



Notas más leídas




Secciones