El Gobierno desarticula su estrategia estrella de seguridad

El ministerio de Gobernación elimina las fuerzas de tareas temáticas (sicariato, extorsiones, robos, secuestros, contrabando y femicidios) creadas en 2012 para atacar los delitos de mayor impacto en Guatemala. Las institucionalizará en una sola como una nueva División de Análisis.

fuerzas de tarea gobierno P147 policía violencia

Foto por Carlos Sebastian

Museo de direccion general de la Policia Nacional Civil

En la oficina sólo queda el coordinador. A finales de octubre, su asistente y su asesor recibieron una llamada del departamento de Suministros de la Policía Nacional Civil (PNC)para notificarles la rescisión de su contrato. El coordinador de la fuerza de tarea contra el Femicidio se quedó solo. Solo él y su incertidumbre.

José Alfredo Olazábal Mendizábal, asesor de la Subdirección General de Investigación Criminal, no ha recibido instrucciones nuevas, así que lleva semanas como el jefe de sí mismo. Se reúne con el Ministerio Público (MP) y la PNC, como hace desde que asumió el cargo en febrero de 2013 (en 2012, hubo otra jefa contra Femicidio). Solo queda su secretaria. Si bien es cierto que las fuerzas de tarea carecen de estructura, por lo que no cuentan con plantilla permanente, el contrato del coordinador de Femicidio finaliza el 31 de diciembre y desconoce qué ocurrirá después.

Los contratos como asesores de la Policía Nacional Civil (PNC) para todos los jefes de las fuerzas de tareas temáticas, que oscilan entre Q20,000 y Q25,000,vencen en fin de año.

Seis días después de la visita a Olazábal, y tras inaugurar la sesión de la Comisión Interamericana para el Control del Abuso de Drogas (CICAD), Mauricio López Bonilla, ministro y artífice de las fuerzas de tarea, confirma el presentimiento después de exhibir un documento con el plan estratégico 2012-2016 del Gobierno de Guatemala: “Como gobierno, ya cumplimos con las Fuerzas de Tarea”.

Femicidio es, junto con Extorsiones, Sicariato, Secuestro, Robo y Contrabando, uno de los seis ejes que el Ministerio de Gobernación (Mingob) lanzó como parte de su estrategia bandera de seguridad en 2012, su primer año de mandato. Los temas contra los que lucharían las fuerzas corresponden a los asuntos que en aquel momento eran los más preocupantes para la población, según el Gobierno del Partido Patriota, que enarboló como promesa de campaña la mano dura.

Bajo el nombre de fuerzas de tarea temáticas, seis equipos de asesores estudiarían cada uno de los delitos de mayor impacto social, con la División Especializada de Investigación Criminal (DEIC) de la PNC, el MP y otros ministerios y/o elementos policiales. El objetivo: Servir de puente entre las instituciones para que la Policía y el MP trabajaran coordinadamente, algo que hasta entonces no había sido viable. Según dijo entonces López Bonilla, se trataba de “mesas para desarrollar inteligencia e investigar” estructuras criminales.

A principios de octubre, el viceministro de Seguridad, Edy Juárez, llamó al coordinador de la Fuerzacontra Extorsiones, Mario Alfredo Bosos Monroy, para informarle de la inminente disolución de las fuerzas temáticas. Mientras llegaba el momento, le pidió que trazara un proyecto heredero. Él recuperó la esencia de un documento que elaboró para la ex comisionada Presidencial para la Reforma Policial Helen Mack: La División de Análisis de Investigación Criminal (DAIC), dependiente de la Subdirección General de Investigación Criminal. Si la DAIC sale adelante, funcionaría como “el cerebro” de la investigación, explica Bosos, que fungiría como coordinador de la unidad, junto a Elías Pumay Argueta, asesor de las fuerzas de tarea en extorsiones de tránsito.

El objetivo de Bosos es empezar a trabajar con las unidades de análisis que ya tiene la DEIC, incluir un experto en monitoreo y un jefe policial para así funcionar conjuntamente con el MP, que también tiene su propia división de análisis.

En 2012, el ministro de Gobernación y el Presidente marcaron como horizonte para el final de las fuerzas terminar con la crisis de inseguridad. Para López Bonilla, el enfoque temporal que arrancó el 17 de enero de 2012 concluye justo en el momento en que la PNC ha pasado de 800 a 2,000 investigadores criminales y de una academia de formación de oficiales en la capital a cuatro en todo el país. Una temporalidad de tres años.

Y aunque las fuerzas de tarea aún no han sido formalmente desestructuradas, en entrevista con Nómada el ministro habla en pretérito: “Hoy podemos decir que las fuerzas de tarea no se desarticularon, migraron a la institucionalidad como debe de ser”.

Con el concepto de “Institucionalidad”, se refiere al traspaso de poderes: Las fuerzas de tareadelegarían en la DAIC que englobaría el análisis de femicidio, sicariato, robo de vehículos y celulares, contrabando, secuestro y extorsiones. También se crearían otras unidades y se fortalecerían las ya existentes, como la de trata o de la migración ilegal, avanza el ministro. Pero, por ahora, es un asunto en condicional.

López Bonilla rechaza el término desaparición. “No es que desaparezca las fuerzas de tarea, nos fuimos a un estadio superior con la institucionalidad de la mesa de análisis; donde hay asesores que estuvieron en las fuerzas de tarea que van a trabajar estos temas”.

Todo esto sucede cuando la credibilidad del ministro de Gobernación ha sido cuestionada por permitir que el control de presidios estuviera en manos del preso Byron Lima Oliva – el militar sentenciado por el crimen de monseñor Juan Gerardi-, por otorgar contratos millonarios a exsocios, y por realizar compras millonarias por excepción o sobrevaloradas, entre otros. Además, el Inacif reporta que en octubre de este año realizó más necropsias vinculadas a hechos criminales (514) en comparación con octubre 2013 (495), una situación similar ocurrida en julio y agosto.

La experiencia de cada Fuerza

Ismael Ernesto Alvarado realizó en un mes 3,000 llamadas para extorsionar. Este salvadoreño mandaba el dinero a su madrastra, que vivía en su país. Tras su detención, fue a parar a la cárcel de Pavoncito. Y siguió llamando. Hace cuatro meses, una juez sentó jurisprudencia en Guatemala al obligar por primera vez a un reo, Alvarado, a pagar lo que cobró por extorsiones:US$350,000.

Este caso sirve a Bosos para ejemplificar el funcionamiento de la Fuerza de Tarea contra Extorsiones como puente de diálogo entre policía, MP y Órgano Judicial. Aún cuando es defensor del trabajo de las Fuerzas, crítica la duración: “En 2012, cuando llevaban seis meses, ya propusimos que se eliminaran porque tenían que ser temporales”.

La incertidumbre de Olazábal, de Femicidio, por la salida de sus empleados no existe en Luis Arturo Paniagua García, coordinador de la Fuerza de Tarea contra robo de vehículos y celulares, desde el inicio. Y es que salvo unos meses que tuvo un par de asistentes, más de dos años fungió como coordinador en solitario, sin asesores, para trabajar con la DEIC y el MP. “No tener suficientes recursos no dependía de mí, así que si las fuerzas de tarea desaparecen estaré satisfecho de mi trabajo”, dice este ex director de la PNC en 2002.

Los resultados en el robo de vehículos (detenciones y material incautado) han sido positivos: de 22 robados diariamente en 2012 a 12 por día desde mediados de 2013. Pero en el robo de celulares empeoraron. “En vehículos tenía más de 50 investigadores trabajando en la DEIC y en celulares, a lo mucho, 16. No tuve mucho personal”, justifica.

Tampoco es un problema para la coordinadora de la Fuerza contra el Contrabando, María Verónica Jiménez Morales. “No hay dinero, hay cerebro”, opina esta asesora que aboga por trabajar en silencio porque, dice, los resultados son más efectivos. Aunque no comparte las cifras de tres años de trabajo para valorar la efectividad, cree que la colaboración con la DEIC, la Unidad de Métodos Especiales del MP (escuchas telefónicas) y la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT) han funcionado.

Olazábal, que propuso en dos ocasiones la creación de un departamento de investigación específico contra la muerte violenta de mujeres, apoya el papel transicional que tendrían Bosos y Pumay en la División de Análisis. Porque, de hecho, si se aprueba el proyecto sustitutivo de las fuerzas, la fijación del coordinador contra extorsiones y del ministro coincide: empoderar a la PNC.

En el museo de la Policía Nacional Civil, en el antiguo edificio de Aduanas en la zona 1, básicamente formado por una vitrina con trajes de policías, hay una mesita acristalada con documentos en exhibición. En el centro, hay dos páginas del diario Al Día. El titular: Instalan tres fuerzas contra el crimen.

“Esta decisión estratégica se llevó a cabo en el marco de una institucionalidad débil, con una policía que no maximizaba sus recursos, con un cuerpo policial desmotivado y carente de directrices estratégicas de seguridad y con altos niveles de corrupción”. Estas palabras del ex viceministro de Seguridad, Julio Rivera Clavería, pertenecen al primer documento de análisis presentado internamente sobre las fuerzas de tarea tras el primer año de trabajo.En el informe, ya se avanzaba su temporalidad dependiendo del fortalecimiento de las instituciones: “Son equipos de trabajo coordinados con un horizonte de trabajo definido por los fenómenos criminalesen un contextode debilidad institucional que no pueden ser afrontados en situaciones normales”.

El origen de la fuerza

Sicariato, Secuestro y Extorsiones fueron las tres primeras fuerzas. Y el jefe de Sicariato fue la pieza clave para que López Bonilla eligiera desarrollar fuerzas de tarea interinstitucionales como emblema de seguridad en Guatemala. ¿Por qué? Juan Pablo Ríos, ex fiscal del MP y experto en seguridad, montó por encargo de la Agencia de Cooperación Española (AECID) la primera Unidad de Delitos contra la vida en Guatemala. Entre noviembre de 2009 y diciembre de 2011, Ríos se especializó junto con su equipo de policías en pandillas: Un policía en Mara Salvatrucha y otro, en Pandilla Barrio 18. Unificaron los casos mediante el análisis de las balas para que la Fiscalía de Delitos contra la vida pudiera reunir las acusaciones a grupos de pandillas, en lugar de a personas individuales. “Teníamos la obligación de atender el agente más violento y muchos jueces se negaban a la acusación unificada”, analiza hoy Ríos.

Los buenos resultados de la unidad durante la etapa final del gobierno de Álvaro Colom, hicieron que López Bonilla se interesara por la metodología de Ríos para crear las fuerzas de tarea y de paso para que el presidente Otto Pérez Molina le ofreciera la responsabilidad de dirigir la fuerza contra el Sicariato. Ríos sólo duró en el cargo un año. Después hubo un sustituto, pero hace meses que la Fuerza contra el Sicariato fue disuelta. Según Bosos, porque previamente ya había expertos en la Unidad de Delitos contra la vida.

Gobernación apostó por las Fuerzas de Tarea Territoriales, enfocadas en establecer puntos de seguridad en la frontera.

Carlos Menocal, ministro de Gobernación durante el gobierno de Colom, cree que es correcto que López Bonilla institucionalice el proyecto: “Estaba apostando por fuerzas temáticas que, en lugar de haber existido, deberían de ser divisiones asignadas de investigación criminal, ¿por qué no replicar la experiencia de Delitos contra la vida en otros delitos?”.

“Las fuerzas no dieron el resultado esperado porque fue una extensión de propaganda del Gobierno”, opina Menocal, que solo salva a una fuerza de las cinco temáticas: Secuestros.

Pero también es cierto que Marcos, coordinador de la fuerza de tarea contra el secuestro que por seguridad prefiere no identificarse, tiene otro recorrido. Otra explicación. Y otro futuro. Es el verso libre de las fuerzas porque hace 12 años que existe una unidad contra el secuestro en la PNC y porque él mismo es policía. Pero la unidad, admite, ha tenido altas y bajas. “Este gobierno nos empoderó como fuerza de tarea”, diceeste analítico policía que tiene un equipo de 12 agentes expertos en secuestros, con los que ha logrado que el 98% de los secuestrados en Guatemala, regresen del cautiverio con vida. “Lo importante es que seguimos trabajando contra la impunidad”con apoyo dela Fiscalía contra el secuestro.

Secuestros y Extorsiones han sido las únicas fuerzas que han dado resultados para la ex comisionada Presidencial para la Reforma Policial Helen Mack, quien nunca estuvo a favor de las fuerzas por trabajar delitos continuos bajo un concepto temporal. “No podía favorecer la institucionalización de la Policía”. En la reforma policial propugnaba la depuración de la DEIC y una especialización de las unidades policiales. “Si la escuela de policía de especialidad no funciona, eso es otra cosa”, dice Mack.

Igual que la Unidad de Delitos contra la vida nació casi en paralelo a la Fiscalía del mismo nombre, Elías Pumay, ex fiscal del MP, apoya desde hace dos meses la creación de una Fiscalía de sección contra la Extorsión (la fiscalía actual contra el crimen organizado engloba también robos), mientras la unidad contra extorsiones de la División de análisis toma forma. “Nosotros vamos a capacitar gente para crear la unidad”, asegura el ministro para facilitar un futuro al diálogo entre gobierno y ministerio público.

Para Mario Bosos, el asesor que redacta el proyecto de la nueva división de análisis, las fuerzas temáticas buscaban una gestión más rápida de los casos, golpear a las estructuras criminales y dejar la capacidad instalada en la policía. “La idea de las fuerzas era un cuestión más conceptual”, dice este experto que ya tiene planificado el espacio de la futurible oficina, ubicada en la actual sede de la Fuerza de Tarea contra Extorsiones, en el edificio de la PNC. La alfombra será púrpura.

 

Elsa Cabria
/

En Ciudad de Guatemala nadie lleva chaqueta por si hace frío. Tampoco en Ciudad de México. Pero yo nací en Santander, pequeña capital de provincia en el norte de España. Así que arrastro la manía allá donde me mudo. Tras trabajar en mi país, me fui en 2011 a México por pura curiosidad y me mudé a Guatemala el mes que se fundó Nómada en 2014. Ahora me dedico a proyectos largos de investigación y quiero explorar Centroamérica entre Nómada y El Intercambio.


Anuncio

Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

¡Gracias!


Anuncio

1

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*



Notas más leídas




Secciones