¡Hola!

Necesitás saber que...

Queremos ofrecerte una mejor experiencia de navegación, por eso utilizamos cookies y otros datos para analítica. Conocé aquí nuestra política de privacidad.

Sí, entiendo y acepto

Se abre el telón: Sinibaldi y Baldetti se divorcian. Se cierra el telón

El gran problema para el PP han sido los tiempos. Los tiempos y los hechos. A la salida de su precandidato Alejandro Sinibaldi le faltaba un empujoncito. Pero la coincidencia con la investigación sobre la red de defraudación aduanera en el Gobierno ha sido demasiado. Fueron cuatro días de diferencia entre la renuncia secreta del ex ministro y la desaparición del secretario personal de Roxana Baldetti después de ser acusado de dirigir una mafia aduanera. La acelerada caída del PP empieza 12 años después de su fundación, a 8 meses de entregar el gobierno y a 2 semanas de que empiece la campaña electoral.

baldetti conferencia crisis defraudación aduanera mafia n135 P147 SAT Sinibaldi

Alejandro Sinibaldi gesticula en su conferencia de hoy para renunciar del PP.

Fotos: Carlos Sebastián

La obra del domingo se dividió en cuatro actos: la renuncia de Sinibaldi, el regreso de Baldetti desde Corea del Sur, la conferencia del comité ejecutivo del partido y una reunión de emergencia en la zona 10. Pero en la obra, en la que solo una persona usó un guión, no hubo mucho ensayo y los acontecimientos surgieron uno tras otro sin estar en la agenda. La crisis del gobierno se podía intuir, pero ya es evidente. La desarticulación de una estructura paralela dentro de la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT), comandada por el secretario personal de la vicepresidenta, hunde al partido que luchaba por ser la segunda opción para los votantes.

El jueves, una investigación de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) y del Ministerio Público desarticuló una red de defraudación aduanera comandada por el jefe de la SAT y el secretario privado de Baldetti, Juan Carlos Monzón. Todo mientras ella (y Monzón) se encontraban en un viaje privado en Corea del Sur para que la vicepresidenta recibiera un doctorado honoris causa.

El primer y segundo acto

El primer acto del día fue el de Alejandro Sinibaldi. En tonos de azul y blanco se presentó hoy ante los medios para anunciar su salida del partido naranja. Tono pausado y un discurso aprendido. La conferencia fue corta y sirvió para dejar claro que el ex ministro le asegura a los votantes que ya no tiene nada que ver con el partido oficial. Ni con el gobierno.

Habló del pasado. Asegura que la decisión de dejar el partido la tomó hace un mes. (Y no tuvo nada que ver el escándalo de la SAT). Según dijo, fue porque los ideales del partido ya no existen y por los constantes bloqueos de la vicepresidenta a su campaña. De paso aclaró que cuando era ministro (algo no tan lejano) las aduanas estaban intervenidas y esto implicaba que los reportes pasaran directamente al presidente. El ministro asegura que nunca supo nada.

Habló del presente. (Que gran oportunidad le da para dejar ese partido que se desmorona). ¿Oportunismo? Dijo que no. Alabó el trabajo de la CICIG que ha evidenciado la debilidad de las instituciones y la crisis de corrupción.

Y también habló del futuro. Su ala del Partido Patriota (de diputados y alcaldes) lo acompañarían en el siguiente paso. Se cuidó de dejar todas las puertas abiertas. Llamó a un proceso profundo de reflexión para reformar el Estado a través de la creación de un “nuevo pacto social”, frase parecida a la que ha usado el expresidente Alfonso Portillo sobre la necesidad de una nueva Constitución. Dice que ha hablado con todo el mundo. Ex presidentes, sindicatos, organizaciones sociales y campesinas.

En concreto estaba intentando conquistar a Portillo para que lo apoyara en el camino a la Presidencia. Pero Portillo no le ha hecho caso hasta el momento y se ha decantado, como anunció Nómada, por el partido TODOS, de Roberto Alejos.

Para el segundo acto la vicepresidenta Roxana Baldetti necesitó un guión de ocho puntos. Lo siguió al pie de la letra, desarrollando cada idea, mostrando un vídeo, marcando el turno de preguntas. Excepto en el quinto punto. Ese lo obvió. “Yo regresé hoy al país”, ponía. Pero Baldetti no quiso decir en voz alta qué día regresó del viaje a Corea del Sur en el que su secretario privado Juan Carlos Monzón desapareció tras ser acusado de encabezar junto al superintendente de Aduanas una mafia de defraudación aduanera en Puerto Quetzal.

“Algunos dicen que fue el jueves, otro que fue el viernes”, espetó la vicepresidenta con una sonrisa sobre su propio regreso. Y consiguió desesperar a los periodistas.

Aunque ella no tuvo mucha paciencia. Salió tan airada de la conferencia de prensa, que se olvidó de recoger su papelito del guión en el atril. Y de los kleenex.

ElGuionDeBaldetti

Las cuatro incongruencias en las respuestas de Baldetti

El mayor fallo del relato de la vicepresidenta fue que suscitó más dudas que respuestas. Preguntas a gritos de los periodistas ante un repertorio de respuestas encorsetadas. Los detalles implícitos marcaron. En su comparecencia en la casa presidencial, cuatro hechos no encajaron en su presunto desconocimiento de la existencia de la red de corrupción.

Uno:

Ella sabía que había una investigación en marcha en aduanas desde hacía dos años, pero “por no interferir”, dijo que no sabía sobre qué iba ni a quién implicaba, aunque el presidente dijo el jueves que la investigación surgía a petición del gobierno porque ya había empezado a investigar las aduanas.

Dos:

Hacía un año que la universidad coreana le había invitado a celebrar su centenario fundacional, pero “por tener otras ocupaciones”, antes no había podido y justo consideró apropiado ir en abril de 2015, en la semana que saltó el escándalo, acompañada a un viaje “por primera vez en tres años y tres meses de gobierno” de Juan Carlos Monzón, el ahora ya su ex secretario personal.

Tres:

Las razones que esgrimió Baldetti para que Monzón le acompañara fueron que él iba a ejercer relaciones diplomáticas para conseguir becas de esa universidad, “aunque tenemos acuerdos con otras universidades de Corea”, y porque él le pidió acompañarla para después viajar a “algún lugar en Asia para cosas personales”.

Cuatro:

El jueves, el mismo día que estaba recibiendo el premio honoris causa en Corea, fue el anuncio de la desarticulación de la red de defraudación en Guatemala. En el evento, Baldetti dijo que iba acompañada de Juan Carlos Monzón y que su secretario después se fue. Dijo que en la noche, cuando se enteró del caso de la SAT, lo llamó para anunciarle la destitución, pero nunca le preguntó dónde estaba, ni llamó a la policía para informar de su desaparición. “Te pido que llegues lo antes posible a Tribunales”, dice que le dijo.

 

BaldettiMiraABaldetti

La vicepresidenta, que mostró un vídeo en una televisión de pantalla plana, se daba la razón a sí misma mientras asentía a sus propias palabras observándose en el vídeo. El documento visual, del 3 de abril de 2015, era referente a una reunión de la Comisión Nacional de Contrabando (Conacon), que ella preside y en la que decía que por una investigación, “este año se iba a cosechar lo que se sembró durante años”.

Lo que no dejó a los periodistas fue la copia del pasaporte que iba a dejar para comprobar sus fechas de entrada y salida de Guatemala y Corea. Dijo que salió el 13 de abril y en su guión dejó escrito que regresó hoy domingo 19. Las 15 horas de diferencia horaria entre Corea y Guatemala fueron el gran pretexto que usó para explicar sus inconsistencias discursivas, su ausencia y su silencio sobre su regreso.

Hubo una frase que dejó como penúltimo legado de su ya amplio repertorio de frases para el recuerdo. Si la penúltima fue hace un mes cuando dijo que iba a invitar a los medios a comer mojarra del contaminado lago de Amatitlán, hoy fueron las cinco veces que dijo:

“Cuando aquí era de día, allá era de noche”.

El tercer y cuarto acto

El tercer acto no fue público. El Partido Patriota convocó a una reunión de emergencia con sus secretarios departamentales. Fue tan rápido que a los que venían de lejos los mandaron a traer en helicóptero. Al parecer a la reunión asistieron el presidente y la vicepresidenta. Posiblemente discutan una nueva estrategia. ¿Qué hacer ahora que la figura más popular se ha ido y su credibilidad política está esfumada?

El Comité Ejecutivo del Patriota cerró la función con una conferencia en un hotel. Tildaron a Sinibaldi de traidor. Dijeron que el partido nunca había estado tan unido. Y de paso, que próximamente presentarán su binomio.

Pero desligarse del partido y de la corrupción del gobierno le va costar a Sinibaldi un poco más que dejar las camisas anaranjadas.

No hace falta tener mucha memoria para recordar que hace menos de una semana todo parecía indicar que Sinibaldi estaba predestinado a ser el candidato del oficialismo.

La estrategia pública empezó con la renuncia a su puesto como ministro de comunicaciones en septiembre pasado. Y fue su Ministerio uno de los menos transparentes. Ese mismo mes, el partido realizó una multitudinaria actividad en la Plaza de la Constitución por la que el Tribunal Supremo Electoral los suspendería. Allí hubo de todo. Bailes, discursos, descalificaciones a la competencia, cupones canjeables por comida y ovaciones por parte de una concurrencia donde había más de algún empleado público obligado a asistir. Sinibaldi parecía muy cómodo de naranja.

La canción “Caballito de Palo” casaba con otra de las frases de Baldetti para el recuerdo: “¿Está fisiquín o no está fisiquín?”, preguntó para piropear a Sinibaldi frente a la multitud. “Hoy me dijeron que soy más guapo en persona que en la tele”, decía ese día se septiembre un Sinibaldi plenamente identificado con el PP, y con Baldetti.

Otra canción podría cerrar el performance: Todo lo que sube tiene que caer. Y es que desde septiembre de 2014 el gobierno y el Partido Patriota (que son casi lo mismo) no han hecho más que venirse a pique.

Parece que cuando en Guatemala era de día, al Patriota se le hizo de noche.

Elsa Cabria
/

En Ciudad de Guatemala nadie lleva chaqueta por si hace frío. Tampoco en Ciudad de México. Pero yo nací en Santander, pequeña capital de provincia en el norte de España. Así que arrastro la manía allá donde me mudo. Tras trabajar en mi país, me fui en 2011 a México por pura curiosidad y me mudé a Guatemala el mes que se fundó Nómada en 2014. Ahora me dedico a proyectos largos de investigación y quiero explorar Centroamérica entre Nómada y El Intercambio.


Anuncio

Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

¡Gracias!


Anuncio

10

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    ANONIMO /

    02/06/2015 11:49 PM

    […] (Nota relacionada: Se abre el telón, Sinibaldi renuncia. Se cierra el telón) […]

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    oliver Saul Tumax Robles /
    06/05/2015 3:49 PM

    Hay algo interesante al ver ahora al presidente y a Bonilla saliendo por ccn, porque en Guatemala no ha se ha dado una entrevista de nivel, con preguntas exactas sobre lo ocurrido en caso sat. o porque no se ha hecho un fórum donde el gobierno conteste las preguntas de algunos espectadores

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    El PP: Lo que le ocurrió a Baldetti le puede pasar a cualquier persona | CMI Guatemala /

    27/04/2015 10:17 AM

    […] semana. Ya casi nadie en el país quiere vincularse al Patriota. Se quedaron en cuestión de días sin presidenciable, sin sus principales financistas, el gran empresariado, que le dio la espalda y se unió a los […]

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    ANONIMO /

    26/04/2015 10:15 PM

    […] semana. Ya casi nadie en el país quiere vincularse al Patriota. Se quedaron en cuestión de días sin presidenciable, sin sus principales financistas, el gran empresariado, que le dio la espalda y se unió a los […]

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    ANONIMO /

    26/04/2015 10:15 PM

    […] semana. Ya casi nadie en el país quiere vincularse al Patriota. Se quedaron en cuestión de días sin presidenciable, sin sus principales financistas, el gran empresariado, que le dio la espalda y se unió a los […]

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    ANONIMO /

    24/04/2015 8:46 AM

    […] migratorio, el vocero presidencial confirmó que Baldetti estaba en el país desde el viernes. Baldetti misma ironizó y dijo que había regresado, según unos, jueves o viernes. Pero apareció en conferencia de prensa el […]

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    ANONIMO /

    22/04/2015 6:13 AM

    […] Patriota. Están tan solos en política que en la conferencia de prensa del domingo para reaccionar a la salida de su precandidato Alejandro Sinibaldi, no estuvo el subsecretario general del partido, el ministro Mauricio López Bonilla. Renunció uno […]

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Jorge Pérez /

    20/04/2015 6:33 PM

    Que digan la verdad, que reconozcan que contrataron a Juan Carlos -Robacarros- Monzón porque tenía el perfil ideal para restablecer la red de Moreno y llegar a saquear las aduanas. El tenía parentesco político con Moreno y era muy amigo del hijo, a quienes los capturaron juntos, además tenía un record impecable en su servicio militar para garantizar que haría todo -por muy shuco que fuera- lo que le ordenaran y tenía la ventaja de tener una gran cola que machucar, en caso se quisiera salir del guacal. A quien le queda alguna duda? Todo el mundo y en especial elPeriódico se los cantó y ahora resultó que la mayor parte de "chismes" resultaron ser información cierta, verídica y hasta cierto punto premonitoria de lo que está pasando.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Vinicio Alvarez /

    20/04/2015 11:35 AM

    yo creo que hay una 5a incongruencia, y es cuando le toco hablar en la entrevista que le hicieron al fiscal que lleva el caso donde RECALCABA que la vice-presidenta no tenia nada que ver, por que este señor dijo eso creo que en una investigacion todos son sospechosos y mas aun estando tan cerca de las personas

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Braulio Salazar /

    20/04/2015 6:43 AM

    Esto se parece a este cuento: Lobo, lobito, habla la Caperucita. En el pueblo dicen que te has estado comiendo las ovejas, los pastores están muy molestos y te quieren encerrar. Te agradeceré que vayas con ellos y les aclares que no es cierto lo que dicen. Solo límpiate el hocico de sangre para que no piensen mal. Por cierto, acá ya es de noche, pero allá con ellos es de día.

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!



Notas más leídas




Secciones