Nacho Progre contra la cosificación de los hombres

n hombre sueña, y al hacerlo rompe sus propias cadenas. Soy un error en el sistema, un hombre distinto, un hombre que renunció a ser machista. Desde este que es mi nuevo lugar en el mundo, escribo: dejen de tratarme como objeto.

Volcánica humor v2 volcanica

Ilustración: Carmiña Warden.

Un hombre sueña, y al hacerlo rompe sus propias cadenas. Soy un error en el sistema, un hombre distinto, un hombre que renunció a ser machista. Desde este que es mi nuevo lugar en el mundo, escribo: dejen de tratarme como objeto.

Los hombres estamos cansados de ser cosificados como bancos o monederos que están siempre dispuestos a pagar las cosas de nuestras compañeras. El movimiento de feministos masculinistas ha puesto el limón de los cuestionamientos sobre la herida de nuestra cosificación en este sentido pero se ha olvidado de que, del mismo modo que el matriarcado machista nos mira como bancos, también podemos ser objetos románticos

Esto sucede sobre todo en las relaciones de pareja en las que se nos obliga a seguir una serie de reglas patriarcales de afecto cuando nosotros sólo queremos nuestra libertad de poder seguir saliendo con más niñas. En mi caso, por ejemplo, he tenido incluso que mentir, que decir “tú eres la única” sabiendo que estoy siendo obligado por el patriarcado a mentir si quiero relacionarme sexoafectivamente con una niña.

Es trágico y horrible a la vez. Los feministos debemos tomar la batuta en el movimiento anti patriarcal para terminar con este doble estándar. No queremos tener que escondernos para salir con muchas mujeres al mismo tiempo, pero tampoco queremos que ustedes salgan con otros hombres, y es en esta contradicción dolorosa que está nuestro sino adverso, trágico como feministos masculinistas. Por eso nos vemos obligados a mentir, y mentir nos daña, nos duele, nos hiere profundamente a nosotros los hombres cosificados. Dejen de hacernos mentir. Lo exigimos ahora.

Basta de cosificación masculina

No somos objetos

Somos sujetos

 

Cynthia Híjar
/

Me llamo Cynthia Híjar Juárez y me interesan las formas desobedientes de educación. Soy pedagoga feminista y actualmente estudio investigación y creación dancística en el Centro de Investigación Coreográfica. Escribo el guión de Nacho Progre, proyecto que comparto con Carmina Warden, y creé el laboratorio de danzas íntimas que es una propuesta de apropiación corporal desde la danza.


Carmiña Warden
/

Carmina Warden era una médica que dibujaba en sus ratos libres. Ahora es una dibujante que da consejos médicos a sus amigos. Le gusta escribir sobre literatura, cine, drogas, psicodélicos y música pop de los años sesenta. Es del norte de México y come muchas tortillas de harina de trigo.


Anuncio

Hay Mucho Más

No te perdás las últimas publicaciones de Nómada

¡Gracias por suscribirte!

(Revisá tu correo y confirmá tu suscripción)

A qué hora te gustaría recibirlo:

Te gustaría recibir sobre:

¡Gracias!


Con qué frecuencia te gustaría recibirnos:

¡Gracias!


Anuncio

2

COMENTARIOS

RESPUESTAS

INGRESA UN MENSAJE.

INGRESA TU NOMBRE.

INGRESA TU CORREO ELECTRÓNICO.

INGRESA UN CORREO ELECTRÓNICO VÁLIDO.

*

    en perspectiva /

    08/10/2018 1:23 PM

    #TestDelAliadoFeminista en Twitter

    ¡Ay no!

    ¡Nítido!

    Hugo /

    06/10/2018 9:16 AM

    En nomada ahora escriben comics o que?
    Busquen a gente que realmente tenga algo serio que decir.

    ¡Ay no!

    2

    ¡Nítido!



Notas más leídas




Secciones